TERUEL Los futuros maestros de Educación Física apuestan por la coeducación

Los futuros maestros de Educación Física apuestan por la coeducación

Alumnos de Huesca y Teruel trabajando juntos en el Campus turolense
Alumnos de Huesca y Teruel trabajando juntos en el Campus turolense

Los alumnos de la mención de Educación Física del grado de Magisterio de Huesca devolvieron este lunes la reciente visita de sus compañeros turolenses. La ciudad de Teruel acogió la segunda convivencia impulsada dentro del proyecto de innovación EducaFísicaTe. En esta ocasión, las actividades formativas entre iguales se centraron en el tema de la igualdad de género y la coeducación, además del uso de las nuevas tecnologías para aprovechar los recursos del entorno para aprender de una forma cooperativa.

La actividad, organizada por la Facultad de Ciencias Sociales y Humanas de Teruel y la de Ciencias Humanas y de la Educación de Huesca, con la colaboración del Observatorio de la Igualdad de Género del Vicerrectorado de Cultura y Proyección Social de la Universidad de Zaragoza, contó con la presencia de Elena Ramírez Rico y Rosaura Navajas Seco, del grupo de investigación Estudios de género en la actividad física y el deporte de la Facultad de Educación de la Universidad Complutense de Madrid. Asimismo, los estudiantes de Huesca explicaron los contenidos sobre coeducación a sus compañeros y luego trabajaron juntos aspectos a tener en cuenta sobre lenguaje, objetivos, metodología, contenidos y evaluación.

“Considerábamos esencial introducir la coeducación en la formación inicial de los futuros maestros para que sean sensibles y conscientes de la realidad en la que van a trabajar y que puedan adoptar estrategias para intentar mejorar esa realidad en términos de igualdad de género”, destacó el profesor del Campus de Huesca Alberto Aibar.

Asimismo, el investigador oscense señaló que la Educación Física es una de las áreas “donde más incidencia se puede hacer en el trabajo de la igualdad de género, donde más fácil puede resultar trabajar determinados aspectos, generar el debate y aplicar estrategias”.

La segunda propuesta de la convivencia se desarrolló por la tarde. Los anfitriones propusieron a sus compañeros de Huesca conocer la ciudad de una forma diferente y dinámica. Se utilizaron tres aplicaciones informáticas con muchas potencialidades para los docentes. Con Geocaching se “escondieron” varios tesoros por la ciudad que debían encontrar los universitarios.

Con Geoaumentaty se pueden diseñar rutas turísticas interactivas. En este caso se trabajó con la plaza del Torico, las torres mudéjares, el Mausoleo de los Amantes y el Portal de la Traición y a partir de unas fotografías aparecía una realidad aumentada con los alumnos turolenses en un vídeo donde les contaban la historia y les proponían unas preguntas.

Finalmente, había que superar tres retos colaborativos. “Desafíos corporales cooperativos, uno de ellos con combas y otro de transportar objetivos sin poder ver”, explicó el profesor del Campus de Teruel José Antonio Julián.

La jornada culminó respondiendo a las preguntas que se habían planteando y montando dos fotografías sobre la amistad.

Julián destacó que estas convivencias que permiten el aprendizaje entre iguales son muy positivas para los estudiantes. “Van viendo que los retos que les vamos proponiendo para cada una de las convivencias tienen relación con competencias profesionales ya sea exponer a otros, construir un material curricular para..., montar una coreografía por... Todo está enfocado para que tenga una transmisión directa a competencias profesionales que ellos van a poner en marcha cuando estén en un centro educativo”, destacó el investigador turolense que añadió que aprender de los iguales “tiene un potencial muy grande”.

En cuanto el uso de las tecnologías como las utilizadas en el gran juego por las calles de Teruel, Julián señaló que ahora está abierto el debate sobre el uso de los dispositivos móviles en las aulas. Señaló que esta tecnología es “una ventana al aprendizaje” y que hay que propiciar interacciones positivas e ir siempre de la mano los profesores con las familias y la Administración.

Alumnos de Huesca y Teruel trabajando juntos en el Campus turolense
Alumnos de Huesca y Teruel trabajando juntos en el Campus turolense
Alumnos de Huesca y Teruel trabajando juntos en el Campus turolense
Alumnos de Huesca y Teruel trabajando juntos en el Campus turolense
Alumnos de Huesca y Teruel trabajando juntos en el Campus turolense