Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Andorra ayudará a cada microempresa que sufra la pandemia con mil euros Andorra ayudará a cada microempresa que sufra la pandemia con mil euros
Amador (al fondo), con representantes de la asociación empresarial con su presidente Roberto Miguel (izda.) a la cabeza

Andorra ayudará a cada microempresa que sufra la pandemia con mil euros

El Ayuntamiento licitará la limpieza de edificios para acabar con décadas de “irregularidades”

El Ayuntamiento de Andorra subvencionará de forma directa con hasta 1.000 euros a cada autónomo y pequeña empresa de la localidad después de replantear el programa Reactívate para agilizar el pago de ayudas por el descenso de la actividad económica como consecuencia del Covid.

El pleno aprobó este miércoles por unanimidad destinar los 130.500 euros de remanentes del programa de ayudas al sector empresarial a ayudas directas, después de la maraña administrativa que representó la primera fase, que solo repartió 69.500 euros entre 139 empresas.

Según el plan, una línea de subvención, dotada con 150.000 euros, concedía una cantidad fija de 500 euros a microempresas, siempre y cuando su actividad se hubiera visto afectada por el cierre obligatorio de establecimientos durante el primer estado de alarma, el de primavera. 

La segunda línea, dotada con 50.000 euros más los remanentes de la primera, iba a servir para subvencionar impuestos municipales que pagan estos autónomos, y además, las empresas sin ERTEs se beneficiarían de subvenciones directas de entre 150 y 450 euros en función de sus empleados.

La complicación burocrática que representaba esta línea hizo que el ayuntamiento se replantease el plan. “Esa segunda línea la transformamos ahora en otra de 500 euros de ayuda directa, con la particularidad de que todos aquellos que se quedaron fuera en la primera, en esta segunda podrán solicitar los 500 de ahora y los 500 de la primera”, dijo el alcalde, Antonio Amador. Por tanto, cada microempresa podrá optar, en dos fases, a mil euros de subvención directa que le ayudarán a sobrellevar la crisis derivada de la pandemia.

Ayudas por Gloria

El pleno, que se desarrolló de forma telemática con motivo de las restricciones de reunión, aprobó también dos modificaciones de créditos por valor de 400.000 euros en total para sacar adelante compromisos adquiridos por el equipo de gobierno PSOE-PAR, como el abono del 95% de la licencia de obras a quienes sufrieron desperfectos por el temporal gloria, o ayudas para la compra de naves industriales y terrenos con el mismo fin. También se abordarán con este dinero mejoras en edificios de titularidad municipal como la antigua sede de la Comarca Andorra-Sierra de Arcos, que presenta goteras, o mejoras en vías públicas y redes de saneamiento. También ha habido que incrementar la limpieza en edificios municipales derivados del Covid-19. Los fondos habilitados provienen de remanente de tesorería.

También se aprobó el pliego del nuevo contrato del servicio de limpieza de edificios municipales, en “situación de irregularidad” desde los años 90 del siglo pasado, como reconoció Amador. 

“Desde entonces no se ha sacado un contrato de limpieza”, labor que en este momento desarrollan tres empresas, recordó.

“Hicimos un estudio del servicio y decidimos sacar a concurso el contrato para dos años, con posibilidad de un año más otro de prórroga (cuatro como máximo), por 425.000 euros anuales. Solo con el precio de licitación nos ahorramos 25.000 euros anuales, que esperemos que baje porque las empresas oferten menos dinero”, previó el alcalde. 

Parque de Atalaya

Por otra parte, el pleno aprobó una modificación del PGOU para que puedan comenzar las obras del parque fotovoltaico de 50 megavatios de Atalaya, y también se aprobaron las contrataciones patrimoniales para los alquileres en la zona de El Saso.

Estaba previsto que comenzara este año la construcción, pero los trámites se han demorado. Ya en mayo, el pleno declaró de interés público el parque antes de arrendar las 34 hectáreas rústicas de titularidad municipal que la empresa necesita para completar otras 93 que ya ha alquilado a los particulares y que hasta ahora se destinaban a usos agrícolas por un alquiler simbólico de 4 euros por hectárea y año. 

El ayuntamiento pasará a recibir 1.000 euros anuales por hectárea durante 30 años, lo que supondrá 1.020.000 euros en total. Además, ingresará en 30 años 3 millones de euros en concepto de impuesto sobre actividades económicas (IAE) y más de 300.000 euros en impuestos de construcción este año. 

Por último, el pleno dio lectura de la declaración institucional de eliminación de la violencia contra la mujer, y aprobó la eliminación de audiencia pública previa a la presentación de los presupuestos 2021 con motivo de la pandemia. 

El equipo de gobierno PSOE-PAR ha remitido esta semana a los grupos municipales su proyecto de cuentas para el ejercicio que viene, que espera aprobar el próximo 10 de diciembre en un pleno extraordinario.