Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Aragón pedirá que los trabajadores de las subcontratas de la térmica de Andorra sean considerados prioritarios en el convenio de transición justa Aragón pedirá que los trabajadores de las subcontratas de la térmica de Andorra sean considerados prioritarios en el convenio de transición justa
La consejera Marta Gastón, durante la reunión mantenida con los portavoces de la plataforma de las subcontratas de la térmica de Andorra

Aragón pedirá que los trabajadores de las subcontratas de la térmica de Andorra sean considerados prioritarios en el convenio de transición justa

Marta Gastón ha mantenido un encuentro con los portavoces de la plataforma de las subcontratas de la central

El Gobierno de Aragón pedirá que el convenio de transición justa que se fije con el Ministerio de Transición Ecológica recoja “la importancia que los trabajadores de las subcontratas tienen en el territorio”. En este sentido solicitará que se priorice por escrito no solo su participación en el desmantelamiento de la central térmica de Andorra, sino también en la actividad que se genere en torno a la producción de energía fotovoltaica en la zona y en el acceso a la formación que permitirá dar respuesta a los nuevos proyectos empresariales que allí se ubiquen.

Así lo ha trasladado este lunes la consejera de Economía, Industria y Empleo, Marta Gastón, tras el encuentro mantenido en su despacho con los portavoces de la plataforma de las subcontratas de la térmica. Gastón ha manifestado la “sensibilidad del Gobierno de Aragón por las casi 400 personas que están trabajando desde unas 30 subcontratas distintas” en torno a la actividad de la central: “No hay distintas tipologías y categorías de trabajadores. La incertidumbre pende sobre todos los empleos que la minería y la central térmica de Andorra generan actualmente en las Cuencas Mineras”, ha subrayado la consejera.

Este encuentro se celebra tras el mantenido el pasado jueves con Endesa y un día antes de la reunión prevista para este martes por la tarde en Madrid entre la consejera Marta Gastón y el Secretario de Estado de Energía, José Domínguez Abascal. En ella abordarán el convenio para la transición justa que el Gobierno central va a firmar con las Comunidades Autónomas afectadas por el cierre de centrales térmicas y que Aragón, según manifestó el propio Ministerio, será la primera Comunidad en firmar. Gastón ha avanzado que entre los puntos a tratar figura también las próximas actuaciones del “equipo-país” formado por Aragón, Asturias, Castilla-La Mancha, Castilla y León y el Ministerio para la Transición Ecológica, dentro de la Plataforma Europea de Regiones del Carbón en Transición.

Los portavoces de la plataforma han trasladado a la consejera que llevan tiempo solicitando una reunión con Endesa para la que, hasta el momento, no han obtenido respuesta. Marta Gastón se ha comprometido a intentar que sean escuchados por la compañía. “No son empleados directos, pero la tarea que han estado llevando a cabo durante todos estos años es tan importante para el buen funcionamiento de la central como la de los empleados directos”, ha apuntado Gastón, que ha considerado que debe tenerse en cuenta “su incertidumbre y preocupación por su futuro y el de la comarca”, así como las reivindicaciones y sensibilidades que manifiestan como “colectivo vulnerable”.

En esta línea, la consejera de Economía, Industria y Empleo ha recordado que la problemática de las Cuencas Mineras “no solo es de los trabajadores actuales, sino de los trabajadores futuros; de esos jóvenes que necesitarán un horizonte de empleo en el que poder gestar sus esperanzas para quedarse a vivir en el territorio”.

En la reunión han participado tres portavoces de la plataforma: Pedro Miñana, presidente del comité de empresa de Maessa, y Macario Mora y Pedro Moneo, trabajadores de la empresa Nervión. Por parte del Gobierno de Aragón, además de la consejera Marta Gastón, ha estado presente Ramón Tejedor, director gerente del Instituto Aragonés de Fomento (IAF) y coordinador del ejecutivo autonómico para las acciones dirigidas a paliar los efectos del cierre de la central térmica de Andorra.