Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Joaquín Olona, durante el pleno de las Cortes de Aragón

Ciudadanos pide que no se deje en la estacada a los afectados por Gloria

Recuerda que algunos ganaderos están “en la ruina” tras perderlo todo

El debate sobre la borrasca Gloria, las consecuencias que ha provocado en el campo y especialmente en la ganadería y las ayudas previstas para apoyar a los afectados volvió a las Cortes de Aragón a través de una pregunta formulada por el grupo parlamentario de Ciudadanos (Cs) al consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, Joaquín Olona. El diputado Ramiro Domínguez pidió más respaldo para los ganaderos que no tenían aseguradas sus explotaciones ganaderas y que ahora se han quedado sin nada, después de que la nieve y el agua acabaran derrumbando los tejados de sus granjas.

El parlamentario recordó que  el Gobierno de Aragón aprobó una convocatoria de créditos blandos por importe de 10 millones de euros, unas aportaciones que no dudó que sean positivas, aunque insistió en que “hay ganaderos que no pueden hacer frente a nuevos créditos, porque todavía se encontraban pagando los de sus explotaciones” cuando llegó el temporal y destruyó sus granjas.

Domínguez no dudó de que los créditos a interés 0 aprobados por el Gobierno vayan a “venir muy bien a los agricultores a los que se les han partido los olivos por la mitad, pero nos preguntamos cómo sale a flote el ganadero, que lleva cinco o seis meses sin recibir nada, pagando los préstamos que ya tenía de antes de la tormenta Gloria y sin poder producir ni meter animales dentro de la granja”. 

Para el diputado de la formación liberal, “las ayudas siempre son buenas, pero qué podemos hacer con estas personas a las que se les ha venido abajo toda la explotación. Aunque no paguen intereses de los nuevos préstamos, todavía tienen otros anteriores de las explotaciones que se derrumbaron y que estaban pagando, y hay casos en muchos pueblos de la provincia de Teruel”, añadió.

El parlamentario reclamó “una solución para estas familias”, que han quedado totalmente arruinadas. Además,  dijo que en esta situación “no se encuentran uno, dos ni tres ganaderos; es cierto que no son los 50, pero tenemos unos 20” casos, enfatizó Domínguez.

El consejero de Agricultura contestó que ha habido una segunda convocatoria de ayudas y que a la primera, de 50 millones, se acogieron 1.568 agricultores. Con todo, no descartó nuevas lineas para los profesionales del sector, según enfatizó en el último tramo de la sesión plenaria. Recordó, además, que “estas subvenciones son compatibles con los seguros agrarios” y, aunque reconoció que “hay casos de damnificados que no tenían seguros, “todo son ayudas y es todo lo que hemos podido hacer hasta el momento, a pesar de que sabemos de las dificultades que los ganaderos y agricultores tienen en estos momentos”. Con todo, reconoció que para cubrir las necesidades del sector agrario posiblemente no sería suficiente ni el Presupuesto que tiene la Comunidad Autónoma.

Para el titular de Agricultura, el Ejecutivo autonómico ha actuado, dijo, “con sensibilidad” ante el problema provocado por la tormenta Gloria.

Tormentas 9 y 10 de mayo

Por otra parte, también el grupo parlamentario de Vox preguntó al titular de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente por los daños ocasionados por las tormentas de granizo del 9 y 10 de mayo pasados y que ocasionaron pérdidas de hasta el 90% en cosechas de vid, olivo, almendro y cereal, en las provincias de Teruel y Zaragoza.

El diputado Santiago Morón preguntó a Joaquín Olona si estaba previsto adoptar “medidas urgentes para paliar los daños causados por los temporales de lluvias torrenciales, nieve, granizo y viento, inundaciones, desbordamientos de ríos y torrentes y pedrisco”. En este sentido, recordó que el pedrisco ha llegado al medio metro de altura en algunos municipios, destacando que en Teruel se han producido afecciones en cultivos de cereal y viña en Muniesa, Blesa, Alacón, además de en el frutal y  cereal en Albalate Arzobispo y en distintos puntos de la Sierra de Arcos”, enfatizó el parlamentario.

El consejero de Agricultura contestó que “los seguros agrarios” tienen la función de cubrir esas pérdidas y que en este caso “no es preciso tomar medidas urgentes ni extraordinarias frente a algo que está cubierto”. Joaquín Olona recordó, además, que en el caso del temporal Gloria “se adoptaron medidas excepcionales, porque se produjeron daños estructurales”, lo que no es el caso de las tormentas del último mes, que han provocado desperfectos en cultivos, lo que está cubierto por las aseguradoras”, añadió.

Por otra parte, recordó que los seguros agrarios no siempre contemplan afecciones en instalaciones, granjas, plantaciones con daños estructurales como sucedió durante la tormenta Gloria, de ahí que el Ejecutivo decidiera intervenir “allí donde los seguros agrarios no llegaron”, enfatizó Olona. Por el contrario, las afecciones de los días mencionados de mayo “entran dentro de  la casuística del seguro agrario y por ello compensar desde la Administración pública a aquellos agricultores que no suscriben seguros de protección de sus cosechas, dijo, “no tendría sentido cuando hay agricultores que sí lo hacen”.