Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Las obras de reparación de la fuente han empezado esta semana

Cretas restaura la Font de la Barra, dañada por el temporal Gloria

El Ayuntamiento ya lleva 120.000 euros gastados en distintas reparaciones

Esta semana han empezado los trabajos de restauración de la Font de la Barra de Cretas, una de las antiguas fuentes de las que se abasteció el municipio de agua de boca y cuya construcción data del siglo XV.

Dañada como consecuencia del temporal Gloria, que afectó a la provincia de Teruel el mes de enero pasado, el Ayuntamiento ha iniciado estos días los trabajos para la levantar la pared principal de este espacio, que se vino abajo tras el temporal del invierno y que dejó unos cuántos destrozos de distintas infraestructuras municipales.

El alcalde de Cretas, Fernando Camps, indicó que “las obras tienen un coste de alrededor de 35.000 euros, que se financian con fondos propios”, puntualizó, “como todas las reparaciones acometidas como consecuencia del temporal, por las que no se ha recibido ninguna ayuda por parte de las administraciones públicas”, se lamentó.

Los trabajos han empezado con la retirada y numeración de las piedras que se colocarán para levantar de nuevo la pared y su estructura, venida abajo como consecuencia del peso de la nieve y de las escorrentías de agua. 

El alcalde detalló que “la pared de sillería era del siglo XV y no soportó la fuerza del agua y la nieve”. Además de la pared, “el acceso hasta la fuente está completamente destrozado”.

Las obras estarán terminadas en un plazo de “15 o 20 días” según los cálculos del primer edil, quien recordó que esta no es la primera actuación que acomete el consistorio para recuperar espacios dañados como consecuencia de Gloria. Tal y como recordó el regidor, “llevamos alrededor de 120.000 euros gastados en distintas reparaciones, ahora con la Font de la Barra, pero antes con el arreglo de los caminos que llevaban hasta la captación de agua, que también quedaron destrozados”. En relación a este gasto, consideró que “es un dispendio enorme para un pueblo para Cretas, y no sabemos cómo lo haremos para cumplir con la regla de gasto, ya que hemos tenido que hacer distintas modificaciones presupuestarias para acometer todas estas obras”.

Entre otras intervenciones, “todavía queda pendiente la limpieza del azud desde donde cogemos el agua de boca, en el río Algars”. El azud está colmatado de grabas desde la última riada “y apenas queda un palmo de agua desde entonces, cuando normalmente tenía un metro y medio de profundidad”. El Ayuntamiento ha enviado a la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) “una memoria valorada para la construcción de una balsa lateral de 30 millones de litros” que sería, según Camps, la solución para que el pueblo no tuviera problemas de abastecimiento de ahora en adelante. “Esperemos que nos den los permisos para poder intervenir y solucionar el problema de una vez”, dijo el alcalde.