Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Salvador Illa y Juan José Omella, en la plaza de Cretas,antes de acceder al Hotel Villa de Cretas, este lunes.

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, elige el Matarraña para descansar y pasar unos días de vacaciones

Coincidió con el presidente de la Conferencia Episcopal en Cretas

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, está pasando unos días de vacaciones alojado en un establecimiento de la Comarca del Matarraña, tal y como pudieron comprobar los vecinos de Cretas, cuando este lunes se toparon con él paseando por las calles de su pueblo haciendo turismo. 

Con Illa también se encontró el cardenal y arzobispo de Barcelona, Juan José Omella, natural de esta localidad y que también está pasando unos días en su localidad natal. Ambos estuvieron tomando un refrigerio en la cafetería del Hotel Villa de Cretas,en la plaza de España, este lunes, lo que causó expectación entre algunos vecinos. A la improvisada reunión se sumó durante unos minutos el alcalde, Fernando Camps, quien explicó que el ministro estuvo en el municipio acompañado de su mujer y de dos miembros de la seguridad, así como de otras personas. 

El regidor se enteró de que el ministro de Sanidad se encontraba en el pueblo “porque un vecino me avisó por whatsapp”. Camps comentó que “estaba en una reunión telemática de la Comarca del Matarraña y cuando me dijeron que estaba el ministro fui a saludarle”. Según el alcalde, “prácticamente no hablamos del coronavirus; yo le pregunté cómo iba la cosa y él me contestó que estaba preocupante, y nada más. Hablamos del pueblo, de la comarca y nos comentó que teníamos Cretas muy bien cuidado”, detalló el alcalde cretense, que consideró “muy positivo que personas así visiten nuestros pueblos y nuestro territorio”. 

En relación a la entrevista mantenida entre el ministro de Sanidad y el cardenal y arzobispo de Barcelona, Fernando Camps lo enmarcó dentro de “la casualidad” y no como un encuentro organizado. Según dijo, “estaba el cardenal por la calle con unos amigos y se encontraron con el ministro, y decidieron tomar algo. Uno de los bares tenía la terraza llena y finalmente acudieron a la cafetería del hotel”.