Síguenos

457_1200x150-bueno.gif banner click 457 banner 457

El número 20 de ‘Turolenses’ cuestiona el Milagro de Calanda y otros tópicos regionales El número 20 de ‘Turolenses’ cuestiona el Milagro de Calanda y otros tópicos regionales
Alberto Herrero, Javier Alquézar, José Manuel Royo y Diego Piñeiro, en el Centro Buñuel Calanda. Marcos Navarro

El número 20 de ‘Turolenses’ cuestiona el Milagro de Calanda y otros tópicos regionales

El IET presenta en el CBC la publicación, en la que colaboran todos los centros de estudios

Un dossier formado por 12 artículos en los que otros tantos autores analizan si los tópicos relacionados con la provincia de Teruel encierran algo de verdad o son un mito protagonizan el último número, el 20, de la revista Turolenses, publicación cultural que edita el Instituto de Estudios Turolenses (IET) en colaboración con los centros de estudios del territorio y que fue presentada en el Centro Buñuel Calanda.

De una lectura amena de los textos de la sección Realidad o ficción: doce tópicos turolenses, preparados por otros tantos especialistas con una mirada libre y personal, se comprende que El Cid no pasó por Alcañiz, como apunta José Luis Corral, que aclara que el Alcañiz que se cita en el Poema del Cid no es del Bajo Aragón, sino el que existió al paso del río Huerva, en Cariñena.

Más polémica levantó en Calanda la interpretación de Eliseo Serrano, que pone en cuestión      -como refrenda toda lógica- que realmente a Miguel Pellicer le creciera una pierna tras serle amputada y se obrase el Milagro, sino que más bien todo pudo ser un bulo producto de la picaresca, por mucha documentación arzobispal que haya de por medio.

Según las fuentes históricas y literarias, lo de los Amantes de Teruel igual pudo tener lugar en 1217, como en 1228 -Yagüe de Salas-, 1280 -Bartolomé de Villaba- y hasta 1535 -según la obra que se atribuye a Tirso de Molina, que sitúa a Diego acompañando a Carlos V en la toma de Túnez-. A gusto del consumidor.

Sobre las cárceles del Matarraña, Fernando Burillo matiza que fueron usadas para pequeñas detenciones, pero que nadie cumplió allí largas condenas.

El origen de los tambores de Alcañiz en 1678, dato que suele darse por hecho, se contradice con la documentación, ya que el primer texto que habla de presencia masiva de tambores en esa ciudad para Semana Santa data del siglo XIX. Tampoco parece ser cierto que la de Villarluengo fue en 1789 la primera fábrica de papel continuo de España, ya que ese invento se desarrolló nueve años después.

Por lo demás, no todos los puentes vetustos son romanos, ni todos los tesoros y restos antiguos son de la época de los moros, ni el Bajo Aragón es lo que está más al sur de la comunidad, ni mucho menos las buenas carreteras son claves para revertir la despoblación. ¿Fue Pablo Monguió discípulo de Antonio Gaudí? ¿Es útil decir todo el tiempo que Teruel Existe? Un ratito ameno de lectura quitará prejuicios y destapará realidades.

Amplio contenido

Turolenses agrupa en la sección Artículos un texto biográfico sobre la soprano Carmen Gracia Tesán -nacida en La Puebla de Híjar- y su huella en el cine español de posguerra, una revisión del patrimonio hidráulico en el entorno de la ciudad de Teruel, un análisis sobre la influencia de las matemáticas en la autovía Mudéjar, un artículo sobre la cultura de la piedra con el ejemplo de los petroglifos -o grabados sobre roca en Puertomingalvo y un estudio de las ménsulas -elementos arquitectónicos- de la iglesia de San Francisco de Teruel.

Una miscelánea repasa publicaciones turolenses impresas como El Masino, que cumple 40 años de historia este 2022, la revista Esta Tierra o la labor de la Asociación Patrimonio Minero de Escucha. Incluye un texto sobre la huelga general de Beceite de 1922 y un artículo sobre la localidad de Ródenas y su incorporación en 2021 a la Red de Pueblos y Ciudades Alfonsíes por su vinculación con Alfonso X el Sabio.

También se publica un artículo de José Antonio Benavente sobre el Centro de los Íberos en el Bajo Aragón (CIBA) de Alcañiz y otro sobre el proyecto de la Comarca del Maestrazgo para recuperar el patrimonio material e inmaterial de la escuela rural.

La entrevista es para la pintora de Oliete Nati Cañada, que expone De lo terrenal a lo sagrado en el Monasterio de El Olivar, en Estercuel.

Por otro lado, se han reservado dos breves apartados que colocan la fotografía en un primer plano: en Foto con historia se muestra una imagen de los vecinos de Alcaine y la Junta de Obras del pantano Cueva Foradada que recuerda un episodio poco conocido entre las historias de pueblos sacrificados por un embalse. La sección Foto con pie presenta un descansadero diseñado por Diego Arribas y presenta a la fotógrafa Ángeles Pérez.

Por último, el artículo Viajeros y escritores da cuenta de los manuscritos personales de Francisco Foz, veterinario de Fórnoles, que fueron recopilados y editados en la publicación Mis memorias. Andanzas de un veterinario rural (1818-1896); y en Página literaria se rememora a la escritora Belén Ibarra, fallecida en 2022, con su relato Eremita acompañado por una ilustración de Luis Utrillas. La portada muestra una pieza del escultor Florencio Pedro, de Hinojosa.

Cada cuatro meses

La revista Turolenses se publica cada cuatro meses y se puede conseguir un ejemplar en un quiosco, o suscribiéndose a través de la sede física del IET (C/ Amantes 15, 2ª planta), del número de teléfono 978 617 860 o de la dirección de email ieturolenses@dpteruel.es.

“Es una revista bonita de leer, de 66 páginas y papel estucado”, dijo el director de la publicación, Javier Alquézar, en la presentación junto al alcalde de Calanda, Alberto Herrero; el presidente del Grupo de Estudios Calandinos, José Manuel Royo; y el diputado provincial de Cultura, Diego Piñeiro. Con un consejo de redacción formado por 10 personas, la publicación gira alrededor de seis secciones: información, monografías, dossier, creación, bibliografía e imagen.

Piñeiro consideró que los centros de estudios locales “tienen un valor fundamental dentro de la red cultural de la provincia”, por lo que la Diputación de Teruel ha fomentado su actividad con una “línea directa para que tengan libertad de publicación”.

El diputado manifestó que Turolenses es “una ventana abierta a los nuevos creadores”, al tiempo que sigue apostando por valorizar el pasado, y destacó el carácter aperturista y descentralizar del IET.

Exposición ‘Miguel Perdiguer, con la cámara a cuestas’. M. N. 

Las fotos de Miguel Perdiguer, expuestas en la casa consistorial

El patio del ayuntamiento de Calanda acoge la exposición fotográfica itinerante Miguel Perdiguer, con la cámara a cuestas, un homenaje póstumo de la Fundación Quílez Llisterri y del Grupo de Estudios Masinos al bajoaragonés ilustre.

La muestra podrá visitarse hasta el 8 de enero de 2023 gracias al consistorio y al Grupo de Estudios Calandinos. Selecciona 80 fotografías entre las 100.000 que atesoraba el conocido pediatra y anestesista de Alcañiz, amante de la fotografía que inmortalizó el matacerdo, así como otras escenas de la vida cotidiana y paisajes. La muestra circulará por las seis comarcas del Bajo Aragón.

También se entregó el premio especial del público del III Concurso Fotográfico sobre Melocotón Embolsado y Paisajes y Tradiciones de Calanda, y se hizo un sorteo entre todas las personas que votaron.