Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Estructura construida del hospital tras la fallida licitación inicial

El Salud licita la continuación de las obras del nuevo hospital en cinco lotes

Las empresas que opten a los contratos tienen hasta el 12 de enero para presentar ofertas

El Salud sacó el lunes a licitación la continuación de la obra del nuevo hospital de Alcañiz por un importe de 71.649.752 euros, un contrato dividido en cinco lotes (Estructura y trasversal, por 18.530.964 euros; Obra Civil, por 32.718.857 euros; Instalaciones mecánicas, por 19.598.432 euros; Instalaciones eléctricas y contraincendios, por 14.860.761 euros y Control de calidad, por 987.184 euros). De los cinco lotes, en cuatro se exigirá la clasificación de las empresas licitadoras.

El Salud ha establecido en las condiciones de licitación “una pluralidad de criterios” destinados a la “obtención de la mejor oferta calidad-precio”, y ese es el motivo por el que el precio de la construcción se valorará en un 35% del total de la puntuación”, mientras que, por otra parte, “se primarán cuestiones de calidad”. 

En este sentido, y con el fin de evitar lo ocurrido con la adjudicataria anterior, que dejó prácticamente paralizada la obra durante meses, se exigirá a las empresas que establezcan en su oferta una adscripción de medios y materiales mínimos en la obra para su ejecución, así como criterios de solvencia adicionales a la clasificación del licitador. Además, para evitar la “subcontratación total de cada uno de los lotes por parte del licitador, se solicitará que las empresas indiquen expresamente en el DEUC (Documento Europeo Único de Contratación) la parte que pretenden subcontratar”. 

El Salud recepcionó y midió las obras ejecutadas por la anterior contratista en los meses de junio, julio y agosto de 2020. Los trabajos realizados incluyen una parte sustancial de los movimientos de tierra, parte de la cimentación, la estructura del edificio de hospitalización y una pequeña parte de la estructura del edificio principal y del edificio industrial. 

A su vez, previamente a su nueva licitación, con el fin de cumplir con lo dispuesto en la Ley 9/2017 de Contratos del Sector Público, se procedió a deslindar del proyecto original la parte de obra ya ejecutada por la anterior contratista de la parte de obra pendiente de ejecutar que se licita de nuevo, a dividir el proyecto pendiente de construir en diferentes lotes de ejecución (cinco lotes), así como a actualizar los precios a la realidad del mercado de 2020. 

La licitación de la obra se produce casi 15 días después de que el Consejo de Gobierno de Aragón diera luz verde a la continuación de las obras, para las que se ha aprobado un plan plurianual de inversiones, según el cual se invertirán 15.986.815 euros en el ejercicio 2021; 31.642.549 euros en 2022 y 39.066835 euros en 2023, hasta sumar los 86.696.000 euros, impuestos incluidos, que costará el nuevo centro hospitalario. Según esta previsión, el nuevo hospital entrará en funcionamiento en 2023 o 2024. El plazo de ejecución de la obra es de 32 meses desde el inicio de la firma del contrato, que se estima se producirá en el segundo trimestre de 2021.

En su informe y memoria de la obra, el Salud achaca a la anterior contratista -OHL-Dragados- la resolución del contrato que supuso el inicio de un expediente de resolución y la reanudación del procedimiento de licitación por segunda vez en cinco años. La obra se comenzó a construir en 2017, “pero no está finalizada por causa imputable al primer contratista”, pone de manifiesto en la memoria, en donde se hace hincapié en “las necesidades de disponer de esta infraestructura” cuanto antes. Entre otras cuestiones, se menciona que “el Sector Sanitario de Alcañiz tiene una población envejecida y, en consecuencia, con una demanda asistencial potencial mayor que la media aragonesa”. 

Igualmente, el Salud reconoce que el actual hospital, construido en 1974, resulta “insuficiente e inadecuado, ya que las nuevas necesidades de demanda asistencial no es posible acompañarlas con las adaptaciones en su distribución funcional, debido a su ubicación en un entorno urbano, sin posibilidad de crecimiento”. Esas mismas limitaciones, añade el informe, “impiden actualizar sus instalaciones técnicas, sus condiciones de seguridad (contraincendios, evacuación…) y su accesibilidad”. 

También destaca que su capacidad asistencial comienza a presentar “síntomas muy alarmantes de insuficiencia para la atención de la población adscrita al mismo, lo que comporta dificultades puntuales en la correcta atención de los pacientes y a la realización de pruebas diagnósticas”. Asimismo, resalta las deficiencias que presenta el inmueble, defectos que “son generalizados, más concretamente en cuanto a disponibilidad de espacio, puesto que, por falta de espacio, la dirección del Hospital se ha visto obligada a trasladar a edificios más o menos cercanos la Unidad de hemodiálisis, la Unidad administrativa y la Dirección de Gestión del Hospital, la Dirección de Primaria, Mantenimiento del hospital, Unidad de Salud Laboral, el trabajador social y Biblioteca, los Archivos, el Laboratorio de Anatomía Patológica, las consultas externas de ginecología y obstetricia, dermatología, neurología, neumología, endocrino, medicina preventiva, una parte de oncología y también hay un almacén de historias clínicas fuera del inmueble”, enumera.

En relación a las “deficiencias físicas” del edificio, señala que todas sus instalaciones (eléctricas, climatización, abastecimiento y saneamiento, ascensores, GTC)) están obsoletas, presentan deterioros generalizados y bajos rendimientos energéticos”. La escasa altura libre entre forjados “dificulta la implantación de soluciones a muchos de estos problemas”. La fachada y la cubierta tienen unas condiciones estructurales y térmicas deficientes. 

Sira Repollés acudirá a Alcañiz a mitad de diciembre 

La consejera de Sanidad de Aragón Sira Repollés, participará en un Consejo de Ciudad “presencial” en Alcañiz a mediados de diciembre, según confirmó ayer la concejal de Igualdad y Participación Ciudadana, María Milián. La visita a la ciudad de la titular de Sanidad será la semana del 14 de diciembre, aunque falta concretar qué día en concreto.

La comparecencia se realizará en el Teatro Municipal, de acuerdo a las limitaciones de aforo que establezca la normativa en ese momento (desde el Ayuntamiento de Alcañiz esperan que después del puente de la Constitución se levanten algunas de las restricciones de movilidad decretadas por la pandemia de coronavirus).

Con el visto bueno por parte del Consejo de Gobierno y la licitación que se publicó ayer de la obra, la consejera acudirá a Alcañiz para explicar en qué consiste el nuevo proyecto, los plazos de las obras, el tipo de contratación que se ha elegido y para responder “a cuantas preguntas se le formulen por parte de la ciudadanía”, señaló Milián. 

La concejal explicó que habló “la semana pasada con la jefa de Gabinete de la consejera para fijar los detalles de esa comparecencia, que queremos que sea presencial, en el Teatro, igual que se hizo con la presentación del proyecto de adecuación del cerro de Pui Pinos”. 

En este caso, la concejalía que dirige Milián invitará a que acudan presencialmente “a todos los miembros del Consejo de Ciudad, a representantes de la Plataforma en Defensa de los Servicios Públicos y Derechos Sociales”, así como a representantes de los grupos municipales con representación en el Ayuntamiento de Alcañiz.

La comparecencia de Repollés se retransmitirá en directo a través del canal de Youtube del Ayuntamiento de Alcañiz, como ocurrió con la presentación del proyecto del cerro.

A partir de esta semana, añadió la edil, “abriremos un proceso de participación ciudadana a través del correo electrónico para que todo el que quiera formular preguntas nos las envíe para planteárselas a la consejera”. No obstante, durante la retransmisión se abrirá un chat para que también puedan plantearse cuestiones en directo. “Abriremos distintos canales de participación”, añadió, al tiempo que enfatizó que “tenemos por delante dos o tres semanas de tiempo, plazo suficiente para que todo el que quiera presente sus preguntas”. 

Milián comentó que “en un principio, estaba previsto que la consejera viniera a finales de noviembre, pero en la situación de alerta 3 en que nos encontramos, no es el momento de hacerlo, así que creemos que será una fecha más adecuada a mitad del mes que viene”, añadió.