Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Presentación de la nueva iluminación

La Casa Consistorial y la Lonja de Alcañiz estrenan iluminación

Ayuntamiento y Gobierno de Aragón inauguran el toque final a la actuación de restauración del conjunto monumental, que ha costado 550.000 euros

Las fachadas de la Casa Consistorial y la Lonja de Alcañiz estrenaron iluminación orrnamental gracias a una inversión del Gobierno de Aragón complementaria a las obras de limpieza y recuperación de todo el esplendor histórico y patrimonial del conjunto, declarado Bien de Interés Cultural.

El departamento de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda, a través de la Dirección General de Vivienda y Rehabilitación, ha impulsado la instalación de la nueva iluminación artística con una inversión de 63.423,34 euros euros cofinanciada con fondos FITE que se ha gestionado a través de Suelo y Vivienda de Aragón.

El director provincial en Teruel del departamento de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda, Ignacio Belanche, asistió junto al alcalde de la ciudad, Ignacio Urquizu, a la inauguración del nuevo sistema de iluminación que supone el toque final de una actuación integral en estas fachadas.

Belanche recordó que a esta última iniciativa se le suma la inversión de los últimos años, que ha supuesto un total de 489.342 euros cofinanciados también con fondos FITE, y que ha servido para recuperar el esplendor y valor patrimonial, retirar todos los elementos ajenos a las fachadas que se habían ido acumulando en ellas a lo largo de los años y restaurar aquellas zonas que presentaban daños.

Aunque el edificio en su conjunto no presentaba una situación de emergencia, sí se detectó una situación de grave deterioro del alero con peligro de desprendimientos. Se detectaron también graves deficiencias en los cerramientos por falta de mantenimiento, y la instalación de muchos elementos impropios en las fachadas.

Deuda histórica

Belanche señaló que “existía una deuda histórica con este espacio para poner en valor la monumentalidad de la plaza”. Los trabajos de restauración sirvieron además para descubrir nueva información sobre la historia de este conjunto monumental, para recuperar la memoria oculta de la fachada. Aparecieron policromías y exvotos que están siendo objeto de estudio y que ayudan a componer la historia y cronología de las fachadas. En concreto, durante los trabajos de recuperación se ha realizado la restauración de las puertas, la limpieza de la piedra, la recuperación de la policromía del reloj y el escudo y la eliminación de elementos externos. Para Belanche “con la puesta en marcha de la iluminación logramos que toda esta riqueza patrimonial se pueda disfrutar también por la noche”.

Por su parte, el alcalde de Alcañiz, Ignacio Urquizu, explicó que la instalación del sistema de iluminación monumental fue una petición del ayuntamiento al consejero de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda, José Luis Soro, que enseguida dio el visto bueno para completar la rehabilitación de las fachadas y ponerlas en valor.

Urquizu señaló que se ha usado un sistema de iluminación moderno, de eficiencia energética y confort visual, que queda muy integrado en el conjunto monumental renacentista y atiende a las exigencias de conservación del patrimonio. “El monumento, del siglo XV y XVI, es de alto valor histórico, está catalogado como Bien de Interés Cultural y por tanto la iluminación tenía que ser acorde al valor histórico, patrimonial y monumental”, dijo Urquizu, que añadió una curiosidad: “El consumo es muy pequeño, similar al que puede tener una tostadora”, por lo que “es sostenible y cuida el medio ambiente”, en la línea de “todas las decisiones que tomemos” en adelante.

El edificio consistorial renacentista fue erigido sobre las bases de la otra construcción preexistente en 1547 y se terminó de construir en 1570. Se levantó adosado a la lonja gótica, en la plaza de España, y al lado de la colegiata de manera que se crea un conjunto monumental muy importante desde el punto de vista patrimonial y turístico. La fachada principal presenta un diseño singular y novedoso calificable de manierista canónico mientras que la fachada lateral se remata en ladrillo siguiendo la tradición mudéjar del valle del Ebro. Un alero de madera de gran vuelo corona el edificio. En conjunto, denominado Ayuntamiento y Lonja de Alcañiz, fue declarado monumento histórico-artístico en 1931 y hoy es BIC.