Síguenos
La Semana agraria de UAGA finaliza en Alcorisa con el espíritu Iranzo por bandera La Semana agraria de UAGA finaliza en Alcorisa con el espíritu Iranzo por bandera
Los Amigos de Iranzo, Eva Febrero y dirigentes de UAGA participan en la mesa redonda Siempre Iranzo. Sara Giner

La Semana agraria de UAGA finaliza en Alcorisa con el espíritu Iranzo por bandera

La jornada contó con una mesa redonda sobre la PAC y otra sobre el joven ganadero andorrano

La segunda Semana agraria Bajo Aragón–Matarraña José Luis Iranzo, organizada por la Unión de Agricultores y Ganaderos de Aragón, finalizó este sábado en Alcorisa con una jornada que llevó por título El futuro es de los jóvenes. Tras cuatro días de actividades en otros municipios de las dos comarcas, el centro cultural Valero Lecha de la localidad bajoaragonesa acogió dos mesas redondas en torno a la reforma de la PAC y sus novedades y al lema Siempre Iranzo.  

“Creamos esta semana para trasladar el conocimiento y llevar los temas de actualidad de la agricultura por todos los pueblos. La hemos llamado así para mantener el coraje de Iranzo y para seguir luchando ante las dificultades con ánimo y con la cabeza bien alta, porque ese es el espíritu Iranzo”, señaló en la inauguración de la jornada el secretario general de UAGA, José Manuel Penella. En ese acto inaugural también le acompañó la alcaldesa de Alcorisa, Julia Vicente, pidió al sindicato agrario que cuente con el municipio y destacó el buen ejemplo del lema Siempre Iranzo.

La reforma de la PAC

La mesa redonda acerca de la PAC y sus novedades fue abierta por el consejero de Desarrollo Rural y Sostenibilidad del Gobierno de Aragón, Joaquín Olona, quien incidió en que la reforma de la Política Agraria Común tiene todavía más razón de ser con la reducción de 2.500 millones de euros que dejarán de llegar a España desde Europa para el periodo 2021-2027. Olona quiso centrar el apoyo en la renta de los agricultores y no en los pagos a hectárea por considerarlos injustos. Además, instó a no mantener los derechos históricos, porque favorecen las desigualdades entre Teruel y el resto de Aragón y dificultan el futuro a los jóvenes agricultores. 

En la misma línea de rechazo a los derechos históricos se mostró Toño Romé, miembro de la comisión ejecutiva de UAGA y COAG, que reivindicó que estos derechos afectan en mayor medida a los jóvenes y “si no se trabaja en esta política hay diferencias entre vecinos, por lo que los jóvenes no se van a quedar. Es necesario que percibir ayudas a la renta, y ahora es el momento ideal para reivindicar la PAC respecto a Europa porque proponemos antes de que se negocie”, destacó Romé.

Por su parte, Marcos Garcés, coordinador de Juventudes agrarias de COAG, habló de tres claves para afrontar la reforma, como son superar el pago de rentas, que las ayudas vayan agricultores y no a los que se dedican a otras actividades y, por último, que la ciudadanía entienda que haya una política agraria y que los agricultores tienen que recibir ayudas. Junto a Garcés, David Solano, responsable del área de Innovación de UAGA, hizo hincapié en no tener miedo al cambio para conseguir una PAC más justa. “No podemos quedarnos como estamos. Por ello en UAGA defendemos a las personas y no a las hectáreas, porque queremos que se haga una reforma pensando en las personas”, recalcó Solano.

Siempre Iranzo

Tras el primer coloquio, la Sociedad cooperativa de labradores de Alcorisa ofreció un aperitivo en el que los ponentes intercambiaron opiniones y se distendieron antes de dar paso a la segunda mesa redonda con el lema Siempre Iranzo, moderada al igual que la primera por la periodista María Quílez. En ella participaron dirigentes de UAGA, amigos de Iranzo y Eva Febrero, viuda de José Luis Iranzo. 

De él destacaron su implicación, espontaneidad, sensatez, honradez y su claridad en lo que tenía que defender. Desde UAGA lo valoraron como un líder al que se acompaña y no al que se sigue y con el que se hacía equipo fácilmente. Un inspirador que representaba los valores del mundo rural como son la nobleza y la testarudez. Incluso lo apodaron como el Robin Hood de los agricultores por su defensa del medio rural o como Peter Pan, por su punto de rebeldía sensata y no querer acabar de madurar.

Eva Febrero, la mujer de Iranzo, apuntó que él llevaba dentro el perfil de sindicalista desde que se levantaba. “Me he reconciliado con él porque me he dado cuenta de que no era solo mío. No era solo mi marido, ni el padre de mi hijo, sino que era un sindicalista y un ciudadano comprometido con lo que pasaba en su entorno, valiente y sin miedo”, declaró Febrero, quien además agradeció la fuerza que le proporciona el grupo social Amigos de Iranzo.

Además de anécdotas sobre el ganadero andorrano y su forma de ser, que sacaron la sonrisa de todos los presentes, también hubo tiempo para la reivindicación de justicia y la denuncia. “No podemos quedarnos solo con los lamentos, sino que tenemos que exigir lo justo, la verdad. Queremos ver la foto entera de los dispositivos y conocer las órdenes y los efectivos que había. Es legal y legítimo pedirlo y así podremos demostrar con datos lo que pensamos que no se hizo. Nadie nos lo va a devolver, pero queremos que no vuelva a ocurrir, y si alguien tiene que asumir responsabilidades que lo haga”, sentenció José Manuel Penella.

También hubo críticas hacia la actuación que se llevó a cabo en los diez días entre el tiroteo de Albalate y el triple asesinato de Andorra. “Durante el puente de diciembre se preparó un operativo para escoltar un camión de mudanzas con los bienes de Sijena. Quince coches blindados y helicópteros para enfrentarse a manifestantes, un dispositivo que nada tuvo que ver con el que se activó aquí tras los tiroteos de Albalate”, remarcó David Solano.

Por su parte, los Amigos de Iranzo reconocieron que “lo que más reconforta es ver que todos vamos a una y ver que se aumenta el grupo de amigos. Un grupo apolítico al que no le une ir contra nadie, sino algo que ha pasado”.

El acto finalizó con un audio en el que sonó la jota de La Palomica, del Pastor de Andorra, y la voz de José Luis Iranzo reivindicando que a los jóvenes se les deje vivir en los pueblos.