Síguenos

457_1200x150-bueno.gif banner click 457 banner 457

Prisión para los ocho acusados de cultivar 12.000 plantas de marihuana entre Beceite y Castellote Prisión para los ocho acusados de cultivar 12.000 plantas de marihuana entre Beceite y Castellote

Prisión para los ocho acusados de cultivar 12.000 plantas de marihuana entre Beceite y Castellote

Las ocho personas detenidas el pasado jueves por la Guardia Civil en el contexto de una operación antidroga desarrollada entre Beceite y Castellote fueron enviados el domingo a prisión, comunicada y sin fianza, por el Juzgado nº 1 de Alcañiz que instruye las diligencias.

Los delincuentes, todos hombres de mediana edad de origen albano, cultivaban junto a por lo menos otros cinco que se dieron a la fuga cerca de 12.000 plantas de marihuana en diferentes partidas de los términos municipales de Castellote y Beceite, según ha podido confirmar este diario, casi todas de difícil acceso y que fueron localizadas con la ayuda de drones. Tras encontrar las evidencias, la Guardia Civil activó la semana pasada un operativo policial con intensos controles policiales en el Bajo Aragón.

Los detenidos, según apunta el periódico La Comarca, necesitaron de intérprete para declarar el domingo en el Juzgado entre fuertes medidas de seguridad.

Tras escucharles, el juez ordenó su entrada inmediata en prisión, acusados de delito contra la salud pública por cultivo y tráfico de drogas, así como pertenencia a organización criminal. Durante la operación, el Instituto armado se incautó de una pistola y a la persona que la llevaba se le acusa también de tenencia ilícita de armas, detalla La Comarca, que apunta también que 10.000 de las plantas fueron localizadas en Castellote.

Fuentes de Subdelegación del Gobierno confirmaron que los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado continúan buscando a los miembros de la banda que lograron huir. A partir del domingo se redujo notablemente la presencia policial en el entorno de Beceite y Castellote, y se les estaría buscando por la Comunicad Valenciana y Tarragona.

La operación causó revuelo en la zona de Valderrobres, donde el pasado jueves se llegaron a contar entre 15 y 20 patrullas de la Guardia Civil repartidas entre intensos controles con presencia del Grupo Rural de Seguridad. Los ayuntamientos de Valderrobres y Beceite alertaron a sus ciudadanos de la peligrosidad de las personas huidas, si bien Subdelegación llamó a la calma.