Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Residencia de mayores Santo Ángel

Seis ancianos del Hogar Santo Ángel de Alcañiz, donde hay un brote de Covid, han fallecido en una semana

El domingo murió un residente del centro de Alcorisa

El Covid-19 demostró durante la primera oleada del mes de marzo que era un virus extremadamente peligroso para las personas mayores, y esto es algo  que vuelve a quedar patente. El Hogar Santo Ángel de Alcañiz y la residencia La Purísima de Alcorisa, los dos centros de ancianos que están afectados por un importante brote de coronavirus cada uno, han tenido esta semana sus primeros fallecimientos como consecuencia de la enfermedad. Seis residentes en el centro alcañizano han muerto a lo largo de la semana, mientras que ayer falleció uno de los residentes de Alcorisa que el sábado fue trasladado al hospital.

En el Hogar Santo Ángel se registraron a lo largo de la semana cinco defunciones, a las que se añadió este sábado una muerte  más. Desde que las instalaciones fueron medicalizadas hace una semana, 14 residentes infectados en coronavirus que habían sido ingresados en el hospital tras detectarse el importante brote -con más de 70 positivos- han regresado al centro. Así lo confirmó la madre superiora del Hogar, sor Marta, quien afirmó que el contagio “se ha estabilizado un poco”, si bien no precisó el número de residentes fallecidos en los últimos días, tras aducir que no disponía del dato.

En cuanto al brote detectado en las viviendas tuteladas de Alcañiz, al positivo de la segunda planta del edificio que llevó a la desinfección del edificio y a la realización de pruebas PCR a los residentes se sumó esta semana otro en la cuarta planta, por lo que se ha vuelto a realizar otra limpieza a fondo de la zona. 

En Alcorisa

La residencia La Purísima de Alcorisa también conoció ayer domingo que uno de los tres ancianos que habían sido trasladados en las últimas horas al hospital de Alcañiz por presentar baja saturación en oxígeno había fallecido. Así lo confirmó el director gerente, Javier Figuerola, que la mentó la pérdida de este anciano. 

El centro se encuentra en pleno proceso de sectorización para la reubicación de los residentes que habían dado positivo en Covid-19 en la última semana. Son 15 personas, que se suman a la anciana ingresada en el hospital el 12 de septiembre y que fue la primera en arrojar un PCR positivo en coronavirus. Su detección  llevó a realizar pruebas a todo el personal y ancianos. Además, hay seis trabajadoras infectadas. 

Salud Pública ha ordenado la repetición de las analíticas a las empleadas que hasta ahora han dado negativo en coronavirus, “por prevención, ya que tenemos muchos casos y quieren cerciorarse de que los contagios son los que son”, apuntó Figuerola.

La residencia terminará de sectorizarse entre hoy y mañana, con la reubicación de los ancianos infectados en la segunda planta y la creación de una zona limpia de trabajo.