Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Lectura del manifiesto del tercer aniversario del triple crimen, ayer a las puertas del Ayuntamiento de Alcorisa. Sara Giner

Tres años del triple crimen de Andorra: “Nos encargaremos de que la Guardia Civil no reescriba la historia del 14-D”

Los Amigos de Iranzo creen “indigna” la justificación de las medallas por obviar la colaboración de José Luis

Un informe redactado por el general de brigada jefe de la Guardia Civil en Aragón, Carlos Crespo, para que el Ministerio del Interior condecore con la Cruz de Plata y Cruz con Distintivo Blanco a 18 mandos y agentes del Instituto armado por la detención de Norbert Feher ocho horas después del triple asesinato de Andorra el 14 de diciembre de 2017, obvia detalles cruciales como que José Luis Iranzo colaboró en la batida fallida organizada por la Benemérita en Valdoria horas antes de ser asesinado y se le dejó volver a su mas sin protección pese a que se sabía que el pistolero de Albalate merodeaba la zona. Además, el escrito reduce a cinco párrafos las explicaciones sobre el dispositivo para localizar al autor de los disparos en Albalate del Arzobispo –a la postre, Igor el Ruso– nueve días antes.

Estos detalles, revelados el domingo por el periódico El Español, fueron ayer, tercer aniversario del triste suceso, duramente criticados por los Amigos de Iranzo en los manifiestos que leyeron en el Centro de Estudios Ambientales (CEA) Ítaca-José Luis Iranzo y en la plaza del Ayuntamiento de Alcorisa a las 18:15 horas, la hora en la que Feher asesinó a balazos en El Saso al líder sindical agrario, y que se pudieron seguir por las redes sociales #SiempreIranzo y la megafonía de la localidad, respectivamente.

En la propuesta de condecoraciones –entre ellas al exteniente coronel de la Comandancia de Teruel, José Rafael Soler; el capitán de la Policía Judicial de Teruel, Carlos Banda y el excapitán de Alcañiz, Horacio Requena– se hace alusión a la “frenética” e “intensa” investigación desplegada tras el sangriento episodio, que en ocho horas acabó con la detención del criminal serbio entre Mirambel y Cantavieja.

Informes contradictorios

El informe, exento de autocrítica y que despacha en cinco párrafos el trabajo de la Guardia Civil entre los disparos del Ruso contra Manuel Marcuello y Manuel Andreu en Albalate del Arzobispo y el triple asesinato de Iranzo y los guardias civiles Víctor Romero y Víctor Jesús Caballero, define la localización del pistolero entre el 5 y el 14 de diciembre de 2017 como un trabajo de “empeño”, “perseverancia”, “disposición” y “entrega”, pero “no se tenían datos o información alguna que permitiese augurar lo que posteriormente iba a acontecer”.

Esta aseveración contrasta con la nota informativa interna de la Guardia Civil fechada aquel 13 de diciembre y hallada por la viuda de Caballero el pasado 11 de noviembre, que desvela que los mandos policiales a cargo de la localización del pistolero de Albalate concluyeron que era la misma persona que había cometido hasta 14 hechos delictivos en distintos mases de Albalate y Andorra.

El documento aporta mapas, huellas de botas y hasta un retrato robot, y dice explícitamente que el fugitivo “se desplaza siguiendo la carretera A-223”. Incluso determina la distancia recorrida entre el 6 y el 8 de diciembre por el sujeto (3,2 kilómetros) y del 9 al 11 de diciembre (3,9 kilómetros).

Pero la versión que traslada Crespo al ministro Fernando Grande-Marlaska para que firme las condecoraciones, tal como publica El Español, no es tan tajante. En este escrito, “con un desparpajo propio de otros tiempos”, denunciaron ayer los Amigos de Iranzo en su manifiesto, “se ocultan hechos de trascendental importancia para el conocimiento de lo realmente sucedido aquellos días”. En concreto, “nos hemos enterado de que el general de la Guardia Civil de Aragón se olvidó de contarle al ministro que José Luis dedicó las últimas horas de su vida a buscar a su asesino”.

“Lo dejaron solo”

“Más mentiras para que en el Ministerio del Interior no conozcan la verdad de lo sucedido”, sentencian.“Nos ha provocado un dolor desgarrador saber que la Guardia Civil ha reducido el papel de José Luis a una simple línea. Cuanta indignidad. Imaginaos cómo se siente su familia”.

“José Luis no apareció muerto en la puerta” de su mas “por arte de magia”, apuntan los allegados del ganadero. “Estuvo ayudando, porque así se lo pidieron los suyos, a buscar a su asesino hasta minutos antes de que le pegara dos tiros. ¿Por qué no le has contado al ministro que lo dejasteis solo, de noche, y sin protección en la zona donde teníais situado al criminal?”, espetan a Crespo.

Además, los Amigos de Iranzo recuerdan que otro vecino, Víctor Gracia, fue reclamado por la Guardia Civil para que guiara a los agentes hasta El Saso después de que el padre de José Luis alertara de que había escuchado disparos. En uno de esos coches viajaban Romero y Caballero. “No sabíais volver al lugar donde habíais estado esa tarde. A él, que lo pusisteis a 20 metros del asesino, ni siquiera os dignáis a nombrarlo en vuestro expediente. Para vosotros, que lo expusisteis a peligro de muerte, ni siquiera existió”, alzan la voz.

La Plataforma recuerda que, gracias a los recursos presentados ante el Ministerio, el acto de entrega de las medallas ha sido suspendido de forma cautelar y extraordinaria.

La verdad por delante

Los Amigos de Iranzo identifican a Igor el Ruso como “el culpable” de que estén viviendo “esta pesadilla”, pero advierten de que seguirán honrando la memoria de las víctimas “cuando todavía no han celebrado el juicio para que jamás vuelva a pisar la calle”.

Mientras llega ese día, previsto para la próxima primavera, “nos seguiremos encargando de que la Guardia Civil no reescriba la historia de aquel 14 de diciembre que no os tocaba aún morir”, prometen a las víctimas. “Porque cuando se tiene la razón, solo hay que tener miedo a que no se logre saber toda la verdad”.

Según dicen, “la verdad es que ha tenido que ser Noelia la que encontrara en su casa el informe que la Guardia Civil escribió el día de antes de los crímenes y que advertía de que el autor de los disparos de Albalate seguía robando en la zona; la verdad es que nadie nos avisó del peligro que corríamos” y “ni siquiera distribuyeron el retrato robot que ellos ya tenían, ni despejaron la zona en la que sabían que ese día se escondía la persona que buscaban”, pues “José Luis denunció la mañana de su asesinato” que el pistolero de Albalate “había entrado a robar en su masico”, donde lo mató “horas después”.

“Guardias como los ROCA tenían órdenes de buscar al autor de los disparos de Albalate sin tener la preparación adecuada, sin apoyo suficiente y con una alarmante falta de medios”, insisten, pues “no se desplegaron los medios adecuados para darnos a todos la seguridad necesaria” en plena recolección de la oliva. “La verdad es que no nos protegieron, a nadie”, sentencian.

Los Amigos de Iranzo se muestran muy críticos con que la nota informativa no haya aparecido hasta ahora. Con ella sobre la mesa, entienden que no se hubieran separado las causas judiciales del 5 y del 14 de diciembre de 2017. “Solo esa estrategia de juzgar por separado los dos hechos que cometió el mismo criminal ha permitido que esos nueve días hayan desaparecido por completo” para la Guardia Civil, aunque “para nosotros, los que realmente pasamos miedo, a los que les ha cambiado la vida para siempre –Manuel Marcuello, Manuel Andreu, las familias de Víctor, Tote y José Luis– y para todos nosotros nunca han desaparecido y nunca desaparecerán”.

Por ello, tres años después, continúan reclamando “verdad, justicia y respeto” a la autoridad.

Cargan contra los políticos por haberles dejado “tirados”

Amigos de Iranzo cargan duramente en el manifiesto contra los representantes políticos del territorio por no abanderar la lucha por que se haga justicia con la verdad, y les acusan de dejarles “tirados”.

Critican al PP por optar por el “silencio y dejar pasar el chaparrón”, porque fue durante su gobierno cuando se produjeron los asesinatos, pero el PSOE, que exigió transparencia y responsabilidades en su día, “ahora en el gobierno se ha convertido en lo mismo: silencio y menosprecio a la ciudadanía”. Ningún diputado ni senador, de ningún partido que dice representar a Teruel en las Cortes Generales, ha contestado a la petición de apoyo de la Plataforma contra las medallas. Tampoco el presidente de Aragón ni la delegada del Gobierno en la Comunidad Autónoma. “No es que nos traten como ciudadanos de segunda, es que no tienen ni educación”, recriminan. “Ninguno de ellos ha cumplido con su deber de ponerse al frente de tan legítima reivindicación de la gente a la que dicen representar”, concluyen.