Síguenos
La apertura de Aramón Javalambre devuelve  la ilusión a hosteleros  y esquiadores por igual La apertura de Aramón Javalambre devuelve  la ilusión a hosteleros  y esquiadores por igual
Aspecto del sector Sabina de Javalambre, que es el que este sábado estaba abierto. Bykofoto/Antonio García

La apertura de Aramón Javalambre devuelve la ilusión a hosteleros y esquiadores por igual

La campaña de nieve, que se inició este sábado con sol y buenas expectativas, era muy esperada en la comarca
banner click 236 banner 236
La estación de Aramón Javalambre abrió este sábado al público después de que el jueves lo hiciera Valdelinares y -a diferencia de lo que pasó ese día- en esta ocasión el sol dio la bienvenida a los primeros esquiadores. Había ganas entre los deportistas de comenzar la temporada, retrasada por la falta de nieve y de frío para poner los cañones en marcha. Por fin esta semana se dieron las condiciones necesarias para poder preparar la apertura, que ya es ha hecho efectiva. Esta tardanza no solo se ha producido en Teruel sino en otras provincias españolas que han tenido que esperar hasta este fin de semana para arrancar la campaña invernal.

El inicio de la temporada era muy esperada no solo por los esquiadores y amantes de la nieve, también por los hosteleros de la comarca Gúdar-Javalambre que hasta la semana pasada veían como iban cayendo las hojas del calendario en blanco. “La temporada pasada en el puente de diciembre ya abrieron las estaciones”, recordaban en uno de los establecimientos próximo a Javalambre, y esta, en cambio, han visto cómo unas de las mejores semanas de trabajo para ellos, que son las de Nochevieja y Reyes, se iban sin apenas clientes en comparación con los años en los que hay nieve.

El hotel El Horno, de La Puebla de Valverde, estaba al completo, nada que ver con el sábado pasado cuando todavía no había abierto Javalambre y estaban al 20%: “Había muchas ganas de que abriera la estación”, destacó Trini Guillén, responsable del negocio, que apuntó que la mayoría de los clientes de su establecimiento procede de Valencia y Alicante. Ahora, que ha arrancado la temporada, ven las próximas semanas con optimismo: “Febrero es el mejor mes, en marzo con las Fallas, los valencianos ya no vienen”.

Este pequeño hotel de cinco habitaciones es el único situado en el casco urbano de La Puebla de Valverde, donde sí que se concentran varias casas rurales. A unos escasos kilómetros, cerca del desvío de la autovía hacia Javalambre, se encuentra la Fonda de la Estación, un establecimiento que ofrece otros servicios a los esquiadores como el alquiler de material.

Elena Marco, copropietaria de este complejo, explicó que el sábado fue el primer día de apertura de este servicio de alquiler y a primera hora de la mañana había habido afluencia “porque había muchas ganas de esquiar y la gente ha madrugado”.

La empresaria destacó que la temporada se ha retrasado un mes y medio con respecto a la anterior. Este retraso “se ha notado” sobre todo los quince días, en torno a Nochevieja, “porque de normal hubiéramos podido tener le cien por cien de ocupación”. Al no tener la opción de la nieve y al haber cerrado ya Dinópolis pues “la ocupación fue bastante inferior a lo esperado”.

Para este fin de semana se ha llenado la noche del sábado, y a partir de ahora las expectativas son buenas: “Los fines de semana de aquí a que cierren las pistas vamos a estar llenos y entre semana se trata de cubrir con las ofertas que se hace con las estaciones”, comentó. En el caso de este establecimiento tienen otras “temporadas”, como pueden ser la de bodas, pero Marco, que es vocal de la Asociación de Empresarios Turísticos de esta comarca, reconoció que en los establecimientos que se centren en la nieve lo van a tener este año “complicado” por lo tarde que ha comenzado la temporada.

Buen ambiente en la estación


A pie de pistas los primeros clientes de la temporada mostraban su alegría por poder hacer las primeras bajadas y también los trabajadores tenían ganas de que abriera la estación.

Marta Guillén, responsable de Marketing de las estaciones de esquí de Aramón Javalambre-Valdelinares, explicó que el primer día de apertura de la estación “la gente ha venido muy contenta porque tenían muchas ganas”. Además, el día acompañó porque aunque hacía mucho frío y corría viento hacía sol y la calidad de la nieve era polvo dura. Familias con niños y gente joven, sobre todo de la Comunidad Valenciana, fueron los primeros usuarios de este 2023. “También nos han preguntado gente de Teruel que tenía ganas de subir”, apuntó, y se acercarán hoy.

La estación contaba con 6,5 kilómetros acondicionados y la intención de Aramón es ir ampliando el dominio esquiable de las estaciones para la próxima semana.

En la escuelas de esquí de Javalambre también se notaba movimiento. En Javalambre además se ha lanzado una oferta para aprender a esquiar gratis con la adquisición del forfait.

Y es que esta estación reúne los ingredientes necesarios para introducirse en el mundo del esquí. Entre las novedades para esta temporada, Guillén indicó que en las pistas de trineos se han ampliado los juegos y se ha instalado un tobogán para tirarse con flotador. Esta zona se abrirá al público en los próximos días.

Pablo Marqués fue uno de los primeros esquiadores que eligió Javalambre para hacer las primeras bajadas de la temporada y lo hizo con unos amigos que iban por primera vez. “Estábamos mirando para irnos al Pirineo pero como vimos que abrían decidimos venir aquí, por el tema económico, porque nos resulta más barato y son menos horas de viaje desde Valencia”, indicó.

“Durante toda la semana he estado mirando las cámaras web de las estaciones para ver cómo iban fabricando nieve”, agregó y destacó que esta estación está muy bien para aprender. “Yo recomendaría a todo el mundo a que viniera aquí porque para probar si te gusta esquiar es ideal”, aseguró.

Los empleados también tenían ganas de empezar. Sergio Güemez, responsable de alquiler de Javalambre, lleva 14 temporadas trabajando en la estación y este es el año en el que más tarde ha comenzado. “Estábamos preocupados porque no era normal”, apuntó. “Teníamos muchas ganas de ver todo blanco, de poder dar servicio a la gente y que disfruten”, agregó, y en el primer día de apertura vio que los amantes de la nieve respondían con su presencia. El 80% del público que acude a esta estación alquila el material, ya que son muchos los que se inician en este deporte en Javalambre. “Vienen a probar y no llevan material propio”, comentó.

Sergio viene de Cubla y como él muchos de los trabajadores de la estación son de los pueblos próximos como Sarrión, La Puebla o Camarena de la Sierra.

De este municipio, el más próximo a la estación, venía Olga Cortés para esquiar. “Como todavía no hay mucha gente se está bien”, apuntó y confió en que pronto se pueda ampliar el dominio esquiable.