Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

La historia de diez mujeres ponen en valor su papel en el medio rural La historia de diez mujeres ponen en valor su papel en el medio rural
Algunas de las mujeres que ofrecieron sus testimonios en un documental. Sara Falo

La historia de diez mujeres ponen en valor su papel en el medio rural

Vecinas de edades y ámbitos diferentes en las Cuencas Mineras protagonizan un monumental

La Plataforma 8M de Montalbán celebró el Día Internacional de la Mujer Rural con un homenaje a las mujeres de su pueblo en forma de audiovisual. Bajo el título Montalbán.10 Mujeres. 10 Historias, crearon un documental que muestra el testimonio y la experiencia de diez mujeres de edades y ámbitos muy diferentes.
El jueves por la tarde se proyectó el audiovisual en la iglesia, con un amplio aforo y que está acondicionada para este tipo de actos aplicando todas las medidas de seguridad que exigen las autoridades sanitarias por la pandemia del coronavirus. 
Las 70 personas que acudieron a este evento fueron acercándose puntualmente ataviadas con mascarilla, usando hidrogel en la entrada, tomándose los datos a los asistentes, y manteniendo las medidas de seguridad en los lugares en que eran acomodadas. Con la sesión de hoy, sábado, a las 18.30 horas se cerrará la celebración del Día de la mujer Rural en Montalbán.

Cinco bloques temáticos
Tras una presentación del acto por parte de una portavoz de la Plataforma 8M de Montalbán, se inició la proyección con la lectura de un fragmento del libro Tierra de Mujeres de María Sánchez. En cinco bloques temáticos -Al Mando, En el Campo, Emprendedoras, Dos Generaciones y En  Política- se fueron presentando las diez mujeres que protagonizan el documental: Edurne, Esther, Dora, Lola, Cecilia, Laura, Dolores, Patricia, Andrea y Amparo fueron contando sus experiencias, cómo habían vivido y cuál había sido su papel como mujeres rurales. 
Aspectos tan diferentes como por ejemplo los contados por Dolores, de 98 años, que explicó las trabas para poder ejercer su profesión frustrada, ser maestra o comadrona, porque estudiar era algo con lo que no podían ni soñar o cómo eran las fiestas en su época; o la experiencia de Patricia, con 14 años y una gran pasión por el fútbol, que expuso las dificultades que tiene por ser mujer y por estar en el pueblo, donde no hay equipo y debe desplazarse hasta Zaragoza para poder entrenar, con gran esfuerzo por parte de ella y de su entorno familiar.  
También se pudo conocer lo dura que era la vida para aquellas que se dedicaron a las labores agrícolas o ganaderas, como Dora, que con tan solo 11 años pasaba en soledad y sin miedo     -¿miedo a qué?, señala-, jornadas muy largas con las ovejas y con la única compañía de su perro.

Experiencias diversas
También explicó su experiencia Lola, capaz de sacar adelante una explotación cunícola después de haber tenido que dejar de explotar las colmenas por su alergia a las picaduras de las abejas. 
Cómo era emprender y ser autónoma en los años 70 o cómo lo es ahora lo contaron Cecilia, que fue peluquera, cocinera, camarera o propietaria de una tienda, y Laura, logopeda, que teniendo su consulta en Utrillas debe recorrer muchos kilómetros a la semana para  poder seguir viviendo en su pueblo. 
Los testimonios de Edurne y de Esther mostraron una perspectiva menos común. Edurne, dirigiendo el Departamento de Calidad de  la fundición  Draxton (antigua Castin Ros) desde los 24 años, con una proyección de futuro prometedora en un mundo, el de la industria, muy masculinizado. 
Y Esther, con un recorrido por el mundo de la empresa familiar, en principio, y autónoma actualmente, llegando a realizarse también  en la faceta política. 

Política
Para terminar con dos mujeres que han dedicado o dedican parte de su tiempo a la política municipal, Amparo y Andrea. Amparo, desde la experiencia pasada, puso de manifiesto el gran sacrificio que supone dedicarse a la política en municipios tan pequeños y con tal nivel de servicios y actividades y valoró que el papel de la mujer en la política, aunque poco a poco, va normalizándose. 
Andrea, actual concejal de Deporte del Ayuntamiento de Montalbán, señaló a sus 28 años lo importante que es el apoyo del entorno familiar y de la pareja para poder sacar adelante una labor como la suya. 

Conciliación
Algo que se repitió de manera constante en el documental es la dificultad que tienen las mujeres, antes y ahora, para poder conciliar la vida personal, la laboral, el ejercicio de un cargo público o la práctica de un deporte y la familia. La conciliación es la asignatura pendiente en muchos de estos casos. 
Todas ellas apostaron en su momento por quedarse en el pueblo -porque ser mujer en el medio rural actualmente es una decisión personal muy medita-  da-, al considerar que la calidad de vida es mayor, pese a los problemas y limitación de servicios que pueden tener. Y es que para estas mujeres estas carencias se ven compensadas con creces al poder disfrutar del entorno y de la tranquilidad y confianza en la vida cotidiana.
El mundo rural ha estado estigmatizado durante mucho tiempo; ahora, los que se quedan en el pueblo, quieren reivindicar lo orgullosos que están de vivir en el medio rural y quieren hacer hincapié en  el papel prevalente de la mujer rural, en un momento en el que el problema de la despoblación hace mella y la merma de derechos es una demanda permanente, comentaron desde la Plataforma 8M de Montalbán.