Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Coches afectados por la piedra

Obón hace balance de los daños de la granizada que dejó al pueblo sin agua y luz y dañó coches

La intensa granizada registrada en Obón el viernes por la tarde dejó la localidad sin suministro eléctrico al 50% de la población y sin agua a la totalidad, aunque ambos servicios estaban ya han sido restituidos . El pedrisco, con bolas del tamaño de pelotas de tenis según indicó el alcalde, José Ángel Villuendas, causó graves daños en unos 60 vehículos y también en la mayor parte de los tejados de las casas y en los huertos.

Las piedras reventaron las cajas de electricidad del alumbrado público, que fue lo que causó el apagón en una parte del pueblo. Además, la fuerte tromba de agua afectó a la tubería que comunica el río con los depósitos de los que se abastece la población, aunque este lunes se restituyó gracias a la ayuda de voluntarios, según dijo el alcalde. “Ha venido el electricista de mantenimiento y el suministro de agua hemos logrado repararlo gracias a personas voluntarias que estaban en el pueblo de vacaciones”, especificó.

Sin daños personales

Pese a la espectacularidad de la tormenta no hubo que lamentar daños personales, aunque ese día en Obón había mucha gente puesto que esa semana es la que se celebran habitualmente las fiestas patronales, en este 2020 suspendidas a causa del Covid-19. “Como no ha habido fiestas este año hay menos afluencia de veraneantes”, comentó el primer edil. 

A las 16:30 horas de la tarde del viernes se encendió el alumbrado público porque funciona de forma automática, estaba muy oscuro y empezó a llover. En torno a las 16:45 horas comenzó a caer granizo con piedras de gran tamaño. La granizada se prolongó durante 25 minutos y provocó fuertes daños tanto en viviendas como en vehículos y huertos. Las roturas hicieron que las calles se llenara de trozos de tejas y plásticos de los canelones. 

Durante estos días el Ayuntamiento y los vecinos están realizando una evaluación y solicitando informes que les permitan conocer los daños para, a partir de ahí, pedir ayudas con las que paliar los desperfectos sufridos.

El alcalde de la localidad aseguró que nadie de Obón recuerda una granizada de semejante magnitud.