Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Un hombre deposita los residuos orgánicos en el contenedor habilitado para la realización del compostaje en San Agustín

San Agustín participa en un proyecto de compostaje con 42 familias implicadas

En menos de un mes se ha llenado el primero de los tres contenedores previstos en la iniciativa
Cruz Aguilar

San Agustín está desarrollando un proyecto piloto de compostaje de la basura orgánica. Un total de 42 familias de la localidad se han apuntando en una iniciativa que consiste en triar toda la basura orgánica del hogar y depositarla, sin bolsa de basura, en un contenedor específico. El objetivo es procesar toda esa materia orgánica mezclándola con materia seca para obtener abono. 

El concejal de Medio Ambiente del Ayuntamiento de San Agustín, Miguel Ángel Dolz, detalló que el proceso tarda unos 12 meses por lo que calculan que, para el próximo verano, ya se podrá hacer el reparto del compost entre todas las personas que han tomado parte del proyecto.

Actualmente hay en la localidad tres contenedores específicos para depositar los residuos urbanos. Todos los desechos van a uno de ellos y, según comentó Dolz, cuando esté lleno se pasará a otro que, ya cerrado, es donde tendrá lugar la transformación en compost. “Los vecinos siempre tienen que echar la basura en el mismo y luego eso se trasladará a los otros dos”, relató el edil responsable del área de Medio Ambiente. 

San Agustín es el primer pueblo de la comarca que está realizando un compostaje a nivel municipal y la iniciativa surgió, como planteó Miguel Ángel Dolz, a raíz de que desde el Ayuntamiento se detectó que la gente estaba realizando compost de manera particular, “por su cuenta y con sus propios medios” y por eso decidieron hablar con la comarca para aprovechar ese interés vecinal. “Desde la comarca nos contaron que había un proyecto de compostaje municipal al que podíamos adherirnos y nos lanzamos”, recalcó el edil.

La previsión era que el primer contenedor se llenara en el plazo de entre 3 y 4 meses y, sin embargo, se ha completado en un mes. En este sentido, el concejal indicó que además de los 42 hogares que se han inscrito, el reciclaje lo han llevado a cabo todos los vecinos que han querido. “Lo de apuntarse era para saber cuánta gente quería participar, pero puede echar la basura todo el mundo ya que hay mucha gente que lo hace por reciclar, no por obtener el abono”, relató.

Pieles y restos de comida

Para la realización del reciclado la Comarca de Gúdar-Javalambre suministró cubos a todas las personas interesadas, de forma que desde esos pozales se eche directamente a los contenedores. En ellos hay que tirar los restos de comida, las pieles de frutas y hortalizas o las cáscaras de huevo, entre otras cosas. 

El proyecto de San Agustín se enmarca en la campaña que está haciendo la comarca de reciclaje de residuos y que contempla diversas acciones tanto destinadas al propio reciclaje como a la formación. El consejero de Medio Ambiente de Gúdar-Javalambre, Marcos Benages, especificó que la institución ha hecho una “apuesta muy fuerte” porque consideran que “el compostaje puede ser una ayuda” para reducir el volumen de residuos. “Durante todo el año funciona perfectamente, pero en verano la población de la comarca se multiplica por 3 y al final todo suma.  Todo el compostaje que seamos capaces de hacer a nivel doméstico va a repercutir naturalmente en el volumen de residuos que se están generando”, comentó. Además, aunque no es el objetivo prioritario, este reciclado de la basura orgánica produce compost, que es útil en huertos y jardines y tiene “una aplicación directa”, dijo.

Benages especificó que lo de San Agustín es un compostaje comunitario en el que participa toda la comunidad, pero detalló que también hay otras iniciativas similares para particulares y establecimientos  que se han adherido voluntariamente. Destacó que en los últimos meses ha crecido considerablemente el número de personas que se han sumado a este reciclaje de residuos orgánicos. Además, también hay una labor de compostaje en algunos de los colegios que tiene un objetivo educacional.

El consejero especificó que una de las acciones que desarrolla la comarca es la sensibilización de la población. Por otro lado, desde el área de Medio Ambiente se llevan a cabo charlas y reuniones informativas dirigidas a las personas que están interesadas en colaborar con esta acción de reciclaje comarcal. “Una vez que la gente está interesada en participar se le entregan todos los utensilios necesarios, damos el 100% de las facilidades”, dijo.

Marcos Benages adelantó que la acción llevada a cabo en San Agustín se extrapolará a otras localidades una vez analizada la repercusión. “Estudiaremos la repercusión que va a tener y la cantidad y volumen que puede generar este tipo de residuos para llevarlo a cabo en otros municipios”.