Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

179_2030-1200-x-150-px.png banner click 179 banner 179

Soro destaca el potencial de la sede del Museo del Ferrocarril de Caminreal-Fuentes Claras como elemento reivindicativo del Corredor Cantábrico Mediterráneo Soro destaca el potencial de la sede del Museo del Ferrocarril de Caminreal-Fuentes Claras como elemento reivindicativo del Corredor Cantábrico Mediterráneo
Soro, durante la visita a las obras de este martes

Soro destaca el potencial de la sede del Museo del Ferrocarril de Caminreal-Fuentes Claras como elemento reivindicativo del Corredor Cantábrico Mediterráneo

Las obras que se están desarrollando, que corresponden a la primera fase, cuentan con un presupuesto de un millón de euros

El departamento de Vertebración del Territorio, Movilidad y Vivienda está impulsando las obras de rehabilitación del edificio de la antigua estación de Caminreal que servirá para recuperar este edificio llamado a ser una de las sedes del Museo del Ferrocarril de Aragón.

El consejero José Luis Soro ha visitado las obras, adjudicadas a la empresa Construcciones Iberco SA, que se desarrollarán a lo largo de los próximos 9 meses con un presupuesto de 1.116.344,39 euros (IVA incluido). José Luis Soro ha destacado que este es el primer paso “para el inicio de las obras que supondrán recuperar el edificio de Luis Gutiérrez Soto y crear la primera sede del futuro Museo del Ferrocarril de Aragón”.

Los trabajos que se iniciaron hace un mes y que se están llevando a cabo corresponden a la primera fase de la rehabilitación de este edificio. Consistirán en reparar la cubierta y recuperar los exteriores de la manera más fiel al aspecto original incluso recuperando elementos como los faroles adosados a las fachadas, el reloj y la campana.

Soro ha destacado que “en la primera planta del edificio se proyecta la creación de un albergue mientras que la planta baja se destinará a uso museístico y una cantina-bar y cocina”. El consejero ha destacado que “el objetivo es que este edificio se vuelva a llenar de vida y que permita un desarrollo económico en la zona”. El proyecto busca la recuperación del aspecto original de la estación.

Tras estos trabajos se licitará una segunda fase de rehabilitación del edificio centrada en los servicios que se prestarán en el interior con un presupuesto de más de un millón de euros. La rehabilitación de este edificio, en su conjunto, será de 2.474.763 euros (IVA incluido). Soro ha destacado que “el edificio no cuenta con daños estructurales graves, pero sí presenta los efectos del abandono y del vandalismo, por eso es vital intervenir ya para poder recuperar de la manera más fiel posible cómo era esta estación”. Los primeros trabajos que se han llevado a cabo han servido para realizar la limpieza de la vegetación, escombros y basuras presentes en el interior y el exterior del edificio. Se ha actuado también en la eliminación de tabiques y en la recuperación de pavimentos originales.

Se intervendrá en la cubierta procediendo al retejado de la misma y la mejora de algunos de los elementos metálicos de la estructura. José Luis Soro ha señalado que “queremos preservar la imagen original del edificio por lo que la actuación en el exterior respetará y recuperará los elementos originales en la medida de lo posible usando técnicas de restauración”. En lo que se refiere a la carpintería “se imitará en lo posible la estética de la original, pero es preciso la sustitución de todas las piezas por materiales más aislantes y seguros”. De cualquier modo, se restaurará por lo menos una de las ventanas de cada tipo existente en el edificio original. Las ventanas se instalarán en la segunda fase.

Respecto a las obras que se desarrollarán en el interior, Soro ha señalado que “uno de los objetivos es rescatar también los elementos más característicos, pero a la vez, convertir el edificio en un espacio funcional”. Se instalará un ascensor para garantizar la accesibilidad a la zona de albergue, se mejorará el aislamiento “pero queremos conservar la esencia del espacio buscando los colores originales de la estación, imitando la carpintería original y restaurando los pavimentos originales que puedan recuperarse” ha concluido Soro.

Se trata de un proyecto que se gestiona desde la Dirección General de Urbanismo a través de Suelo y Vivienda de Aragón. Está cofinanciado a través de los fondos FITE. La estación de Caminreal fue construida en 1933. Se trata de un edificio de dos plantas con una torre y un porche, destaca su belleza en las formas a la vez que su funcionalidad. Está catalogada como Patrimonio Cultural Aragonés.

El proyecto global de esta sede del Museo del Ferrocarril de Aragón en Caminreal-Fuentes Claras prevé la construcción de una nave, de 2.578 metros cuadrados y con un presupuesto superior a 4,140.782 millones de euros, que servirá de cochera para locomotoras y vagones de diferentes épocas. Esta nave se ubicará junto al edificio de la estación pero en el término municipal de Fuentes Claras.

La reivindicación de las conexiones ferroviarias

El consejero ha destacado que esta estación es además un símbolo de la prosperidad asociada al ferrocarril. La unión por tren de Teruel y Zaragoza con Valencia y Canfranc para crear una red de transporte. El futuro Museo del Ferrocarril de Aragón, cuyo primer paso se da en Caminreal-Fuentes Claras es “una reivindicación de la necesidad del Corredor Cantábrico Mediterráneo de altas prestaciones que tiene que servir como impulso para que Aragón sea clave en materia logística”.