Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Tranquilidad en el regreso del turismo valenciano a Gúdar-Javalambre

Bares y restaurantes no registran agobios

El esperado regreso de los valencianos en la turística Comarca de Gúdar-Javalambre se produjo el domingo  con gran tranquilidad. En la primera jornada de la denominada nueva la normalidad tras el Estado de Alarma no hubo agobios, ni esperas en bares, terrazas, restaurantes ni para ver el castillo de Mora de Rubielos. Los turistas de la Comunidad Valenciana que decidieron viajar al sur de la Comunidad de Aragón para pasar el día se desplazaron por la Comarca de Gúdar-Javalambre con una gran comodidad. 
El alcalde de Mora de Rubielos y vicepresidente de la Comarca de Gúdar-Javalambre, Hugo Arquímedes Ríos, destacaba  la gran tranquilidad que hubo  en el primer día que los valencianos pudieron pasar a otra Comunidad Autónoma, en este caso Aragón, después de que se decretara el Estado de Alarma el pasado mes de marzo por la crisis sanitaria provocada por el coronavirus. 
Ríos confesaba que le había sorprendido la tranquilidad de la primera jornada de la denominada nueva normalidad por parte de los valencianos, principales clientes turísticos de la Comarca de Gúdar-Javalambre y donde muchos tienen segunda residencia. “Esperaba más movimiento”, afirmó. Añadió que de cara al próximo fin de semana se iría incrementando el número de turistas procedentes del Levante español en una campaña, la estival, que no se atrevió a dar ninguna predicción. “En hoteles de la Comarca de Gúdar-Javalambre, las reservas están hechas para el mes de agosto”, reseñó. 
Testimonios de los primeros turistas valencianos a la Comarca de Gúdar-Javalambre fueron los motoristas del Puerto de Sagunto, Iván Enríquez y Jacinto Alejos, y Angel García, de Segorbe. 
Los tres amigos motoristas arrancaron sus motos a las 7,30 horas para juntarse por primera vez ya que residen en distintas provincias pese a su cercanía para realizar una ruta por la Comarca de Gúdar-Javalambre. “Es la primera salida que hacemos los tres juntos. La verdad es que el confinamiento se ha llevado muy mal. Ha sido muy largo”.
Mientras descansaban los tres amigos en una terraza en Rubielos de Mora expusieron la alegría de poder viajar y “quemar” kilómetros con sus máquinas, aunque pusieron algún pero y fue el gran control existente en la carretera por parte de la Guardia Civil. “Hay mucho guardia civil esperando alguna infracción para poner multas. Había guardias civiles en Montanejos y en Onda”. En La Puebla de Valverde, sobre la autovía Mudéjar, había otro control de la Guardia Civil. 
También en Rubielos de Mora, los vecinos de Mislata (Valencia), Vicenta Soler y Manuel del Pino cámara en mano fotografiaban el casco histórico del municipio. “Hemos venido a pasar el día y conocer la zona, que es muy bonita. Otro día iremos por la Sierra de Albarracín, a Orihuela del Tremedal”, avanzaron. 
Vicenta Soler y Manuel del Pino reseñaron que en el confinamiento no habían padecido mucho por su trabajo. “Somo autónomos y trabajamos con la exportación, por lo  que no hemos parado y por suerte vivimos junto a un parque, por lo que no nos hemos casi enterado del confinamiento que ha habido.  Además tengo que decir que las ayudas nos las han tramitado casi sin pedirlas. Han funcionado muy bien”, afirmaron. 
En la vecina localidad y capital de la Comarca de Gúdar-Javalambre, en Mora de Rubielos, el clima de tranquilidad es lo que mandaba en la nueva normalidad. Los turistas podían sentarse sin mayores problemas en las terrazas y ver los monumentos, castillo de los Fernández Heredia, sin agobios de ningún tipo. Es más,  los turistas zaragozanos casi igualaban a los valencianos. 
Ana María Grassa, Zaragoza, manifestó que es la primera vez que estaba en Mora de Rubielos, aunque conocían de la provincia de Teruel la capital, el Matarraña y Albarracín. “Hemos venido a pasar el fin de semana y la verdad es que es muy bonito”, reseñó junto a su marido mientras compraban el billete de la visita guiada en la Oficina de Turismo de Mora de Rubielos. Confesaron también que en el confinamiento habían sido muy afortunados al poder trabajar durante la crisis sanitaria.
En el monumental castillo de Mora de Rubielos el número de visitantes para verlo se repartía entre zaragozanos y valencianos. Los aragoneses han podido desplazarse por la Comunidad Autónoma desde hace un par de semanas. 
El portavoz de un grupo de siete moteros valencianos, (Gandía), José Varela, también se quejó de los radares y control existente en las carreteras por parte de la Guardia Civil, pero compensaba por las ganas de viajar que se tenía. “Es la primera vez que podemos hacer 200 o 300 kilómetros en mucho tiempo. Había ganas de viajar y esta zona, que es muy bonita, algunos la conocíamos y otros no”.
Donde había más movimiento en Mora de Rubielos era en la zona de tiendas. En Adidas Mora se tuvo que habilitar una tercera caja por el número de clientes existentes no solo de la Comunidad Valenciana sino también de la provincia de Teruel. Un empleado manifestó que desde que se abrió la tienda el pasado 25 de mayo no habían ido mal las ventas. “Nos hemos defendido con la gente de la zona y de Teruel. Y hoy, ayer para los lectores, ha habido buena acogida”.
Uno de los clientes valenciano, Carlos Batual, comentó que se había desplazado con su pareja para pasar el día y renovar la ropa, además de hacer turismo para ver el castillo de Mora de Rubielos. “Conocemos la zona y las tiendas por el boca a boca”, valoró.