Síguenos

432_1200x150-bueno.gif banner click 432 banner 432

416_diariodeteruel-web-banner1200x120-vacunacion2022.png banner click 416 banner 416

435_diario-de-teruel-1200x150.gif banner click 435 banner 435

431_1200x150.gif banner click 431 banner 431

Alfonso de la Torre clausuró la muestra de Enrique Asensi en Rubielos de Mora Alfonso de la Torre clausuró la muestra de Enrique Asensi en Rubielos de Mora
Enrique Asensi (centro), junto a Alfonso de la Torre (izda.) y Ricardo García Prats (dcha.)

Alfonso de la Torre clausuró la muestra de Enrique Asensi en Rubielos de Mora

La exposición contó con 30 piezas de sala y cuatro esculturas públicas

Una charla entre el artista Enrique Asensi, el crítico de arte Alfonso de la Torre y el director del Museo Salvador Victoria de Rubielos, Enrique García Prats, sirvió para clausurar en este espacio, este pasado fin de semana, la exposición temporal que ha podido verse desde finales de octubre.

La muestra, titulada Reflexiones. Piedra y acero exponía treinta piezas piezas del valenciano Enrique Asensi, además de cuatro esculturas de gran tamaño que fueron instaladas por las calles de Rubielos, y que también han sido retiradas una vez concluida la muestra.

Durante la charla celebrada en el Museo Salvador Victoria de Rubielos de Mora, los 31 asistentes fueron testigos de la conversación entre De la Torre, García Prats y el propio autor sobre la reflexión que hace de la existencia y su trascendencia a partir del volumen abstracto.

Entre otras cosas, Enrique Asensi lleva la abstracción hasta su último extremo al considerar que el discurso artístico que encierra una obra de arte no está completo sin la participación del observador, del espectador, al punto de que “sin la reflexión que realiza quien observa la escultura, esta no es más que un pedazo de piedra sin vida”, según el autor. Esta afirmación no es baladí, ya que traslada la esencia del discurso creativo de la obra de arte a la sensibilidad del observador, dejándole a la primera un papel de mero disparador o catalizador.

Entre las treinta piezas de sala Asensi expuso escultura, joyería de autor y pinturas en la que la que la cera introducía volúmenes y texturas.

Además pudieron verse tres esculturas públicas de gran tamaño en sendas plazas de la localidad y otra en la Lonja del Ayuntamiento.