Síguenos
El Museo de Teruel invita a descubrir sus fondos más desconocidos y cómo los conserva El Museo de Teruel invita a descubrir sus fondos más desconocidos y cómo los conserva
La responsable de conservación del Museo de Teruel, Pilar Punter, junto al diputado de Cultura, Diego Piñeiro en la muestra de indumentaria

El Museo de Teruel invita a descubrir sus fondos más desconocidos y cómo los conserva

Una visita guiada revela la importante colección de indumentaria tradicional

Un gorro y un traje de bautizar, los zapatos de una novia, toquillas, guantes, ligas y un sin fin de prendas más cuentan cómo era la vida en los siglos XIX y XX. Son tesoros que se guardan y conservan como tales en los almacenes del Museo Provincial de Teruel. La Diputación turolense abrió las puertas de estas instalaciones para mostrar la indumentaria tradicional que custodian y reivindicar el papel de este centro cultural más allá de las piezas que están expuestas en su sede de la plaza de la Marquesa. Esta actividad fue una de las citas principales en la provincia para celebrar el Día Internacional de los Museos.

Esta colección de indumentaria tradicional está integrada por 1.394 bienes, la mayoría procedentes de donaciones de particulares, conscientes de que es la mejor forma de que se mantengan.

La responsable de conservación del Museo de Teruel, Pilar Punter, destacó que esta propuesta permitía a los turolenses ver piezas que habitualmente no están accesibles al público y al mismo tiempo conocer las tareas que se realizan para conservar este patrimonio histórico.

“Los visitantes están acostumbrados a ver solo una parte, representativa si queremos, pero pequeña que a veces no les da idea no solo de lo que el Museo tiene sino de lo que el Museo significa y todo lo que hacemos para conservar las obras y para la custodia que es otro de nuestros objetivos, además de la exhibición”, comentó Punter. La conservadora explicó el almacén de indumentaria es una de sus tareas que en los últimos años les ha tenido bastante ocupados y de la que se sienten “orgullosos”.

El diputado de Cultura de la DPT, Diego Piñeiro, que participó en esa peculiar visita, destacó el valor de este tipo de patrimonio y la importancia de su divulgación. “Aprovechando el Día de los Museos estamos hoy reflexionando sobre el poder de los objetos para poder contar historias y que los museos pueden contar la Historia de la humanidad a través de diferentes objetos”, afirmó.

Piñeiro recordó que este año se han centrado en los objetos textiles, algunos de ellos, piezas únicas, a través de los cuales los participantes en esta jornada iban a poder trasladarse a diferentes épocas de la provincia.

“El Museo de Teruel tiene una gran parte etnográfica donde explica la evolución de la provincia de Teruel. Podemos ver cómo han ido evolucionando los diferentes ropajes, dependiendo de la época y las diferentes clases sociales. El archivo es muy vasto y lo que tenemos en el Museo es una gran colección de la que normalmente solo se puede ver una pequeña parte que es lo que está expuesto en el Museo pero hoy en el archivo se puede ver el gran contenido que tenemos y la gran labor de preservación que hacen los trabajadores”, subrayó el diputado de Cultura.

Pilar Punter explicó cómo se clasifican y conservan las piezas textiles en el almacén del Museo

Cuidados específicos

La responsable de conservación del Museo de Teruel guió a los asistentes por el almacén mostrando algunas piezas que reflejaban la diversidad de los materiales: prendas de vestir, calzado, complementos, ropa del hogar... y sobre todo fue explicando el cuidado que reciben para su correcta conservación.

“Mantener el patrimonio no es solo restaurar. Restaurar es lo último que tenemos que hacer cuando no hay más remedio, pero se puede evitar si ponemos todos los medios necesarios para que, en este caso las prendas de indumentaria, se mantengan en las mejores condiciones”, comentó Punter. La especialista recalcó que cada una de esas prendas requiere una forma de conservación para que se mantengan bien.

Cuando ingresan las prendas, lo primero es hacer un control de que esa obra está en buenas condiciones, sobre todo de cara a los contaminantes que pueda transferir al resto de la colección. Después, se van almacenando, cada una con arreglo a sus necesidades. Así, las que son de indumentaria diaria (trajes, faldas, pantalones, chalecos) generalmente se guardan colgadas en unas perchas que hace el personal del Museo especialmente para ello, forradas con materiales neutros, y luego llevan una funda de algodón neutro para que no transfiera ningún contaminante. Los zapatos, en cajas de cartón neutro que también se confeccionan en el Museo. Mientras, las prendas de gran formato van en rulos que van suspendidos para que no se rocen con nada.

Además, los armarios están completamente cerrados y el almacén es un compartimento estanco, con un clima estable de entre 19 y 20 grados de temperatura y una humedad en torno al 50 %. Todo ello crea una barrera contra los ataques biológicos y se minimizan los cambios de temperatura y humedad que también podrían deteriorar las piezas.

En cuanto a las prendas seleccionadas para mostrar al público, se hizo una selección representativa con prendas de hombre, de mujer y niños y de usos diferentes. Para Punter, todas las piezas son especiales con mantillas y toquillas espectaculares hechas para las ocasiones especiales pero también con piezas que llevaban los pastores y las pastoras, toda la indumentaria que la gente llevaba el día a día en sus pueblos y que, además, eran tejidos por ellos mismos con las lanas de sus ovejas.

El nuevo proyecto de ampliación, a final de año

El diputado de Cultura de la DPT, Diego Piñeiro, confió en que el nuevo proyecto para la ampliación del Museo de Teruel esté listo a finales de 2022.

Piñeiro lamentó que esta actuación lleve pendiente “demasiados años” y que ahora se haya tenido que volver a empezar porque el Ayuntamiento planteó que el proyecto no se podía realizar, pero confió en que “no vuelva a tener más problemas esta ampliación y que todas las administraciones luchen” por ella y aseguró que desde la Diputación no han querido confrontar. “Al final lo que estamos haciendo es ampliar la oferta cultural de la capital y creo que todas las instituciones tienen que estar a lo mismo”, afirmó.

El diputado de Cultura confió en que ahora se agilice la actuación y sea pronto una realidad.

“Esperamos que una vez el proyecto esté redactado vea la luz cuanto antes y así también poder disfrutar de la gran cantidad de piezas que tiene este museo en el almacenamiento porque no tenemos más capacidad y al final será un beneficio tanto para la sociedad turolense como un atractivo más para que la gente venga a visitarnos”, concluyó Piñeiro.

El redactor recomienda