Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

179_2030-1200-x-150-px.png banner click 179 banner 179

Laura de la Fuente, actriz: “Gloria Fuertes aprovechó la libertad que le dio ser ninguneada como poeta” Laura de la Fuente, actriz: “Gloria Fuertes aprovechó la libertad que le dio ser ninguneada como poeta”
Laura de la Fuente interpretando ‘Sin pena y con Gloria’ en el Teatro Albéitar de León. Juan Luis García

Laura de la Fuente, actriz: “Gloria Fuertes aprovechó la libertad que le dio ser ninguneada como poeta”

Corral de García lleva este viernes (20 h.) a Andorra un montaje sobre las múltiples vertientes de la madrileña

Laura de la Fuente es una actriz nacida en Oviedo pero afincada en Huesca desde hace 17 años, cuando a través de un taller de teatro en Albarracín llegó a Aragón. Este viernes se subirá a las tablas del Espacio Escénico de Andorra (20 horas) para presentar Sin pena y con Gloria, un montaje escénico con el sello de Jesús Arbués sobre la Gloria Fuertes más desconocida, la mujer independente, lesbiana y fumadora que en 1954 escribió “Hago versos señores, hago versos / pero no me gusta que me llamen poetisa / me gusta el vino como a los albañiles / y tengo una asistenta que habla sola”.

-¿En qué consiste ‘Sin pena y con Gloria?’

-No queríamos hacer un recital al uso pero sí mostrar los poemas que escribió Gloria Fuertes para adultos, porque tiene mucha obra y muy desconocida. El texto muestra una mezcla de la escritura dramática que Jesús Arbués hace para narrar su vida, y algunos de sus poemas que de algún modo ilustran los momentos clave de ella. En total son diez monólogos apoyados por proyección de imágenes. 

-¿Usted interpreta a Gloria?

-No exactamente. Mi voz son tres voces diferentes. La de la actriz que cuenta de qué va todo esto; la de una Gloria Fuertes más espiritual, más desde la distancia, que muestra lo invisible y desvela lo que no vemos, mezclando sus poemas y su biografía; y un momento supergloria en el que la interpreto incluso con su propia voz. 

-¿Imita su voz característica?

-Hablo con su voz pero no la imito, aunque la gente se marcha de la función diciendo que ha visto a Gloria. Las imitaciones a las que nos acostumbró Martes y Trece hablaban de la Gloria Fuertes más conocida, la de la poesía infantil, y nosotros queremos ahondar en el resto, porque además es mucho más universal. 

-¿Diría que Gloria Fuertes es una de las grandes poetas olvidadas?

-No sé si la palabra es grande, pero desde luego fue compleja. No hubo una Gloria, sino varias personas en diferentes momentos. Fue muy inteligente a la hora de conjugar todos los aspectos de su vida en un mundo muy difícil. Nació en 1917 y vivió dos dictaduras, una guerra civil, la llegada de la fama... y ya antes de ser conocida tenía una vida peculiar, hacía cosas poco habituales, iba en bici... Además su procedencia era muy humilde y desde niña tuvo muchos problemas para salir adelante. Lo habitual es leer, formarte unos referentes y luego empezar a escribir. Ella lo hizo al revés; empezó a escribir de niña y solo después pudo empezar a leer y a cultivarse en ese sentido. Eso provocó que tuviera una voz propia desde muy temprano.

-Su voz, para casi todo el mundo y durante mucho tiempo era una voz dirigida casi en exclusiva a los niños...

-Sí, pero mientras aquí nadie le hacía caso en Estados Unidos, o Jaime Gil de Biedma  hacía estudios sobre su poesía. 

-¿Fue la poesía infantil una especie de tumba literaria para Gloria Fuertes? 

-No creo que fuera malo para ella, y además nadie es total y únicamente una sola pieza. Y además, de alguna manera, creo que ser  menos conocida en ese aspecto probablemente le proporcionó más libertad para escribir. Quizá si hubiera estado más metida en su generación poética hubiera tenido otras exigencias. No dudo que le fastidiara ser ninguneada, pero creo que aprovechó la libertad que le dio eso. 

-¿Cree que se arrepintió en alguna ocasión de esa faceta suya?

-No. No, porque fue una plena poeta infantil. Y una gran vanguardista. Sus poemas infantiles metían mucha caña, sabía como decir las cosas que quería decir, e incluso una gran pionera en el trato hacia los niños. Fue de las primeras personas que empezó a tratar a los niños como iguales, y no como a tontitos, de manera consciente y convencida. No digo que esta fama de escritora infantil no le pesara para algunas cosas, pero no creo que se arrepintiera. 

-¿Este espectáculo está montado para quienes ya conocen a Gloria Fuertes?

-No, más bien para quienes desean conocerla más a fondo. Lo estrenamos en Huesca ante un público difícil, arriesgado, porque era un festival y el público estaba formado por programadores. Salió bien, y en el público menos especializado es lo mismo. Todo el mundo lo entiende y entiende la filosofía del espectáculo, que es ir de algo muy particular, la historia de una señora, a lo más universal.

-Este es el primer espectáculo que produjo Corral de García, el centro de producción y residencia de Viridiana Producciones...

-Sí. En realidad este espectáculo se lo pedí yo a Jesús Arbués, porque descubrí a Gloria Fuertes en 1998 y decidí que tenía que hacerlo algún día. En 2015 se lo propuse y finalmente se ha hecho cuando se ha podido hacer. Ahora llevo 17 años en Viridiana y pertenezco al Corral de García Yo comparto al cien por cien el concepto artesano del teatro que tiene Jesús (Arbués), su manera de querer contar ciertas cosas, con ese espíritu un poco conservador, en el aspecto más artesano del teatro, y al mismo tiempo moderno, fundiendo proyecciones, imágenes, o nuevas tecnologías.