Síguenos
'Run, baby, run', un thriller de acción que se rueda en la provincia de Teruel 'Run, baby, run', un thriller de acción que se rueda en la provincia de Teruel
La especialista que sustituye a Catuxa Leira en las escenas más peligrosas, al volante de un automóvil con el que intenta escapar del villano. Miguel Ángel Artigas

'Run, baby, run', un thriller de acción que se rueda en la provincia de Teruel

El equipo de Toni Andújar filmo este miércoles secuencias de una persecución en Villafranca del Campo

La provincia de Teruel será el telón de fondo del 100% del metraje de Run, baby, run, un thriller de acción dirigido por Toni Andújar y protagonizado por Catuxa Leira y Cody Cowell, que pone al límite a una mujer sordomuda, en una frenética y permanente huida de un villano obsesivo y sin escrúpulos.

La película, que se está rodando en inglés “y con estética americana”, según su director, y que esdeMangofilms lleva intención de estrenar entre finales de 2022 y principios de 2023, tiene en los paisajes de alta montaña, en ríos y en las parameras hostiles situadas en cuarenta localizaciones turolenses a otro de sus protagonistas, ya que la obstinación de Diana por sobreponerse al aislamiento y a las inclemencias de la naturaleza desbocada es uno de los temas centrales del filme.

Los treinta profesionales, entre dirección, fotografía, producción, actores y especialistas, llevan desde el 2 de mayo en la provincia de Teruel, donde tienen previsto finalizar el rodaje el 30 de junio. El equipo tiene su base en Alcalá de la Selva, donde están la mayor parte de las cuarenta localizaciones utilizadas por Toni Andújar, si bien también se han rodado diferentes escenas, o se rodarán de aquí a julio, en la Sierra de Albarracín, Comunidad de Teruel, Maestrazo, Jiloca o Bajo Aragón.

Persecución final

Ayer se rodaron algunas de las secuencias esenciales del final de la película, “una persecución en la que el villano trata de dar alcance y muerte a la heroína”, según el director del filme, en la antigua cantera de Villafranca del Campo. El fondo de la gravera fue aprovechado para que dos especialistas condujeran a gran velocidad dos automóviles, tratando dejar atrás a su perseguidor el uno, y sacar del camino a la chica el otro. Un digno final para “un thriller de acción non-stop, una película de ritmo que requiere muchos paisajes, que se nutre de la naturaleza”, como explicó ayer su director. “Es un cuento duro, una historia dura sobre una mujer, que no está ambientada en Estados Unidos, solo es algún lugar de alguna parte, pero que tiene cierta estética americana”.

El protagonista es atípico, no solo porque es una mujer sino porque además es sordomuda de nacimiento. Es interpretado por Catuxa Leira, actriz gallega que ha trabajado en compañías de teatro como Aporía o Musas Anónimas, en series de televisión producidas por TVG como Seramoura, A Estiba, Urxencia Cero, o Centro Médico, esta última de TVE. “Diana es un personaje muy interesante y enriquecedor para una actriz, porque tiene que superar un montón de obstáculos. Es una heróina que crece y que me permite enfrentarme a momentos muy dramáticos, que a nivel interpretativo gustan a la actriz y le permiten lucirse, y otros de mucha acción que son muy divertidos, aunque en mi caso contamos con especialistas para rodar las escenas más peligrosas”.

Rodada en Teruel al 100%

Toni Andújar y esdeMangofilms barajaron diferentes localizaciones para rodar durante la preproducción de la película, entre ellos Illinois (EEUU), Canadá o Bulgaria, pero finalmente, y con la mediación de la Aragón Film Comission, que coordina la acción de los servicios de asistencia al rodaje de los ayuntamientos, comarcas, Gobierno de Aragón, Diputación Provincial de Teruel y Subdelegación del Gobierno se optó finalmente por Teruel.
 

Inicio de la grabación de una de las secuencias de la persecución. Miguel Ángel Artigas


Todo el rodaje se llevará a cabo en la provincia por varias razones, aunque la más importante tienen que ver con los entornos estéticos que buscaba Andújar. “Busco una estética que nos recuerde a la americana y Teruel se presta mucho a ello. Y en menos de media hora puedes cambiar un paisaje casi desértico por otro con un curso de agua, o con árboles y vegetación”. De hecho la actriz protagonista aseguró que “el paisaje es muy importante en esta película, porque Diana lucha contra los malos, pero también contra los elementos. Así que los parajes seleccionados son muy importantes no solo para la estética del filme, sino también para ver que el personaje está aislado, que está en un territorio donde no puede pedir ayuda ni puedes buscar un pueblo para refugiarte”.

El coprotagonista, que  este miércoles conducía un todoterreno para tratar de dar muerte a Diana, es Cody Cowell, actor californiano que ha participado en largometrajes como Shadowman o Storyteller of terror. Cowell admitió haber encontrado “espectaculares” las localizaciones de una provincia que tenía ganas de conocer: “Mi hermano vivió en España durante 15 años, y cuando le dije que venía a Teruel a rodar me explicó que iba a encontrar un territorio muy rural y bonito. Me recuerda mucho a las zonas a las que iba de acampada de niño, y está muy bien que puedes conducir durante un periodo corto de tiempo y cambias de arroyo a montaña, y de bosques a zonas rocosas”, explicó.

Según el director, “rodar es muy difícil y requiere muchos recursos”. “La Film Commission estaba ahí, nos recomendó venir a ver lo que podían ofrecernos y realmente nos gustó. En dos meses vamos a rodar en 40 localizaciones diferentes, que son muchas, pero están todas aquí al lado. Nosotros necesitábamos muchos parajes muy diferentes entre sí, y cercanos entre sí, y para eso Teruel es fantástico. Es un poquito más asequible rodar aquí, estamos mejor cuidados y aquí nos están tratando mejor de lo que nos hubieran tratado en otros lugares”.
 

Andújar observa cómo se desarrolla la carrera entre dos automóviles, en la cantera de Villafranca del Campo. Miguel Ángel Artigas


De todos los parajes que ha visitado el equipo de rodaje, Andújar admitió que la antigua cantera de Villafranca, de donde se extrajo parte del material con el que se construyó la A-23 y donde se rodó ayer, había sido una de las que más le había impresionado, ya que su aspecto agreste pero antropizado en el peor sentido de la palabra recuerda poderosamente a Mad Max o El diablo sobre ruedas. “También nos ha impresionado Alcalá de la Selva, donde tenemos montada la base, y Albarracín, cuyo río estaba muy crecido gracias a las últimas lluvias y hemos podido rodar unas secuencias muy buenas”.

Seguir creciendo

Durante el final de la sesión de rodaje de las secuencias de la persecución final, en la antigua cantera de Villafranca del Campo, acompañaron a Toni Andújar y el resto del equipo de Run, baby, run, algunos responsables institucionales de los servicios de asistencia al rodaje que se han implicado, como como Manuel Rando, presidente de la Diputación de Teruel, que es la institución de la que depende la Teruel Film Commission, el diputado provincial de Cultura, Diego Piñeiro, la presidenta de la Comarca del Jiloca y alcaldesa de Villafranca, Yolanda Domingo o la coordinadora de la Aragón Film Commission, Estíbaliz Centeno.

Rando adelantó que en pocas semanas se lanzará una campaña con el lema Teruel, provincia amiga del cine y los cineastas, que se basa en “las palabras que nos repiten continuamente los responsables de rodaje que nos visitan, sobre las facilidades que se encuentran aquí, y sobre los lugares y los escenarios exteriores y también interiores que se encuentran sin salir de la provincia”.

Por su parte Estíbaliz Centeno, responsable de Aragón Film Commission, que es el servicio dependiente del Gobierno de Aragón que a su vez coordina la acción de las diferentes oficinas de asistencia al rodaje dependientes de la DPT, ayuntamientos o comarcas, explicó que Teruel, además de otras zonas de Huesca o Zaragoza, están preparadas para competir de tú a tú en el mercado de localizaciones cinematográficas.

“El principal gancho para los nuevos localizadores son los materiales gráficos que tienen las film commssion”, explicó Centeno. “Y cuando vienen aquí a realizar el scouting las conocen y entonces comprueban que son muy funcionales. La baja densidad de población de provincias como Teruel ayuda a que el trabajo sea más fácil y relajado, a que el trabajo no tenga más tensiones que las propias de un rodaje, que como dicen los profesionales ya de por sí suele ser una caja de bombas”. “Y cuando las diferentes film commission trabajan coordinadas”, añadió, “los permisos necesarios, de carreteras o de Medio Ambiente, van muchísimo más rápidos”.

El redactor recomienda