Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Alumnos del Máster asisten a las comprobaciones de las motos antes de que empiecen las tandas de entrenamientos

Alumnos del Máster del Motor Sport, en primera linea en WorldSBK en Motorland

Los estudiantes han podido comprobar cómo se preparan las motos antes de cada carrera

Veinticuatro alumnos del Máster en Ingeniería del Motor Sport, que organiza la Universidad San Jorge en colaboración con Motorland Aragón, han tenido la oportunidad en la primera prueba de Superbikes disputada este fin de semana en el circuito de velocidad de Alcañiz de observar cómo se aplican de forma práctica en un evento mundialista real todos aquellos conocimientos teóricos que han ido adquiriendo en los últimos meses. Es la primera toma de contacto de los estudiantes con un evento internacional de estas dimensiones.

El máster arrancó en enero de este año y continuará hasta marzo del año que viene y posiblemente es uno de los pocos, si no el único, que ofrece un componente tecnológico práctico de tanto nivel. En este sentido, el coordinador del Máster, Abel Ortego, señaló que “nuestra vocación es que a través del complejo de Motorland Aragón y en colaboración con la Universidad San Jorge pudiéramos transferir tecnología, dado que Motorland tiene un alto componente deportivo y tecnológico”. Según Ortego, “queríamos ofrecer un valor añadido al complejo para que alumnos pudieran formarse y estar presentes en eventos internacionales de este nivel”. Sin duda alguna este es uno de los aspectos que lo hace tan atractivo.

De los 32 alumnos, 24 se han desplazado hasta Motorland este fin de semana para ver cómo se organiza un evento internacional de estas características y cómo se desarrolla la actividad en una pista de competición real. “Han asistido a labores de precintaje de motores, lo cual se hace antes del evento para comprobar que antes de las carreras los motores están cerrados y no serán manipulados con posterioridad; han observado cómo se llevan a cabo las verificaciones técnicas y han aprendido cómo se comprueba cada moto por seguridad antes de salir a la pista. Otros estudiantes han permanecido en los boxes viendo la organización de cada carrera y atendiendo a “cada uno de los roles que hay dentro de un box”, detalló Ortego.

El Máster abarca distintas materias a lo largo del año y medio de duración. “Vemos cuáles son los componentes de los vehículos, aspectos relacionados con telemetría y análisis datos; aerodinámica; organización de un equipo de competición y dinámica de trabajo, tanto en el ámbito de las motos como de los coches;  suspensiones, motores, frenos, combustibles de los dos tipos de vehiculos, etc” son aspectos que se abordan a lo largo del curso, detalló el coordinador, quien valoró la importancia de que el alumnado pueda asistir a los eventos en los que podrán participar hasta que concluya la formación. “Estamos dándoles la oportunidad de atender cómo funciona un evento real, y es una buena manera de ver todo aquello que se explica en las clases teóricas”, que son semipresenciales.

En una prueba como Superbikes “verán desde cómo se realizan los ajustes de las suspensiones, de los frentos, de los neumáticos que se eligen para ir a carreras y de como se realiza el setting para conseguir buenos tiempos en pista”, indicó Ortego.
 

Reunión de trabajo en el paddock del circuito de velocidad

La mayor parte de los alumnos son egresados de Ingeniería que ya están trabajando en industrias asociadas y relacionadas con la automoción y que tienen un elevado interés en comprender y aprender sobre el funcionamiento del motor sport.

El Máster se compone de 10 sesiones prácticas que se organizan a caballo entre Motorland y  la Universidad San Jorge. En este sentido, Abel Ortego señaló que “nuestros alumnos van a estar en todos los eventos internacionales de Motorland Aragón 2021, y en cada uno de ellos vamos a hacer algo diferente”.

Mundial de Turismos

En el Campeonato del Mundo de Velocidad de Turismos -del 9 al 11 de julio- tendrán su primer contacto con el mundo de la competición a motor en el ámbito de los vehículos de cuatro ruedas y podrán conocer en profundidad la propulsión eléctrica en vehículos, según explicó el coordinador del Máster. Asimismo, “con la empresa Centro Zaragoza se llevará a cabo formación en el ámbito de la manipulación de vehículos eléctricos”, añadió.

De esta manera realizarán prácticas en todos los eventos que organice Motorland. También en Moto GP, aunque “ese campeonato todavía queda lejos ahora mismo para saber en qué podremos centrarnos”, indicó Ortego. En cualquier caso, “dependiendo del equipo, nuestros estudiantes pueden profundizar más o menos en estas prácticas; hay equipos que permiten que  los estudiantes se involucren más y otros menos”.
 

De izquierda a derecha, Nauset, Francisco, Alejandro y Kenneth

Próximamente, los estudiantes recibirán una clase práctica de seis horas “sobre cómo se lleva a cabo un setting de las suspensiones. Será en el Mundial de turismos de la mano de uno de los mejores técnicos en esta especialidad del país, Juan Andrés Martínez”, enfatizó el coordinador de la formación.

En cuanto al alumnado, poder aplicar en un evento de primera magnitud estos conocimientos es toda una oportunidad. “Los alumnos están muy contentos, porque tienen la posibilidad de estar en un gran premio, cerca de los equipos, de los especialistas, para poder aprender”. Este es el aspecto más atractivo del Máster, que ha tenido una considerable demanda: 32 matriculados.

“Nuestra vocación es poder transferir tecnología y, precisamente, es posible porque nos encontramos en un circuito que nació para ello, además de para las competiciones deportivas”, resaltó el coordinador de la formación. Esta ventaja “es un valor añadido”, opinó Ortego.

Atraer talento

El director del Máster en Motor Sport y director gerente de Motorland Aragón, Santiago Abad, comentó que la empresa pública está “trabajando en nuevos negocios que consoliden Motorland como una plataforma tecnológica y para ello buscamos nuevos perfiles, es decir, estamos interesados en atraer talento a Alcañiz, ya que el que había en la zona ya no está, porque se ha marchado o está ya trabajando”. Con ese objetivo “se creó el Máster en Ingeniería del Motor Sport con la Universidad San Jorge. La universidad “nos aporta un contenedor académico para el desarrollo del máster”, dijo Abad. En este sentido, añadió, “podemos formar ingenieros en esta especialidad y tener acceso a perfiles con talento que, aunque no estén en la zona, conocerán nuestras instalaciones”. Además, añadió, “a través de nuestro valor diferencial, podríamos atraerlos hasta aquí para que vinieran a trabajar en el caso de que se desarrollaran nuevos proyectos en los que estamos trabajando”.

Realizando la verificación de los motores


La experiencia de vivir desde dentro la adrenalina en una competición 


Los alumnos del Máster de Ingeniería en Motor Sport realizaron una muy buena valoración de la experiencia vivida en Motorland este fin de semana durante la celebración de la prueba motociclista. Durante varios días han podido comprobar cómo se aplican en tiempo real y en un escenario de verdad los conocimientos que han adquirido en las clases teóricas.

Keneth Algarra, de Amposta, ha estado en el box del equipo de Kawasaki y allí ha podido comprobar “un trabajo en equipo muy grande, con muchos nervios, porque, aunque lo tenían todo muy controlado, se les ha roto una pieza y han tenido que correr para poder entrar en tiempo y salir a rodar”, comentó. Para Kenneth, que es ingeniero, ha sido “una gran experiencia, porque estamos aplicando conocimientos, cosas que nos habían explicado pero que hemos visto en directo. Nos han enseñado cómo se realiza el sellado de los motores, cómo se precintan y verifican para que los equipos compitan con las mismas prestaciones”.

Alejandro Díaz, de Madrid, ha estado en Motorland desde el miércoles. “Hemos visto cómo se llevan a cabo todos los procedimientos para que las motos puedan salir a pista”. Alejandro estuvo en el box de Yamaha Pata, “viendo cómo funcionan durante una sesión y ha sido un lujo verlos trabajar”, enfatizó.

El madrileño es mecánico de motos y le gustaría “poder aplicar todo lo aprendido en el futuro en mi propia profesión”, comentó.

 

Con el equipo de Yamaha

Otro de los alumnos que también es ingeniero y de Madrid, Francisco Braco, consideró el Máster “una oportunidad para enfocar mi carrera profesional hacia este mundillo”.  Francisco no pudo llegar a Motorland hasta el viernes por la mañana, un día en el que tuvo su primer contacto con las motos. Como observador desde la pista “hemos estado viendo cómo trazaban las motos, dónde empezaban las frenadas...”. Para este madrileño, la experiencia “ha sido muy interesante, sobre todo porque durante los entrenamientos nos han dejado estar con el equipo de Kawasaki, que es el actual campeón del mundo de motos y con quienes hemos visto como engrana toda la maquinaria en un equipo profesional”.

Nauset Martín es canario y también alumno del máster. Es ingeniero y ya había trabajado en Technopark. Su pasión es el deporte de alta competición y aseguró que “ha disfrutado con la experiencia, como siempre que vengo a Motorland”.

El redactor recomienda