Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

El CD Teruel de Bravo afronta el desplazamiento más compicado El CD Teruel de Bravo afronta el desplazamiento más compicado
El entrenador del CD Teruel, Víctor Bravo, se dirige a sus jugadores en la banda del terreno de juego. Archivo

El CD Teruel de Bravo afronta el desplazamiento más compicado

El conjunto turolense ya sabe lo que es ganar en el Papa Luna, donde se impuso el año pasado

La visita que esta tarde cursará el CD Teruel a las instalaciones del Papa Luna para enfrentarse al Illueca tiene que servir a los rojillos de Víctor Bravo para sumar su primera victoria en el césped de la temporada, después de que los turolenses terminaran hincando la rodilla en el suelo el pasado domingo en Pinilla con la visita de la SD Huesca, uno de los favoritos a estar en los puestos de honor del Grupo A de la Tercera aragonesa.
Éste será el primer partido como visitante para los turolenses, después de que el choque contra el Cariñena tuviera que suspenderse por un positivo en la plantilla rojilla.
El entrenador del CD Teruel, Víctor Bravo, aseguraba ayer que el de hoy es “el partido más difícil de todo el año fuera de casa” porque el Illueca es un rival “incómodo, aguerrido y que presiona mucho”. En ello influye, y de qué forma, que los zaragozanos  tiene “bien cogidas las medidas de su  campo” y que el bloque “lleva junto mucho tiempo”. Por todo ello, el técnico rojillo prevé un “partido muy, muy complicado”, como ya lo fue el año pasado, cuando Bravo militaba en las huestes del equipo rojillo.
Bravo ya sabe lo que es vencer en el Papa Luna. Lo hizo el año pasado cuando defendía la camiseta rojilla del CD Teruel en el centro de la pizarra de César Láinez. Illueca y Teruel se enfrentaron en la tercera jornada de la competición en un encuentro que se saldó con victoria visitante por un resultado de 2-3, siendo, precisamente, el actual técnico del conjunto de Pinilla, el autor del tercer tanto turolense al filo del descanso.
La estadística, no obstante, no le es halagüeña a los turolenses, que se enfrentar a un equipo que no conoce la derrota esta temporada en la que ha sumado una victoria y dos empates.
Los rojillos apostarán por llevar la responsabilidad del partido tratando de controlar el  balón a fuerza de llevarlo pegado al pie. “Esa es la idea”, afirmaba el entrenador turolense. “La idea es manejar nosotros los tiempos de partido”, explicaba Bravo que, aún así, avisaba de que “va a haber fases en las que vamos a sufrir, como en todos los partidos porque ningún equipo domina los 90 minutos,  pero nuestra intención es que seamos nosotros los dueños de la pelota y del juego  durante buena parte del partido, y cuando toque defender y sacrificarse y estar juntos para sacar los balones e intentar mantener la puerta a cero, que es importante”.
Bravo podrá disponer de casi toda su plantilla y solamente Ibra será baja y de nuevo no podrá estar a disposición del míster para entrar en al convocatoria.

En busca del gol
El pasado domingo el CD Teruel volvió a sufrir de cara a la portería contraria. “Generamos muchas ocasiones y tenemos que materializarlas de una vez”, exclamó Bravo ayer antes de asegurar que “estamos trabajando  toda la semana  para generar ocasiones  y materializarlas”.
El entrenador rojillo asegura que sus jugadores “tienen gol” y la ausencia de tantos en la cuenta rojilla es “más un tema mental de los jugadores (..) Son jugadores de la parte de arriba que todos ellos tienen mucho gol. Años atrás han metido todos muchos goles” y confía en que en cuanto lleguen los primeros tantos al casillero turolense la pierna de los delanteros se suelte y se anotan muchos más.