Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

El partido amistoso de pretemporada contra el Santa Isabel fue la última vez que los aficionados del CD Teruel pudieron citarse en las gradas de Pinilla. Archivo / Bykofoto

La Federación Aragonesa de Fútbol pide a la DGA el regreso de los aficionados

Reunión de los responsables de la FAF con los titulares de las consejerías de Sanidad y Educación, Cultura y Deporte

La Federación Aragonesa de Fútbol ha trasladado al Gobierno de Aragón la delicada situación que atraviesan los clubes de la región  “al no poder contar con asistencia de público para la disputa de los partidos oficiales”, haciendo especial hincapié en que al situación es “especialmente grave y preocupante el condicionante que ello supone en la categoría de Tercera División”“. Esta circunstancia dificulta enormemente la obtención de ingresos por los abonos de los socios, taquillas y patrocinios, entre otros”, explicaron los responsables federativos tanto al consejero de Educación, Cultura y deporte, Felipe Faci, y al director general de Deporte, Javier De Diego, como a la consejera de Sanidad, Sira Ripollés.

En la reunión se trasladó a las dos consejerías “la solicitud de la práctica totalidad de clubes de la Tercera División aragonesa” de autorizar “la asistencia de público cumpliendo con las  limitaciones de aforo, distancia social, mascarillas y demás medidas de protección, que sanitariamente se impusieran”. Para poder facilitar el acceso de los aficionados a las gradas de los campos de fútbol, desde la Federación se planteó “que el público asistente en cada partido fuera esencialmente el del equipo local, favoreciendo de ese modo el cumplimiento de las restricciones a la movilidad que en cada momento estén vigentes”.

La Federación Aragonesa explica en un comunicado difundido este viernes por la noche que desde la Consejería de Educación, Cultura y Deporte se acogió “favorablemente” la solicitud de la FAF, aunque los supeditó “a la situación sanitaria”. Además, en la reunión se abordó el “el comienzo de las mismas a principio del próximo mes de enero, tanto en las competiciones propias de la Federación como en las de los Juegos Deportivos en Edad Escolar, del Gobierno de Aragón”. Todo ello supeditado, apunta la nota, “a la evolución de la situación sanitaria”.

Precisamente, los responsables del fútbol regional también mantuvieron un encuentro con al consejera de Sanidad, Sira Ripollés, y los directores generales de Salud Pública y de Asistencia Sanitaria. Según el comunicado federativo, “desde el departamento de Sanidad se mostró preocupación por la situación existente todavía con el Covid-19” y se indicó que por el momento “no se consideraba permitir esa asistencia de público”. Sin embargo, se dejó la puerta abierta a que, ante una evolución favorable de la emergencia sanitaria, el Gobierno de Aragón pueda adoptar “medidas de relajamiento en cuestión de movilidad a partir del día 30 de noviembre (fecha a partir de la cual se elimina el confinamiento perimetral de las tres capitales, aunque se mantiene la prohibición de abandonar la provincia y los límites de la Comunidad Autónoma), y en función de la evolución de la pandemia podrán irse adoptando otras”.

Argumentario

Entre los argumentos que esgrimió la Federación ante los responsables públicos destacaron como “perfectamente justificado” que “el deporte se ha comprobado que está dando un escasísimo número de contagios”. Además, se expresó el “el compromiso de los clubes y ayuntamientos para colaborar activamente con las autoridades sanitarias en el seguimiento de todas sus indicaciones”, haciendo hincapié en que “en casi todas las poblaciones donde compiten estos clubes, la incidencia de la pandemia es muy inferior a la de las tres capitales, y el fútbol es prácticamente el único evento de ocio para sus habitantes, que es muy necesario”. Así, se alertaba de que “de ello depende en buena medida el futuro y la subsistencia de muchos clubes aragoneses, de sus trabajadores y demás personas dependientes de los mismos”, por lo que manifestó su confianza en que l Gobierno de Aragón modifique a la mayor brevedad posible sus medidas y permita la asistencia de público a los partidos, con las limitaciones que sanitariamente pueda transmitir”.