Síguenos

338_1200x150incendios.gif banner click 338 banner 338

343_muver1200x150-1200-x-150-px.gif banner click 343 banner 343

347_1200x150-festivales-verano.gif banner click 347 banner 347

Javier Franco, presidente de la Federación Aragonesa de Montaña: Javier Franco, presidente de la Federación Aragonesa de Montaña:
Javier Franco Oteo, el pasado miércoles en Aliaga

Javier Franco, presidente de la Federación Aragonesa de Montaña: "Para mantener un sendero lo fundamental es caminarlo, utilizarlo para ver su estado"

"Desde la federación promocionamos actividades para que los clubes nos informen de cómo están los itinerarios"
banner click 244 banner 244
Cruz Aguilar

Javier Franco Oteo es el presidente de la Federación Aragonesa de Montañismo (FAM) desde diciembre del año 2020 y esta semana ha estado en Aliaga presentando el nuevo sendero fluvial que, a través de 19,6 kilómetros enlazará esta localidad con Montoro de Mezquita, en Villarluengo.

-¿Cómo ha afectado la pandemia al senderismo?
-Durante la pandemia se redujo la actividad porque estuvimos confinados. Al momento de abrir las limitaciones de movimiento y movilidad efectivamente notamos un incremento de actividad senderista en general, tanto en el entorno de las ciudades como en el medio natural. Las ciudades se llenaron de paseantes y caminantes y, cuando se pudieron trasladar, también hubo un incremento sustancial en el medio rural de personas realizando este tipo de actividades. Cuantificarlo numéricamente es difícil, pero es evidente que ha habido un aumento importante.

-¿Cómo podemos mantenerlos?
-Tenemos que ser capaces desde federaciones y administraciones de mantener ese interés por el entorno natural, que no sea una actividad ocasional. Hay que decirle a la sociedad que este tipo de actividad es buena para la salud, para la convivencia, para mantener el contacto social y  para otros muchos objetivos que podamos plantearnos.

-Senderismo se ha practicado siempre, pero ¿ha cambiado en los últimos años el perfil de los usuarios?
-Es una actividad que, en principio, podría estar relacionada con el entorno montañero, que parecía más de subir montañas, pero ha ido cambiando conforme ha pasado el tiempo. No es una cosa nueva, es una actividad que consiste en caminar por cualquier entorno, sea urbano, natural o montaña. Dentro del senderismo hay actividades con mayor o menor dificultad, por eso esta destinado a todo el público en general, desde personas de corta edad hasta edades avanzadas, cada uno tiene que ponerse en su sitio y hacer las actividades más convenientes. Por ejemplo desde la Federación promo vemos en Zaragoza actividades para mayores de 55 años y viene gente a hacer una pequeña actividad de una hora y media sin dificultad.

Aliaga y Montoro

-¿Ayudan los senderos con gran interés como el que se va a abrir entre Aliaga y Montoro a dinamizar el territorio?
-Creemos que sí, estamos convencidos de que este tipo de instalaciones dinamizan las poblaciones cercanas, por eso promocionamos que se invierta en este tipo de senderos a través de las administraciones para que todas tengan unas rutas adecuadas. Repercusión social entendemos que tiene, que atraiga visitantes para hacer una actividad de este tipo supone que al pueblo le llega algún recurso.

-¿Cómo está la provincia de  Teruel en materia de senderos?
-En Teruel se ha hecho un gran trabajo con todas las inversiones realizadas a través de los fondos Fite, se ha apostado por crear rutas, hay muchos kilómetros de senderos y es un ejemplo de la inversión que se ha hecho en esta materia. Huesca tiene el Pirineo y las sierras exteriores, seguramente tiene más kilómetros señalizados, pero Teruel ha pasado de ser una provincia sin apenas caminos señalizados a contar con una red muy importante.

-Además de realizarlos, ¿es fundamental mantenerlos?
-El propósito de que los promotores sean las administraciones es para que se comprometan a mantenerlos adecuadamente. El Decreto de Senderos Turísticos de Aragón ha supuesto una importante inversión que ha llevado consigo la renovación y darles una calidad en cuanto a señalización, pero también un compromiso de mantenimiento a lo largo del tiempo, porque el problema de los antiguos es que se habían degradado, perdido señales…

-¿Y cómo se consigue?
-Una de las herramientas que fomentamos desde la Federación es promocionar las actividades dentro de ese sendero, un sendero se mantiene caminándolo, cuando se transita, se utiliza y se observa el estado. Intentamos promocionar actividades con los clubes para que ellos nos informen del estado.

Pasarelas

-La colocación de pasarelas en los cauces de los ríos y barrancos tiene defensores y detractores. ¿Cómo se logra el equilibrio?
-Siempre hay detractores de lo que se hace, gente que puede estar en contra y a favor. La colocación de pasarelas, mientras sea respetuosa con el entorno y se logre la máxima integración en el paisaje entendemos que es un medio que podemos utilizar. De esta forma damos a conocer ese entorno, si no, no sería posible tener esa perspectiva desde esa posición porque no se podría pasar. Si pusiéramos pasarelas sin ton ni son, sin estudio previo haríamos una chapuza, pero entiendo que haciendo un proyecto, las cosas se hacen adecuadamente. Siempre puede haber algún punto que puede haber quedado mejor o peor, pero es una valoración muy personal, entiendo que son las menos, porque las experiencias que tenemos con este tipo de senderos en Aragón es que no se ha creado mucha polémica. Los ayuntamientos están contentos y se les está sacando partido.

-Hay senderos que tienen muchas visitas y otros que, ubicados en un entorno también espectacular tienen muchos menos visitantes. ¿Dónde radica el éxito?
-Una vez hecho el proyecto el éxito radica en que se divulgue a través de grupos de montaña, redes sociales, ayuntamientos… y también se presten unos servicios porque así es más fácil que el caminante acceda a él. Por ejemplo en el de Aliaga, que es muy largo, habría que disponer de algún tipo de transporte o hacer rutas circulares y, evidentemente, promocionarlo con folletos y a través de redes sociales y en clubes.