Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

179_2030-1200-x-150-px.png banner click 179 banner 179

192_banner-ddt-premioscca-1200x150px.gif banner click 192 banner 192

Marta Barba, coordinadora del CIBR: Apoyamos la búsqueda de nuevos modelos alimentarios sostenibles Marta Barba, coordinadora del CIBR: Apoyamos la búsqueda de nuevos modelos alimentarios sostenibles
Marta Barba

Marta Barba, coordinadora del CIBR: Apoyamos la búsqueda de nuevos modelos alimentarios sostenibles

Creada una red entre agentes públicos y privados intersectorial

La veterinaria oscense afincada en Alcalá de la Selva Marta Barba es desde enero la coordinadora del Centro de Innovación en Bioeconomía Rural de Teruel (CIBR), dependiente del Centro de Investigación y Tecnología Agroalimentaria de Aragón (CITA). Su objetivo es establecer una red entre todos los agentes implicados en los sectores agroalimentario, forestal y medioambiental para desarrollar proyectos que permitan avanzar hacia modelos sostenibles.
-¿Cuál es su trabajo como coordinadora del centro?
-Mi trabajo es propiciar la creación de una red de colaboración entre los agentes públicos y privados de los sectores agoalimentario, forestal y medioambiental, así como con otros centros de investigación y universidades. En una primera etapa, voy a reunirme con todos ellos para recopilar sus iniciativas y necesidades y trasladarlas al CITA o a otros centros para que surjan proyectos de investigación o innovación. Otro objetivo importante de mi trabajo es organizar actividades de divulgación y de transferencia de conocimientos al sector y a la ciudadanía en general. El fin último es apoyarles con formación, divulgación, asesoría y consultoría para buscar nuevos modelos alimentarios sostenibles.
-¿Y que con que objetivo personal asume el cargo?
-Mi prioridad es la lucha contra la despoblación en Teruel. Aparte de venirme a vivir aquí con mi familia, quiero aportar mi granito de arena a otra escala, desde la administración pública. He sido investigadora y me interesa conectar la investigación con el sector productivo. A veces, la investigación puede ser muy teórica y no estar tan ligada a las necesidades reales y yo quiero que esté enfocada a los problemas que tiene el sector.
-Los proyectos de investigación dependientes del Fondo de Inversiones de Teruel (Fite), ¿se llevarán a cabo desde el CIBR?
-La idea es gestionarlos desde el centro, aunque los investigadores estén en Zaragoza. Ahora no están fijos en Teruel, aunque sería genial que alguno quisiera venir. La idea es contratar a personal asociado a este tipo de proyectos, financiados por el Fite u otros, y que se ubiquen aquí. Queremos optar a otras convocatorias, nacionales o europeas, que nos permitan contar con un mayor presupuesto para afrontar proyectos más grandes que nos permitan ser más competitivos.
-¿Cuál es el camino para conseguir todos esos propósitos?
-Tenemos que conseguir financiación de los diferentes agentes que tengan ideas propias para llevar a cabo proyectos en el centro. Esto permitiría la contratación de más personal. De momento, estamos cuatro personas. Aparte de mí, trabaja como técnico de coordinación Luna Zabalza, que se encarga de la gestión administrativa del centro. Y hay dos personas que están contratadas a proyectos financiados por el Fite: María Martín, encargada de Regatea y Hortaliza-Te; e Isabel Valero, de Fitemiel y analista del Laboratorio de análisis de calidad de la miel.
-Con motivo del Día Internacional de la Mujer, el CITA destacaba la presencia mayoritaria de mujeres en su plantilla… 
-Las investigadoras del CITA son mayoritariamente mujeres, algo que no se suele ver aún en centros de investigación. En la universidad, hay una mayoría de mujeres en determinadas ramas de la ciencia, como la Veterinaria, en la que me he formado y he sido docente. Es un reflejo de hacia dónde va la sociedad, pero todavía falta un cambio para ver a más mujeres en situaciones de cargo. La directora gerente del CITA también es una mujer, Lucía Soriano. Estamos muy contentas porque las mujeres somos igual de válidas y lo estamos demostrando día a día.
-¿Qué importancia tiene la colaboración público-privada para desarrollar los proyectos?
-Hoy en día, es clave porque es una exigencia en la mayoría de los proyectos que reciben financiación de fondos europeos; tienen un enfoque multiactor. Por eso, es necesario que englobe a todos los actores privados, públicos y sociales. Queremos integrar a todo el mundo para pueda opinar y avanzar al mismo tiempo. Y queremos que tenga el enfoque de la bioeconomía, especialmente circular.
-¿Qué respuesta ha tenido de los actores con los que se ha reunido hasta el momento?
-De momento ha ido muy bien. No han recibido con los brazos abiertos e ilusionados porque haya gente en el territorio dedicándose al desarrollo de ideas concretas que se puedan materializar en proyectos. De momento, hemos mantenido reuniones con representantes de la administración, como el servicio provincial de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, la Diputación de Teruel, la Comarca de Gúdar-Javalambre o el Laboratorio de Sanidad Forestal de Mora de Rubielos. Y entre los agentes privados, hemos conversado con representantes de los empresarios, como CEOE-Cepyme, Cámara de Teruel y Asempaz. Además, nos hemos integrado en la Comisión Agroalimentaria de Teruel y nos hemos reunido con algunos de sus miembros. Próximamente, también mantendremos encuentros con todos los grupos de acción local. Y nos han recibido en el vicerrectorado del Campus de Teruel y en la Fundación Universitaria Antonio Gargallo.