BAJO ARAGÓN El PP reclamará compensaciones para Castellote por la presa del Cañón

El PP reclamará compensaciones para Castellote por la presa del Cañón

Ramón Millán, alcalde de Castellote, en el centro, junto a Joaquín Juste y el resto de representantes del PP en Teruel
Ramón Millán, alcalde de Castellote, en el centro, junto a Joaquín Juste y el resto de representantes del PP en Teruel

El Partido Popular (PP) presentará en el Congreso de los Diputados y en el Senado sendas iniciativas para reclamar el cumplimiento de un Plan de Restitución en Castellote en compensación por las obras de recrecimiento del embalse de Santolea. Así lo anunció el presidente del PP de Teruel, Joaquín Juste, en una visita que realizó a los pies de la presa del Cañón de Santolea, que continúa en construcción, en la que estuvo acompañado por la secretaria general del partido en Teruel, Yolanda Sevilla, por del diputado en el Congreso Alberto Herrero, por el senador Manuel Blasco, y por el diputado autonómico, Jesús Fuertes. 

Junto con los representantes del PP en Teruel también se encontraba  el alcalde de Castellote, Ramón Millán, que les agradeció que reivindiquen ante el Gobierno central las obras de restitución que el municipio reclama  desde hace décadas. No en vano, este municipio ha perdido en total 450 hectáreas bajo las aguas de este embalse, que ahora se recrecerá para ampliar su capacidad de almacenamiento y beneficiar a los regantes de la cuenca del Guadalope. 

Durante la visita a las obras, Ramón Millán enumeró algunas de las infraestructuras que, según aseguró, ha transmitido “a cinco presidentes distintos de la Confederación Hidrográfica del Ebro CHE)”. A saber: un bombeo de agua de boca para Castellote y su polígono; un nuevo sistema de abastecimiento de agua de boca para los barrios pedáneos; creación de zonas lúdico deportivas en el embalse; apoyo económico para la reforma del calvario y la conservación del cementerio de Santolea, en memoria de todos los antepasados de los santoleanos; la restauración y reposición del puente medieval que fue desmantelado por la construcción de la nueva presa, “pero no donde quiera la CHE, sino donde digan los vecinos”, precisó Millán; la restitución de la carretera que quedará afectada por la nueva zona inundable; la conversión en regadío de las tierras de secano de la margen derecha del embalse, entre otras. 

En total, según el alcalde de Castellote, “las inversiones que reclamamos suman unos ocho millones de euros y son justas”. No en vano,  insistió en que los Planes de restitución van acompañando siempre a las obras hidráulicas para compensar a aquellos vecinos de las consecuencias que trae la construcción de un embalse. Ha pasado en Lechago, que es un pantano reciente y mucho más pequeño  que éste, y no entendemos por qué no puede compensarse también a Castellote”.

El regidor recordó que “las expropiaciones se hicieron aquí”, que “damos cobertura a los regantes con la inundación de nuestras tierras, pero no hemos recibido nada a cambio”. En este sentido, indicó que algunas de las reivindicaciones del pueblo “ya se han llevado a cabo por otras vías en los últimos 22 años”, pero añadió que “quedan muchas pendientes”.

La factura económica

El PP de Teruel se comprometió a trasladar la reclamación de este Plan de Restitución de Castellote al Ministerio para la Transición Ecológica, según anunció el diputado en el Congreso, Alberto Herrero. Lo hará a través de una Proposición No de Ley (PNL) que irá acompañada de otras reivindicaciones, como es que el Ministerio ayude a los agricultores del Guadalope a pagar la factura que supondrá la puesta en servicio de la presa del Cañón. No en vano, Herrero recordó que “Endesa ha dejado de sufragar la elevación del Ebro a Caspe y pronto dejará de costear los 450.000 euros del canon por hacer uso de la dotación de agua que le corresponde por Santolea”. Además, Herrero hizo hincapié en que los regantes tendrán que asumir el 48% del coste de la obra.

La factura económica se traducirá en un coste de 205 euros anuales por hectárea y año para los regantes, algo “inasumible”, según Herrero. No en vano, insistió en que “la zona de regadíos donde más cara resulta el agua en nuestro país es en la Ribera del Ebro y son 75 euros anuales por hectárea”, añadió. La factura de 205 euros anuales que tendrán que pagar los regantes del Guadalope “no hay cultivo en el mundo que lo pueda sufragar”, enfatizó el diputado del PP.

En este sentido, para ayudar a los agricultores y poder costear los gastos de mantenimiento, la PNL que presentará el PP en el Congreso irá dirigida al Ministerio para la Transición Ecológica para que construya una central hidroeléctrica que genere energía  con cuya venta se ayude a los agricultores a pagar parte del coste generado como consecuencia del cierre de la central térmica de Andorra.

“Tenemos el compromiso de llevar estas peticiones para que Castellote y la cuenca del Guadalope se beneficien de una obra de semejante calado”, afirmó Herrero. Los populares reclaman un compromiso “firme” del Ministerio para que “realice las obras necesarias, exija a Endesa los pagos pertinentes y proyecte iniciativas para la zona que permitan que los regantes no tengan que asumir esos costes porque, de lo contrario, van a tener que dejar de cultivar productos como el melocotón”, enfatizó el parlamentario popular “Tienen que adoptar esas decisiones ya”, agregó al respecto.

Por su parte, el presidente del PP de Teruel,  Joaquín Juste, recordó que “fue un Gobierno del  Partido Popular el que impulsó y adjudicó esta obra tan necesaria por casi 37 millones de euros en 2017”.  Juste puso en valor esta infraestructura, que va a beneficiar a un total de 81 municipios. También incidió en que “la producción de alimentos de calidad y sanos es el futuro de la provincia”, pero para ello “es fundamental el agua y que haya gente en los pueblos”.

Estratégica

La actuación, afirmó, es  “estratégica”, como es “fundamental que se ponga en marcha el plan de restitución en el municipio de Castellote para solventar algunas de las consecuencias que van a sufrir como consecuencia de las obras en Santolea. Es importante que donde está la afección esté la compensación”, recalcó el presidente del PP, que conminó al Ministerio de Transición Justa a “impulsar esas obras y a ayudar a los gastos que van a tener que asumir en toda la cuenca como consecuencia del fin de la actividad térmica de Endesa en Andorra”.

Ramón Millán, alcalde de Castellote, en el centro, junto a Joaquín Juste y el resto de representantes del PP en Teruel
Ramón Millán, alcalde de Castellote, en el centro, junto a Joaquín Juste y el resto de representantes del PP en Teruel
Ramón Millán, alcalde de Castellote, en el centro, junto a Joaquín Juste y el resto de representantes del PP en Teruel
Ramón Millán, alcalde de Castellote, en el centro, junto a Joaquín Juste y el resto de representantes del PP en Teruel
Ramón Millán, alcalde de Castellote, en el centro, junto a Joaquín Juste y el resto de representantes del PP en Teruel