Diario de Teruel
Síguenos en...
Viernes, 29 de mayo de 2020
ENTREVISTAS

18/5/2020

Jorge Isiegas, último torero aragonés que ha tomado la alternativa: “Hubiera sido un buen año para ir a Teruel, uno de los cosos importantes de Aragón”

“Mi mayor logro en mi corta carrera es que muchos aficionados se están identificando conmigo”
Francisco Javier Belmonte
imprimir
Jorge Isiegas, el último torero de Aragón que ha tomado la alternativa
Jorge Isiegas, el último torero de Aragón que ha tomado la alternativa

Jorge Isiegas es el último matador de toros aragonés llegado al escalafón mayor. Con una trayectoria novilleril importante, el torero de Zaragoza afrontaba este año su primera temporada tras su alternativa en la última feria del Pilar donde salió triunfante…

-Quizá haya que decir que se fastidió todo con esto de la pandemia. Proyectos, retos ilusiones…

-Sí. Todo se desvaneció con esta enfermedad y el sector taurino está siendo duramente castigado. En lo particular ha sido también doloroso porque había ambiente en torno a mí y estaba metido en un puñado de corridas, además del festival de Ricla con figuras que me hacía mucha ilusión torear. Habrá que esperar. 

-Pero quién es Jorge Isiegas, porque quizá el gran público aún no le conozca.

-Pues soy un matador de toros de Zaragoza que por circunstancias ha vivido en Madrid, lugar en el que me formé inicialmente como torero. Allí di mis primeros pasos. Y si  me preguntas quién soy como torero te puedo decir lo que quiero ser, que es un diestro con aspiraciones estéticas siempre dentro de la verdad.

-Es usted un torero muy bravo, muy aragonés, aunque formado en la Escuela de Madrid y en las novilladas del Valle del Tiétar.

-Pues sí. Muy aragonés. Y mi mayor logro en mi corta carrera es que muchos aficionados se están identificando conmigo. Por ejemplo en Cella. He ido muchas veces a coloquios y por supuesto a torear, y creo que ya me ven como parte suya. Por eso le tengo un cariño especial a Cella. Siempre me han tratado de forma magnífica. Por otro lado me preguntabas por lo de torero bravo. Eso ocurre cuando no tienes todos los mimbres y el oficio suficiente. Cuando toreas una novillada tan seria como las que yo he toreado tienes que tirar de raza y corazón pero poco a poco se va adquiriendo el conocimiento. Es entonces cuando te replanteas tu propio concepto. Y yo aspiro a la pureza, al toreo más verdadero, a la estética y a la belleza. Quiero ser más que un torero de raza

-Quiero recordarle su alternativa de Zaragoza. Fue de lujo y con triunfo en casa propia. Un sueño.

-Fue muy emocionante. Era un cartelazo. El Juli y Ureña, que sustituía a Manzanares. Eso sumaba también al grado de responsabilidad porque con ese cartel y en una plaza tan exigente como Zaragoza… Imagina. Y salí victorioso de la apuesta aunque me quedara en el tintero un triunfo numérico un poco más amplio. El sexto toro no ofrecía posibilidades pero tiré de valor y raza aunque no fuera suficiente para cortar otra oreja. Pero la tarde fue muy hermosa.

-A qué aspira un joven torero de Zaragoza en un momento complicado para el toreo en líneas generales.

-Es un momento complicado pero fíjate que las ferias de las tres capitales están recuperando su sitio. Zaragoza comenzó a ser otra vez determinante desde que gestionó el coso Simon Casas, Huesca llena casi todas las tardes y Teruel poco a poco está volviendo a su mejor lugar. Pues mi meta inicial es ganarme un sitio como torero de la tierra y entrar en esas ferias. De novillero ha sido complicado porque solo Zaragoza y Cella han dado novilladas en las que he toreado pero de matador se abre el abanico. Ahí está Alcañiz, Calatayud… Además hace tiempo ya que se estaba esperando un torero de la tierra y estoy en el camino para ganarme ese sitio.

-Cómo ve el futuro.

-Quiero ser optimista porque para pesimismo no hay más que ver los telediarios. Yo creo que cuando toda esta desgracia acabe, los toros volverán a la normalidad, teniendo en cuenta que todo será un poco más difícil. Si un torero de mitad del escalafón podía matar veinte festejos es evidente que ahora  bajará su número, pero aun así habrá que luchar por un sitio. Y por otra parte, el toreo se está convirtiendo en algo muy elitista y aún va a ser más complicado llegar a las ferias. Tienen suerte esos toreros que forman parte de los privilegiados. Pero confío en mí mismo y sé que con esfuerzo y talento se puede alcanzar ese sueño por el que yo lucho.

-Quiero recordarle a Ignacio Zorita. ¿Cómo ha sido de importante en su carrera hasta la alternativa?

-Ignacio ha sido clave en mi carrera y lo recordaré siempre. Él confió en mí y me ofreció su respeto para abrirme la posibilidad de torear en el campo y entrar en novilladas en las que nunca hubiera soñado entrar si no era de su mano. Fíjate que él ya estaba apartado de todo pero decidió ayudarme para pasar de ser un absoluto desconocido a torear en todas las plazas. Aún enfermo me acompañaba por los cosos. Esa era su ilusión y por supuesto la mía. Una gran persona y un gran profesional. No puedo decir otra cosa.

-Oiga, usted mata de todo. ¿Eso podría ser un inconveniente corriendo los tiempos que corren?

-De momento soy muy nuevo y nadie me ha encasillado en nada. Por otro lado también es cierto que he triunfado con novillos llamémosle “comerciales” y eso me ha abierto la posibilidad de practicar el toreo puro que yo busco. Es verdad que torear de todo sirve para coger oficio pero aspiro a expresarme desde la estética más que desde la épica. Pero tengo claro que va a ser muy difícil entrar en esos carteles a los que aspiran todos los toreros. Aunque entre lo de Juanpedro y lo de Miura hay varias ganaderías que ofrecen posibilidades y en las que yo podría tener un sitio. 

-¿Cómo está viviendo la pandemia? Supongo que entrena de salón y no sé si ya está haciendo campo

-Lo estoy llevando regular en lo que al toreo se refiere. Entrenando de salón aunque  encerrado todo este tiempo. Ahora ya voy haciendo campo. Lo que ocurre es que el confinamiento me ha servido para dedicar más tiempo a la carrera que estoy cursando y no he dejado de estudiar para acabar mi último año… 

-¿Qué está estudiando?

Administración de empresas. Es la carrera que me gusta porque si lo de torear no funcionara siempre podría dedicarme a la gestión empresarial en los toros. Pero además es que siempre tuve claro que formarme era muy importante para mí. Por otro lado he de decirte que en los momentos difíciles, estudiar es mi refugio.

-Para terminar me gustaría que habláramos de Teruel. Porque usted ha hecho el paseíllo en Cella y con triunfo. Pero la capital…

-Pues la verdad es que este hubiera sido un buen año para presentarme en Teruel, que es uno de los cosos importantes de Aragón. Y de hecho, mi apoderado estuvo hablando con David Gracia y aunque no se confirmó nada, también es cierto que estábamos en las quinielas y que podría haber debutado perfectamente. Y me hubiera encantado, la verdad, porque mis actuaciones en Cella dejaron buen sabor de boca y sé que muchos aficionados turolenses sacaron una buena impresión de mí. Quizá al año que viene aunque sé que es muy difícil porque se dan dos corridas y una es para figuras.

Suerte pues en su carrera.

© 2020 Diario de Teruel. All rights reserved.

Aviso Legal / Protección de Datos

EDITA: PRENSA DE TERUEL, S.L. • DEPÓSITO LEGAL: TE-2-1961

Teruel: Avenida de Sagunto nº 27 C.P. 44002 Tlf.: 978 617 087 Fax: 978 600 682 • Alcañiz: Avenida de Aragón nº6 - 3ª Plta. C.P. 44600
Tlf.: 978 870 386 Fax: 978 832 515 Administración, publicidad y suscripciones: Tlf.: 978 617 087 Fax: 978 604 702 Emails: direccion@diariodeteruel.netredaccion@diariodeteruel.net alcaniz@diariodeteruel.netcomarcas@diariodeteruel.netdeportes@diariodeteruel.netdeportesalcaniz@diariodeteruel.netpublicidad@diariodeteruel.net suscripciones@diariodeteruel.netmaquetacion@diariodeteruel.netautoedicion@diariodeteruel.net