Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Financiamiento para emprendedores: préstamos sin nómina ni aval Financiamiento para emprendedores: préstamos sin nómina ni aval

Financiamiento para emprendedores: préstamos sin nómina ni aval

La crisis mundial que se ha generado a raíz de la expansión del coronavirus ha dañado gravemente el tejido económico español. A pesar de que en el mes de marzo de 2021 el número de sujetos inscritos en el registro del Servicio Público de Empleo Estatal se redujo un 1,48%, actualmente hay 3.949.640 personas desempleadas, conforme a las cifras oficiales del Ministerio de Trabajo y Economía Social.

Gran parte de la población ha perdido su fuente de trabajo el año pasado y en algunas comunidades como el País Vasco el fenómeno del desempleo se profundiza cada día más. Ante esta situación, muchas personas que siempre habían trabajado en relación de dependencia se han visto obligadas a dar sus primeros pasos como emprendedores para procurarse los medios para su subsistencia.

Al carecer de capital propio, estos nuevos emprendedores buscaron financiamiento en las entidades bancarias. Sin embargo, endurecieron sus políticas de otorgamiento de préstamos y no respondieron de manera efectiva ante las nuevas demandas. La mayoría de los bancos requerían la presentación de varios recibos de sueldo para conceder el crédito, aún cuando la gente lo solicita en estos momentos a causa de haber perdido el empleo.

En este contexto, es posible encontrar dónde solicitar préstamos sin nómina ni aval, como alternativa a las tarjetas revolving y las tarjetas de crédito y la banca convencionales, para utilizarlos como una solución a la situación actual. Los préstamos de este tipo han servido método de financiación alternativo, como un apoyo a los emprendedores autónomos, e incluso crear a mediano plazo nuevas fuentes de empleo para terceros.

¿Qué son los préstamos sin nómina ni aval?

Los préstamos sin nómina ni aval son productos financieros que le dan liquidez a los solicitantes sin exigirles el respaldo de un tercero ni la acreditación de ingresos para su concesión. Las entidades otorgantes requieren únicamente la presentación de un documento de identidad y el suministro de algunos datos personales para conceder el crédito, que puede ascender hasta los 15.000 euros. En un máximo de 48 se tendrá una respuesta, que por lo general será positiva si el solicitante no está en ninguna lista de morosos.

¿Qué información solicitan estas entidades?

Para acceder a un préstamo sin nómina el interesado completar un formulario online con información básica. Si bien cada entidad tiene su propio diseño, todos incluyen un apartado para adjuntar el DNI o NIE español digitalizado, ya que mediante este documento se acredita la mayoría de edad.

Además, cuentan con espacios libres para ingresar el correo electrónico, los datos de la cuenta bancaria donde se depositaría el dinero en caso de ser aprobado el crédito y un teléfono de contacto. En ningún caso debe suministrarse información privada sobre familiares o el domicilio de residencia.

¿Cómo se puede contratar un préstamo sin aval de forma segura?

Estos contratos de financiación se realizan de manera digital, por lo cual el usuario debe comprobar que está accediendo a una página segura antes de suministrar sus datos. Es imprescindible que el sitio cuente con un candado verde al costado de la barra de búsqueda, posea un sistema de cifrado de datos vigente y que la URL comience con el protocolo https.

Se debe verificar la existencia del Código de Identificación Fiscal (CIF) en la página, ya que es obligatorio que este tipo de entidades lo exhiban. Para mayor seguridad, se puede recurrir a los listados de la Asociación Española de Micropréstamos y del Banco de España para comprobar que la entidad está debidamente registrada.

¿Cuál suele ser el destino del dinero solicitado?

Si bien es muy frecuente que las personas soliciten este tipo de préstamos para cubrir gastos extraordinarios o abonar facturas impagas, en la actualidad muchos desempleados los utilizan con fines de inversión. El destino más común del dinero obtenido es la compra de productos al mayor para la reventa, aunque los emprendedores más osados eligen la adquisición de materia prima y maquinaria para la elaboración de artículos.

¿Qué ventajas ofrecen este tipo de préstamos?

Los préstamos sin nómina ni aval no comprometen de ningún modo los bienes del solicitante, ya que este no debe presentar información sobre inmuebles ni rodados en concepto de garantía. Por lo tanto, sus posesiones no pueden ser embargadas de forma preventiva en caso de incumplimiento.

Otros beneficios de estos créditos son la sencillez de su solicitud y la rapidez de su otorgamiento. La mayoría de las entidades aprueban el préstamo y realizan el depósito en menos de 48 horas desde que ha sido enviado el formulario por parte del interesado, que ni siquiera debe salir de su casa para hacer el trámite.

¿Qué se debe tener en cuenta antes de solicitar un préstamo sin aval?

El solicitante debe asegurarse de que podrá devolver el dinero en tiempo y forma. Si no logra hacerlo, se verá obligado a abonar intereses moratorios por incumplimiento. Suelen más elevados que el tipo de interés que se aplica a otra clase de créditos.

Además, el interesado tiene que consultar cuáles son los gastos asociados al otorgamiento del crédito. Aunque las entidades publiciten préstamos sin intereses, muchas veces el usuario debe abonar comisiones y gastos de gestión adicionales, que no se suelen comunicar en el momento oportuno.