Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

179_2030-1200-x-150-px.png banner click 179 banner 179

201_embou-1200x150.gif banner click 201 banner 201

Navegar con VPN en iPhone Navegar con VPN en iPhone

Navegar con VPN en iPhone

La mayoría de personas que escogen un iPhone lo hacen, además de por el diseño y las características de estos terminales, por la gran seguridad de su sistema operativo, iOS. Es sabido por todos que los dispositivos Apple reciben menos virus que el resto. No obstante, eso no lo hace invencibles. Lo cierto es que a la hora de navegar por Internet, se pueden encontrar recovecos a esa seguridad. La forma más segura de navegar desde estos terminales es usando una VPN iPhone con el fin de proteger nuestra conexión a Internet navegando de una forma completamente segura.

¿Qué es una VPN para iPhone?

Lo primero que debemos saber, es que una VPN es una red privada virtual que nos va a permitir acceder a Internet de una manera encriptada. Una capa extra de protección que hará que nuestra presencia y huella sea más indetectable.

Por un lado, las VPN pueden ser de mucha utilidad cuando usamos un Wi-Fi público. Generalmente estas conexiones no están encriptadas, por lo que sería sencillo para un pirata informático acceder a nuestro terminal y, por tanto, a todos nuestros datos. Con una VPN en el iPhone, encriptaremos los datos de nuestro rastro haciéndolos completamente invisibles para los hackers. De esta forma, podríamos entrar sin miedo a nuestro banco, realizar compras e introducir datos personales con esta conexión sin miedo alguno.

¿Significa que una VPN sólo es interesante fuera de nuestra red Wi-Fi? No, lo cierto es que navegar en nuestra propia casa será también más seguro, evitando que nuestro proveedor de Internet pueda acceder a nuestros datos de actividad.

Además de navegar sin dejar rastro, hay que añadir que este tipo de software también nos permite acceder a contenido que esté restringido por localización. Hay veces que ciertos contenidos se bloquean desde un país. A través de VPN podrás acceder sin problemas pues podrás conectarte a través de una VPN que tenga una dirección en otro país sí admitido. Por ejemplo, esto puede serte útil para ver contenidos de plataformas como Netflix o HBO en otro país que no sea el tuyo, con tu propia cuenta y sin cambiar de plan.

Consideraciones importantes

¿Todas las VPNs son iguales? No, lo cierto es que no. Es importante contrastar entre unos y otros proveedores para saber cuál nos interesa más. Por ejemplo, aunque las gratuitas son las más usadas, son muy poco efectivas para guardar la privacidad, o por lo menos más frágiles que las VPNs de pago.

Si quieres una privacidad máxima, tienes que fijarte que la VPN no guarde logs. Si los guarda, aunque tu compañía no pueda saber dónde te mueves, los dueños de esta red virtual sí podrán saberlo.

Hay VPNs que indican que sólo almacenan información personal en relación al pago. En principio, si no registran direcciones IP, ancho de banda durante la conexión o los horarios de acceso, podría ser una opción interesante. Sea como sea, no olvides revisar bien las características de cada una de estas opciones y recuerda que en temas de seguridad, cualquier plus es siempre bienvenido.