Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

1.748 kilómetros de carreteras en la provincia están afectados por la nieve, de los cuales en 1.456 se requiere el uso de cadenas 1.748 kilómetros de carreteras en la provincia están afectados por la nieve, de los cuales en 1.456 se requiere el uso de cadenas
La nieve y el hielo están afectado a toda la red viaria. Antonio García

1.748 kilómetros de carreteras en la provincia están afectados por la nieve, de los cuales en 1.456 se requiere el uso de cadenas

En 86 vías hay dificultades para circular y otras 2 están intransitables por la nevada

Las carreteras turolenses aconsejan a esta hora de la mañana del sábado quedarse bien tranquilos en casa y no intentar salir, puesto que hay 1.748 kilómetros de vías afectados en toda la provincia a estas horas, según el parte de la Dirección General de Tráfico (DGT) de las 9 de la mañana. En total son 88 carreteras las que presentan dificultades para circular, de las cuales en 64 es necesario el uso de cadenas y dos están intransitables (52 kilómetros).

De acuerdo con la información de la DGT facilitada a las 9 de la mañana de hoy, la provincia de Teruel ha amanecido con 88 carreteras, con un total de 1.748 kilómetros, afectadas por la nevada. La situación afecta a toda la provincia y a vías de comunicación de las distintas administraciones con competencias en la red, si bien en el Bajo Aragón de momento la mayoría de las vías con algún problema su nivel de servicio es amarillo, de manera que se puede circular con precaución, pero está prohibido el paso de camiones y articulados.

De esa número, 64 carreteras están en nivel rojo y se ven afectadas por esta situación 1.456 kilómetros. En todas ellas se requiere el uso obligatorio de cadenas o de neumáticos de invierno, además de estar prohibido también el paso de camiones y articulados.

Además, a las 9 había dos carreteras de toda la red provincial en las que era imposible circular porque su nivel era negro y por tanto estaban intransitables a esa hora. Se trata de la carretera A-1511 en Santa Eulalia del Campo con 24,5 kilómetros afectados en los que es imposible circular en ambos sentidos, entre los puntos kilométricos 3,5 y 28. La otra vía intrasitable, según la DGT, es la A-2515 en Cella, donde están afectados los dos sentidos entre los puntos kilométricos 3 y 30,5.

La autovía Mudéjar A-23 está despejada a su paso por la provincia, pero presenta dificultades a la altura de Daroca en la provincia de Zaragoza, donde el nivel de circulación a las 9 horas era amarillo entre los puntos kilométricos 202 y 263, coincidiendo con los puertos de montaña, y estaba prohibido el paso de camiones y articulados.

En la A-23, dentro de la provincia de Castellón a la altura de Viver la situación es también complicada puesto que en sentido creciente la circulación está condicionada con nivel rojo (cadenas y prohibición de camiones) a lo largo de 21,5 kilómetros; y la misma situación se da en Barracas en sentido decreciente con 15,5 kilómetros afectados.

Por otra parte, Renfe mantiene suspendidos los trenes de viajeros entre Zaragoza, Teruel y Valencia, si bien durante toda la noche han estado circulando por la vía trenes de mercancías.