Síguenos

457_1200x150-bueno.gif banner click 457 banner 457

Al menos tres superdeportivos Mercedes AMG ONE han sido vistos en las carreteras turolenses Al menos tres superdeportivos Mercedes AMG ONE han sido vistos en las carreteras turolenses
Foto difundida por las redes sociales de un Mercedes AMG ONE, sin el logo de la marca, en el polígono Los Hostales

Al menos tres superdeportivos Mercedes AMG ONE han sido vistos en las carreteras turolenses

Este hypercar con tecnología de Fórmula 1 es un modelo en fase de desarrollo
banner click 244 banner 244

Tres superdeportivos Mercedes AMG ONE han circulado en las últimas semanas por las carreteras turolenses, probablemente en fase de pruebas para ver su comportamiento en vías convencionales. El caso del que fue cazado por la Guardia Civil de Tráfico en la A-1512 el pasado 13 de noviembre no es único, puesto que ese día los agentes sancionaron otro vehículo similar también por exceso de velocidad en el mismo lugar.

Se trata de coches cuya producción es limitada ya que cada uno cuesta 2,75 millones de euros y hasta la primavera del próximo año no está previsto que se entreguen las 275 unidades que se fabricarán y que ya están adquiridas, por lo que todo apunta a que estos tres hypercar eran coches en desarrollo y que sus pilotos estaban tomando datos de su funcionamiento en carreteras convencionales.

La presencia de estos vehículos en Teruel no ha pasado desapercibida, tanto por su porte como por el interés que han mostrado los aficionados al motor y la difusión de algunas fotografías que han circulado por las redes sociales. Además del gris plateado cuyo conductor fue juzgado por un delito de tráfico al ir a más del doble de la velocidad permitida, han circulado dos más, uno de color negro y otro rojo.

Han sido vistos, y oídos, en las carreteras y en la ciudad de Teruel, porque su motor hace un ruido llamativo y potente por el tipo de vehículos que son al utilizar tecnología de los Fórmula 1 pero estar diseñados para poder circular por carreteras convencionales, si bien tienen capacidad para alcanzar los 362 km/h.

Este periódico intentó ayer confirmar con Mercedes Benz España, sin lograrlo, si se trataba de coches en desarrollo, que se caracterizan por llevar conectados sus sistemas a ordenadores para tomar datos sobre su comportamiento normal en una carretera convencional.

Fuentes del sector automovolístico aseguraron, no obstante, que estas pruebas son supersecretas, y que probablemente las delegaciones de los países donde se realizan ni siquiera tengan conocimiento, puesto que las hacen los propios ingenieros de la marca desplazándose de un país a otro buscando diferentes estados de vialidad de los firmes así como distintos climas para ver cómo reaccionan los componentes del vehículo.

Eso explicaría que los coches que han sido vistos en la provincia lleven matrícula alemana y que sus conductores también lo sean, puesto que el centro de investigación y desarrollo de Mercedes, el Daimler-Benz, se encuentra en Stuttgart (Alemania). A finales del año pasado ya se vio circular un Mercedes AMG ONE por España en fase de pruebas, aunque ahora el vehículo está prácticamente desarrollado puesto que se presentó oficialmente en agosto pasado y se están fabricando artesanalmente las 275 unidades.

Prueba de funcionamiento

Estos tres vehículos no han realizado pruebas en el circuito de Motorland ni en el Aeropuerto de Teruel, según indicaron ayer desde ambos centros, ni han participado en el rodaje de ningún anuncio, por lo que su presencia en Teruel habría sido solo para probar su funcionamiento en condiciones de circulación por vías convencionales dentro de la ruta que estén realizando. Pruebas que en ningún caso serían de velocidad porque esas se hacen en circuitos cerrados, como la realizada con este modelo a finales de agosto en el autódromo de Nürburgring (Alemania), donde batió un nuevo récord al convertirse en el coche de producción más rápido del mundo y superar al Porsche 911 GT2 RS que lo ostentaba hasta ahora.

Juicio por delito de tráfico a un conductor y multa a otro por exceso de velocidad

El conductor alemán del Mercedes ONE cazado por un radar en la recta de la A-1512 circulando a 199 km/h fue juzgado  por un delito de tráfico y condenado a una multa de 1.440 euros y la retirada del permiso de conducir durante 8 meses y 2 días. El que le seguía, con otro modelo similar, fue multado también por exceso de velocidad.