Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

El Ayuntamiento de Teruel acometerá la supresión de barreras con fondos europeos El Ayuntamiento de Teruel acometerá la supresión de barreras con fondos europeos
Dos zonas que se arreglarán

El Ayuntamiento de Teruel acometerá la supresión de barreras con fondos europeos

Los trabajos se inscriben dentro de la Edusi y se llevarán a cabo en diferentes fases y por barrios

Uno de los principales problemas  de la trama urbana de la ciudad de Teruel es la existencia de barreras arquitectónicas. Acometer su supresión es una tarea continua para el Ayuntamiento que ahora va a impulsarla con ayuda de Europa. La sociedad municipal Urban Teruel, que gestiona la Estrategia de Desarrollo Urbano Sostenible e Integrado (Edusi), ha sacado a exposición pública un proyecto para la supresión de barreras arquitectónicas en siete calles de la ciudad, distribuidas en diferentes barrios. La actuación asciende a 918.340 euros, IVA incluido, pero se podrían acometer en diferentes fases.

Este proyecto está cofinanciado al 50% entre el Ayuntamiento y la Unión Europea, a través del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Feder) y es una de las iniciativas incluidas en la Edusi.

El consejero delegado de Urban Teruel y concejal de Infraestructuras, Juan Carlos Cruzado, explicó que el proyecto se podrá acometer en diferentes fases y que el objetivo es la supresión de las barreras arquitectónicas con diferentes actuaciones.

Entres ellas se encuentra el ensanchamiento de aceras, la adecuación de los pasos de peatones, incluida una mejor iluminación, o la sustitución de árboles que levantan las aceras con sus raíces por otros que no causen daños, entre otros trabajos.

Las calles que han sido incluidas en este proyecto son la calle Barbastro, en el barrio del Ensanche, donde también se actuará en las calles San Vicente de Paúl y San Fernando;la calle Las Viñas, en el barrio de San León y las calles Camino de la Estación y San Lázaro y Florida. 

Cruzado explicó que para la redacción del proyecto se ha tenido en cuenta el Plan de Movilidad Urbana Sostenible de Teruel y se han estudiado los itinerarios peatonales en los que era necesario actuar según consta en este documento. 

La ejecución de los trabajos se hará por zonas porque en algunos casos es necesario contar con  el permiso de la Comisión de Patrimonio por estar dentro o en el área de influencia del Bien de Interés Cultural que protege el conjunto histórico. Sería el caso de las calles del primer Ensanche y del barrio de la Florida. En el caso de la calle Barbastro o de Las Viñas no sería necesario este paso por lo que la tramitación podría ir más rápida.

Los problemas detectados también son diferentes aunque en todos el tránsito de peatones convive con el paso de vehículos por su calzada.

En las calles San Fernando y San Vicente de Paúl las aceras se encuentran en mal estado porque el pavimento se ha levantado por el empuje de las raíces. 

En la calle San Lázaro, la acera es muy estrecha y en los puntos donde coincide con las farolas y postes de la luz no se puede pasar con un carrito.

En la calle Las Viñas las aceras son muy estrechas. La calle ahora es de un sola de dirección para los vehículos, por lo que una de las aceras se podrá ampliar estrechando  la calzada.

Con actuaciones como esta se pretende mejorar la calidad de vida de los turolenses mediante la puesta en marcha de soluciones e iniciativas novedosas previstas en su Plan de Movilidad.

Durante este mes de noviembre se puede consultar el proyecto en las oficinas de la Sociedad Municipal Urban Teruel.