Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

El ganado, sin poder salir a pastar por las grandes nevadas El ganado, sin poder salir a pastar por las grandes nevadas
Un tractorista limpia de nieve las calles de Lechago

El ganado, sin poder salir a pastar por las grandes nevadas

Los tractoristas limpian los accesos a sus instalaciones y las calles de los pueblos

Debido a la gran cantidad de nieve caída durante el paso de la borrasca Filomena, las organizaciones profesionales agrarias señalaron que los ganaderos de gran parte del territorio aragonés han tenido problemas para acceder a las instalaciones para llevar agua y alimento a los animales y en muchos casos se les han congelado y roto las tuberías de las granjas o naves. Estos daños se suman al incremento en los gastos por tener que alimentar de forma extra a sus ovejas y vacas con pienso y paja al no poder sacar a pastar a los animales.

El presidente de UPA Aragón, José Manuel Roche, indicó que no tienen constancia de que se hayan producido daños estructurales en las instalaciones pecuarias más allá del derrumbe del algún tejado en cobertizos y parideras, pero sí importantes “destrozos” en las tuberías y en los abrevaderos a causa de las fuertes heladas. 

Roche indicó que los accesos a las granjas están limpios gracias al trabajo realizado por los propios agricultores y ganaderos. En este sentido apuntó que, cuando se producen nevadas tan generalizadas, los operativos de vialidad invernal de las diferentes administraciones públicas tienen que centrar su trabajo en la red de carreteras y los núcleos urbanos.

Según Roche, el principal problema se da el caso de la ganadería extensiva es el aporte adicional de alimento a los animales, que no pueden salir a pastar hasta que la nieve no termine de irse. Y es que las bajas temperaturas que sucedieron a las precipitaciones han impedido el deshielo.

También permanece congelada el agua en las tuberías de las parideras que se encuentran en el monte y en los corrales de los propios pueblos. Ante esa situación, los ganaderos tienen que acercar a diario el agua con cubas propias para que los animales puedan beber.

“Los ganaderos tienen un trabajo extra para alimentar y dar de beber a sus animales y descongelar las cañerías”, explicó el presidente de UPA.

Roche precisó que no ha habido ganados atrapados por el temporal más allá de alguna vaca desperdigada por los apriscos.

Los apicultores también calculan mermas importantes en las colmenas y una reducción en la próxima cosecha de miel.

Limpieza de calles

Por otro lado, las organizaciones agrarias quisieron agradecer y destacar la importante labor realizada durante el temporal por todos los agricultores de Aragón. “Ellos fueron los encargados, con sus tractores y palas, de retirar la nieve y despejar las calles y vías de acceso en los pueblos y facilitar de esta manera la movilidad de todos los vecinos”, explicaron desde UAGA.

“Desde la misma madrugada del viernes, cientos de agricultores con sus tractores se dedicaron a limpiar los accesos y las calles de los pueblos en colaboración con los equipos de la Diputación de Teruel. Han hecho un trabajo excepcional para que las poblaciones vuelvan a la normalidad cuanto antes”, dijo Roche.