Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

179_2030-1200-x-150-px.png banner click 179 banner 179

Joaquín Juste,  presidente provincial del PP de Teruel: “Al final el Fite está sirviendo para subvencionar a Huesca y Zaragoza, cuando es un fondo extraordinario” Joaquín Juste,  presidente provincial del PP de Teruel: “Al final el Fite está sirviendo para subvencionar a Huesca y Zaragoza, cuando es un fondo extraordinario”
Joaquín Juste, presidente provincial del Partido Popular

Joaquín Juste, presidente provincial del PP de Teruel: “Al final el Fite está sirviendo para subvencionar a Huesca y Zaragoza, cuando es un fondo extraordinario”

“Hay que animar a la gente joven e incentivarla para que se quede y emprenda aquí”

Joaquín Juste revalidó hace una semana el cargo de presidente provincial del Partido Popular en Teruel y asegura que lo asume con el mismo ánimo que lo hizo la primera vez. Afronta este reto en medio de la crisis sanitaria, social y económica que estamos viviendo desde un compromiso verdadero con la provincia, para que “al final lo que se prometa se cumpla”. En este sentido, recuerda que en la situación a la que la sociedad se va a tener que enfrentar en los próximos años, “el valor refugio del PP va a ser importante”.

-¿Ilusionado tras su reelección con ese respaldo del 89%?

-Sí, la verdad es que lo primero que hice antes de dar el paso  fue consultar con el comité ejecutivo, con la junta directiva, con algunos alcaldes, un poco con el territorio, digamos, para tomar el pulso de la gente del partido sobre cómo veían la situación que estamos viviendo y la posibilidad de que continuara con el proyecto. La verdad es que viendo el apoyo que tenía es lo que me animó a seguir trabajando por esta provincia desde las ideas del Partido Popular. Es lo que más me motiva y me ilusiona, y que la gente te apoya, te empuja y te da las gracias por lo que estás haciendo. Sí, estoy muy animado, como el primer día.

-¿Cuáles son sus objetivos y retos para este nuevo periodo al frente del PP?

-El objetivo es intentar llegar a todos los municipios, que el Partido Popular pueda tener representación en los 236 municipios y en las diez comarcas; intentar que nuestras ideas y nuestros principios, al final, se plasmen en las candidaturas de cada uno de ellos e intentar ayudar a solucionar los problemas desde el primero al último rincón de nuestra provincia. 

-Uno siempre querría contentar a todo el mundo, aunque no es fácil. ¿Qué les diría a ese 11% que no le apoyó?

-Al final es verdad que se toman decisiones y cuando uno empieza es un folio en blanco, pero conforme las tomas vas escribiendo, y a veces, por muy meditadas que sean, hay gente que las entiende y otros que no, y hasta te puedes equivocar, por supuesto, porque somos humanos. Entiendo que haya gente que no comparta lo que yo he hecho estos años y que por eso no esté de acuerdo en que yo continuara. Lo que yo les diría es que somos un partido que hay que sumar, y yo intentaré ser más cercano todavía, con la misma humildad, llegar a todas las comarcas y hablar con todo el mundo, para que así, a la hora de tomar las decisiones puedan ser lo más acertadas posibles.

-En cualquier caso, de alguna manera también es bueno que haya voces críticas dentro de un partido, eso también contribuye a la reflexión interna.

-Claro, porque eso estimula también. Al final si hay varias candidaturas y gente que quiere trabajar por mejorar eso hace que la gente participe, que despierte un poco, porque la gente está más atenta y se incentiva la participación, la atención, el discurso y el cambiar parámetros que puedan estar obsoletos o anticuados. Se trata de mejorar, modernizar, y todo debate interno en los partidos es bueno, siempre que sea constructivo y se haga para eso, para cambiar planteamientos y formas de trabajar, porque nadie tiene la verdad absoluta.

-De alguna manera ha querido hacer un gesto de integración al incorporar a Carlos Boné como adjunto a la presidencia, ¿no?

-Sí, claro, al final el hecho de no haberse presentado no quiere decir que ya no haya que contar con él, sino al revés. Lo he dicho varias veces que soy el primero que valora a Carlos Boné porque es el portavoz de la Diputación, y si no lo valorara no lo habría nombrado para ese puesto. Creo que es una persona que ha demostrado su valía y que había que aprovechar, por eso está de adjunto a la presidencia colaborando y trabajando en el nuevo proyecto.

-¿Cuáles serán sus funciones?, porque este cargo es totalmente nuevo.

-Bueno, pues un poco colaborar conmigo y el equipo de dirección entero, porque entre todos tenemos que diseñar la estrategia por la que tenemos que guiar al partido. Va a ser una persona de confianza con quien consultar todas estas cuestiones.

-¿Cuáles han sido las claves para configurar el nuevo equipo de dirección?

-Hemos querido hacer una representación territorial, que las diez comarcas estén representadas, que haya renovación e intentar también fijarnos en el organigrama nacional con las características especiales de Teruel, donde tenemos una vicesecretaría de despoblación por razones obvias, lo mismo que otra de transición energética porque tenemos el problema de la térmica. Hemos querido que se reflejaran tanto los problemas más acuciantes que tiene Teruel como la representación territorial.

-La de despoblación ya existía, pero otras son nuevas como transición energética, participación o redes sociales. ¿Son un indicio tal vez de los nuevos desafíos a los que se enfrenta el partido?

-Sí, como partido tenemos que solucionar los problemas que se van generando en la sociedad y estar de acuerdo a cómo van los tiempos y al final tenemos que evolucionar. En estos momentos las redes sociales son fundamentales, la participación de todo el mundo también, y la activación económica, porque al final tenemos que estar en contacto con la gente y evolucionar en el mismo sentido. Eso es lo que hemos querido.

-Han creado la vicesecretaría de redes sociales, ¿cree que sin estar en ellas se deja de existir?, ya que están muy en boga en otras formaciones y partidos de nuevo cuño.

-Estamos en una situación excepcional ahora mismo por la pandemia que no nos permite reunirnos presencialmente como hacíamos antes. Yo en esto creo que es mejor ir a un pueblo y estar con la gente, pero también hay que estar en las redes sociales, son fundamentales, y cada día más los jóvenes son ahí donde están. Una presencia potente en ellas también te da visibilidad y más en estos momentos de pandemia cuando no podemos estar con nuestra gente ni hacer grandes eventos. Es indispensable.

-¿Cómo van a trabajar la despoblación tras el cambio en la vicesecretaría contra la despoblación, una cuestión que es tan importante para la provincia?

-Hemos puesto a Rosa Sánchez porque vive en Orihuela del Tremedal y la Sierra de Albarracín es uno de los territorios más despoblados que tenemos, y porque ella también demostró, cuando presidió la Comunidad histórica de Albarracín, que buscó alternativas y soluciones para intentar activar el territorio a través de la riqueza que este tiene y que están funcionando. Lo que buscamos es intentar que cada comarca se especialice en lo que mejor sabe hacer, y que los fondos públicos ayuden en esa dirección para que tengamos unos territorios ordenados. Habrá comarcas en las que tendremos que apostar por el turismo, el paisaje, el patrimonio, o por las renovables, que es una gran oportunidad que se abre ahora mismo, pero evidentemente con una ordenación y un control para no estropear otros atractivos que tenemos.

-Su primera visita tras su reelección fue a Andorra, que no es un feudo precisamente del PP. ¿Qué quiso expresar con ese gesto?

-Bueno, lo hice también en la legislatura anterior porque el primer comité ejecutivo lo hicimos allí en Andorra. Creo que es la comarca que más está sufriendo en estos momentos, aunque todas tenemos problemas evidentemente, pero la de Andorra Sierra de Arcos es una de las más dañadas en los últimos tiempos con el cierre de la central térmica. Evidentemente lo que queríamos poner de manifiesto es que hace falta ese plan de transición justa con esos puestos de trabajo para que la gente no se tenga que marchar de la comarca porque ya llevamos dos años desde que se prometió el plan y que no llegan alternativas ni hay fondos ni se instalan empresas. Queríamos poner de manifiesto que se prometen muchas cosas pero luego no se cumple. Hay veces que en otras comarcas me preguntan por el dinero que se da a las cuencas mineras, pero no es cierto porque se anuncian muchas veces, son muchas fotos, pero luego no llegan. Hay una deuda pendiente con esta comarca porque ha sido el motor económico durante mucho tiempo de la provincia de Teruel, y ahora es el momento de pagarlo.

-Su discurso tras la elección fue muy en positivo al hablar de futuro, de oportunidades, de una tierra maravillosa... ¿Cómo hay que traducir todo eso en políticas con acciones concretas para conseguirlo?

-Lo primero, siempre he dicho que Teruel es tierra de oportunidades porque creo que es el camino por el que tenemos que transitar. Tenemos que animarnos y animar a la gente, que la gente joven que está decidiendo su futuro se sienta un poco arropada en el sentido de decir que pueden quedarse aquí y emprender aquí porque hay otros proyectos que han tenido éxito, y con ese modelo intentar que la gente joven no se vaya, que esa generación soporte que necesitamos se quede en Teruel, viva aquí y active sus iniciativas y sus empresas aquí, pero eso solo lo conseguiremos si damos esa visión positiva de la provincia, que además yo sinceramente creo en ella y creo que tenemos unas oportunidades importantes en estos momentos. Ese es el primer valor, hay que animar a la gente joven e incentivarla para que se quede y que emprendan aquí.

También es fundamental la banda ancha como se está viendo ahora que la gente está teletrabajando y está mirando hacia espacios más abiertos y menos masificados, y en eso la provincia de Teruel puede tener su oportunidad, pero claro, necesitamos esas comunicaciones también de carreteras y la vivienda, que es fundamental. Hace falta un plan de vivienda para municipios porque si hubiese vivienda, más gente tendríamos en ellos. Eso es fundamental para los nuevos pobladores y esos jóvenes que deciden quedarse. Es el momento de poner en marcha planes que de verdad incentiven el asentamiento de la población, porque se habla muchísimo de despoblación y de muchas cosas, pero al final se materializa poco, son pocos los programas que tenemos que van en esa dirección.

-¿Cómo van a trabajar desde el partido esos planes por comarcas que plantean?

-Queremos eso, poner negro sobre blanco y que en cada comarca la gente nos diga qué se está haciendo y mirar por qué camino se puede tirar para potenciar esos recursos. En cada comarca buscar esas fortalezas. En el Jiloca se ve que es la agroindustria y en las cuencas mineras se ve la extensión que están teniendo ahora mismo las renovables, y hay que aprovecharlo. Y tenemos para ello el Miner y programas que a veces van un poco a salto de mata, que es lo que queremos criticar, no solo el retraso de esos fondos sino la falta de dirección de esos fondos que no contribuyen a que cada comarca tenga de verdad un proyecto potente que pueda estimular el crecimiento y el empleo.

-Usted es muy crítico con Javier Lambán y el PSOE, a los que reprocha que digan siempre no a la provincia. ¿Cuál es la alternativa de gobierno que propone el PP?

-Cuando vienen los miembros del Gobierno a Teruel, o algunos al menos, hablan de que la provincia va a perder población y que no tiene futuro. El PSOE habla de desánimo y nosotros hablamos de ánimo y oportunidades. Si hablamos de servicios, vemos que no llegan. El hospital de Alcañiz está parado y el de Teruel está ralentizado, además de estar reduciéndose servicios, y cuando nos quejamos Lambán dice que lo hacemos sin motivo. Les pedimos más respeto hacia los turolenses y que los servicios se pongan en funcionamiento porque garantizan la población. Se habla también de banda ancha pero no se pone ningún programa; los únicos que ha tenido Aragón son Conecta Aragón, que lo puso en marcha Luisa Fernanda Rudi, y el 300x100 que vino a anunciarlo Mariano Rajoy a Teruel, que eran dos programas serios con planificación y presupuesto. 

Y en inversiones en infraestructuras o carreteras no se invierte en la provincia de Teruel. Además, todo se pasa al Fite, todo se fía al Fondo de Inversiones de Teruel, no hay ninguna inversión de fondos ordinarios del presupuesto o muy poca. Yo eso lo veo por ejemplo en Vertebración, que con fondos ordinarios del departamento se arregla Canfranc, que no digo que no se tenga que hacer sino que me parece bien, y lo mismo en Épila con otros 11 millones donde se está construyendo BonÁrea; y cuando llega la inversión que tienen en Teruel, que es el aeropuerto, todo va al Fite. Al final el Fite está sirviendo para subvencionar a Huesca y Zaragoza, cuando es un fondo extraordinario que no debería contar en la suma total, sino que el Gobierno de Aragón debe invertir en Huesca, debe hacerlo en Zaragoza, pero también en Teruel, pero no lo hace, porque lo sustituye todo por el Fite, por los fondos Miner, que tampoco llegan por el retraso que llevan. 

La alternativa del Partido Popular es de verdad comprometernos con la provincia y que al final lo que se prometa se cumpla. Lo vemos con el tren, que se están haciendo las inversiones que se dejaron aprobadas por Íñigo de la Serna, o la N-330, que ya tenía que estar en funcionamiento ese primer tramo desde Teruel a Villastar de 13 millones de euros. Lo único que vemos son retrasos en todos los compromisos que había adquiridos. Nuestra alternativa es ser serios, comprometernos con Teruel y no degradarla, porque si cada vez que viene un miembro del Gobierno de Aragón aquí en vez de animarnos nos desanima y le dice a la gente joven que aquí no hay futuro, pues mal camino llevamos.

-Con quien también están siendo críticos es con Teruel Existe.

-No, a ver, al final Teruel Existe ha entrado en el juego democrático, en el juego político, se ha presentado a unas elecciones y ahora tiene que ser también susceptible de crítica, si la tiene. Yo lo que he dicho siempre es que creo que hemos perdido más que ganado, porque Teruel Existe era la casa común de todos los turolenses, donde todos nos reuníamos para defender las reivindicaciones de Teruel, que son justas y la provincia lo merece, pero que ahora habíamos perdido esa herramienta. Creo que eso ya no lo tenemos porque cada vez que hay una votación en el Congreso se tienen que posicionar y ya no representan a todos. 

-¿Cómo piensan recuperar el electorado que les han arrebatado nuevas formaciones como Ciudadanos y Vox?

-Ahora el panorama político está muy parcelado, pero creo que desde abril de 2019, en el que el resultado la verdad es que fue malo, pues hemos ido mejorando. Así fue en mayo y en noviembre de ese año. Creo que poco a poco hemos ido recuperando a esos votantes que por alguna razón se habían desanimado y habían buscado otras opciones. Pienso que la opción del PP es moderada y responsable y hemos demostrado que hemos sacado adelante este país en dos ocasiones, y eso es algo que está probado. Es lo que más garantía tiene la gente, que el PP gestiona bien, eso es creíble y la gente lo ve, con lo cual en una situación a la que nos vamos a enfrentar en los próximos años, tanto sanitaria como económica, el valor refugio del Partido Popular va a ser importante. 

-Habló de compromiso ético en el cierre del congreso, ¿cómo transmitir esa idea a la ciudadanía que cada vez está más desencantada con la política?

-Pues la verdad es que yo ya llevo muchos años en esto y siempre he intentado que la honestidad sea lo más importante, y siempre digo que no hagas nada que no puedas explicar, porque luego pienso que los valores es lo más importante. Y luego trasladar honestidad y humildad por mucho que permanezcas en un sitio, ya que al final estás al servicio de la gente porque no estamos por encima de nadie y eso es algo que quiero que los equipos del Partido Popular lo tengan claro, que estamos para ayudar y hay que mantenerlo siempre como las señas de identidad nuestra.

-El tiempo vuela y en nada nos vamos a plantar en el ecuador de la legislatura municipal y autonómica. ¿Cómo van a trabajar pensando ya que en 2023 habrá elecciones?

-Como soy agricultor digo que sembrando. Tenemos que empezar a trabajar ya con nuestros afiliados y simpatizantes, a tener contacto en los municipios con la gente que tenemos ya y otra nueva, e ir planificando esa estructura provincial que necesitamos desde el municipio más grande al más pequeño. Si tenemos gente en todos los municipios que quiera trabajar, eso hará que luego tengamos también un buen resultado a nivel provincial y comarcal. Ese es el camino, empezar a trabajar con la gente y llegar a los 236 municipios.

-Antes de iniciar ese proceso habrá que superar esta crisis sanitaria, social y económica. La sociedad está muy tocada, ¿qué le gustaría transmitir a los turolenses para intentar levantar ese ánimo y a qué se compromete el PP para que pueda recuperarse la esperanza?

-Esta situación la vamos a superar, seguro. Tenemos fortaleza suficiente en Teruel para salir adelante y mecanismos que nos ayudarán. Están esos fondos europeos que tienen que llegar, esas deducciones fiscales que también llegarán a Teruel si todos trabajamos en la buena dirección. Tenemos fondos, tenemos ánimo y ahora mismo estamos impresionados por la situación de la pandemia, pero esto va a pasar, volveremos otra vez a salir a la calle, a tener nuestras actividades y nuestras vidas, y volveremos otra vez entre todos a recuperar nuestra provincia, nuestras vidas y con la misma ilusión que teníamos antes.