Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

María Ángeles Júlvez, Mayte Pérez, Manuel Rando y Antonio Amador en la puerta de la Diputación de Teruel

La DPT ayudará a los ayuntamientos para completar el plan de digitalización de registros civiles del Gobierno de Aragón

Reunión de las dos administraciones

La Diputación de Teruel ayudará a todos los ayuntamientos de la provincia que lo soliciten para completar el plan de digitalización de los registros civiles que está impulsando el Gobierno de Aragón. Así lo han acordado el presidente Manuel Rando y el diputado delegado de Nuevas Tecnologías, Antonio Amador, con la consejera de Presidencia y Relaciones Institucionales del Gobierno de Aragón, Mayte Pérez, y la directora general de Justicia, María Ángeles Júlvez durante una reunión de trabajo mantenida en la sede de la institución provincial. 

Mayte Pérez ha informado al presidente Rando de que el objetivo del proyecto es tener digitalizados a final de año todos los registros civiles de los partidos judiciales de Teruel, Calamocha y Alcañiz. La digitalización abarcará los libros de defunciones desde 1935 y los nacimientos y matrimonios desde 1950. En total, incluirá unos 2.550 tomos de 233 municipios turolenses. 

En este proceso, la Diputación de Teruel colaborará con lo que precisen los municipios a través de sus departamentos de informática y de asistencia a los municipios. Así, por ejemplo, comprobarán que tienen el acceso necesario a la red SARA para la transmisión de datos y obtendrán asesoramiento sobre procesos o herramientas.  

“Mantenemos estrechas relaciones institucionales para conseguir grandes objetivos muy importantes para nuestra provincia, como modernizar los registros civiles consiguiendo ser la primera provincia completamente digitalizada de toda España”, ha dicho el presidente Manuel Rando que ha apuntado que además de ayudar a los municipios para llevar a cabo este proceso iban a estudiar con el Gobierno de Aragón la posibilidad de restaurar en el futuro los libros de los registros civiles, “pues son fuentes para la investigación que debemos mantener”.