Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Las siete estaciones de esquí transmiten un mensaje de “seguridad, tranquilidad y confianza” Las siete estaciones de esquí transmiten un mensaje de “seguridad, tranquilidad y confianza”
Reunión de la consejera de Sanidad y el director general de Salud Pública con representantes de Aramón, Astún y Candanchú

Las siete estaciones de esquí transmiten un mensaje de “seguridad, tranquilidad y confianza”

Confían en que algunas instalaciones abran ya a mediados de noviembre

Las siete estaciones de esquí aragonesas, las cinco del grupo Aramón, entres las que están las turolenses de Javalambre y Valelinares, y Astún y Candanchú, quieren transmitir "seguridad, tranquilidad y confianza" a todos sus clientes desde el inicio de la temporada, que confían en que pueda ser como sucedió la temporada anterior mediado el mes de noviembre.

La consejera de Economía, en su condición de presidenta de Aramón, Marta Gastón, y los responsables de Astún y Candanchú, se han reunido este miércoles con la consejera de Sanidad, Sira Repollés, y el director general de Salud Pública, Javier Falo, para poner en común los protocolos que habrá cuando arranque la temporada.

La pretensión de la reunión conjunta de las siete estaciones aragonesas es, según ha explicado Gastón, "dar una señal de unidad" para todos los esquiadores, "asiduos y potenciales", que decidan hacer uso de estas instalaciones invernales esta temporada.

"Quien vaya a venir, lleve años viniendo o piense en venir, que sepa que va a contar con todas las garantías", ha insistido Gastón, porque "las siete estaciones van a ir de la mano".

También han comentado que se ha hecho llegar a la consejería de Sanidad el protocolo inicial que ha establecido la Asociación Turística de Estaciones de Esquí y Montaña (Atudem) para una temporada que va a estar marcada por la crisis sanitaria derivada de la pandemia de la Covid-19.

El protocolo de Atudem, que se ha fijado en el elaborado por países como Francia, Austria o Italia, no establece límites para la práctica del esquí por las distancias en las diferentes pistas entre los esquiadores son lo suficientemente amplias.

No obstante se va a incidir en una eficaz gestión de las filas por parte de todas las instalaciones porque este año "no será una visita en iguales circunstancias" que en temporadas anteriores.

Gastón ha insistido en la confianza de todas las estaciones que han estado trabajando para que mantener las fechas de apertura y que se "equipare como poco a la de los peores años" en una temporada en la que "la práctica del esquí será totalmente garantista".

Lo que han dejado claro es que la apertura del sector, porque las estaciones de la nieve no son solo esquí sino también la hostelería y ocio tras finalizar la jornada deportiva, va a estar "supeditado a Sanidad y a la autoridad Sanitaria".

Para las estaciones el objetivo por el que trabajan es para "abrir cuanto antes mejor" pero también será necesario que los diferentes factores se puedan convertir en certezas.

"Resolver las dudas es clave y las respuestas debe ponerlas la autoridad Sanitaria", ha subrayado Gastón.

Por su parte, Sira Repollés, en declaraciones previas a la reunión durante una visita a la Residencia Pirineos, en el barrio de Casablanca de Zaragoza, ha comentado que el objetivo de la reunión es comprobar los planes de contingencia, en qué condiciones se va a realizar el inicio de la temporada y garantizar a los aficionados que van a contar con las medidas sanitarias que se requieren.