Síguenos
Los delitos contra la libertad sexual en la provincia de Teruel aumentan un 79% Los delitos contra la libertad sexual en la provincia de Teruel aumentan un 79%
La estadística recoge ya el homicidio doloso por la reyerta ocurrida en julio entre Mas de las Matas y Castellote

Los delitos contra la libertad sexual en la provincia de Teruel aumentan un 79%

Descienden los robos con fuerza mientras siguen creciendo los casos de cibercriminalidad

Los delitos contra la libertad sexual en la provincia de Teruel han experimentado un crecimiento del 79% en los nueve primeros meses del año con respecto al mismo periodo del ejercicio anterior. De los 19 delitos de este tipo cometidos entre enero y septiembre de 2022 se ha pasado a 34 entre los mismos meses de este año, según el último Balance de Criminalidad hecho público por el Ministerio del Interior. Caen en cambio los robos con fuerza en domicilios y otros establecimientos, mientras que la cibercriminalidad sigue su tendencia al alza.

La delincuencia creció en los nueve primeros meses del año un 10,1% en la provincia de Teruel, cinco puntos por encima de lo que lo hizo en el conjunto del Estado. En la Comunidad Autónoma de Aragón los delitos descendieron un 2,7%, mientras que por provincias disminuyeron un 5,7% y en la de Huesca aumentaron un 5,8%.

Entre enero y septiembre de este año se registraron en la provincia 2.932 delitos frente a los 2.662 que hubo en los nueve primeros meses del año pasado. El mayor incremento porcentual se produjo con los delitos contra la libertad sexual, que han pasado de 19 a 34, lo que supone un incremento del 78,9%.

Dentro de estos ilícitos penales, subieron de forma considerable las agresiones sexuales con penetración al pasar de 3 a 10, lo que equivale a un incremento del 233,3%. El resto de delitos contra la libertad sexual pasaron de 16 a 24, un 50% más.

Cibercriminalidad

Le sigue en incremento porcentual la cibercriminalidad, unos delitos que continúan al alza, no solo en la provincia sino en el conjunto del país. En Teruel, entre enero y septiembre de este año se contabilizaron 893 delitos frente a los 579 del periodo anterior, es decir, un 54,2%. En términos porcentuales el crecimiento es mayor que el registrado tanto en Aragón, que fue del 19,7%, como en el conjunto del país, donde este tipo de delincuencia subió un 21,5% con 893 ilícitos cometidos. El mayor volumen de crímenes en esta materia se dio con las estafas informáticas, con 796 ilícitos, un 51,9% más.

Del total de la criminalidad producida en la provincia, el 30,5 correspondieron a ciberdelitos, es decir, prácticamente uno de cada tres ilícitos penales cometidos.

La estadística del Boletín de Criminalidad correspondiente a los nueve primeros meses del año recoge ya el homicidio doloso que tuvo lugar en el mes de julio por la reyerta ocurrida entre Mas de las Matas y Castellote. El año pasado no se registró en ese periodo ningún homicidio ni asesinato.

Lo que han aumentado también durante los nueve primeros meses del año han sido los hurtos con un incremento del 23,3%, al pasar de 318 a 392. Y lo que sigue al alza igualmente son los delitos graves y menos graves de lesiones y riña tumultuaria, que han pasado de 48 a 55, lo que representa una subida del 14,6%.

Robos con violencia

Los robos con violencia e intimidación es otro de los tipos penales que ha crecido, un 10%, aunque en realidad solo ha habido uno más al pasar de 10 a 11. En cambio disminuyen los delitos que en los últimos tiempos más han preocupado en el territorio, por cometerse sobre todo en las zonas rurales, de robos con fuerza en domicilios, establecimientos y otras instalaciones, que pasan de 196 a 142, un 27,6% menos. Dentro de este tipo de delincuencia, la mayoría se cometió en domicilios, que pasaron de 150 a 104, un 30,7% menos.

Bajan igualmente en la provincia las sustracciones de vehículos, que pasan de 14 a 8, un 42,9% menos, así como los delitos por tráfico de drogas, que disminuyen un 9,5% al pasar de 21 ilícitos a 19.

En lo que se refiere a la capital turolense, en los nueve primeros meses del año se han registrado un total de 684 delitos, un 13,4% más que en el mismo periodo del ejercicio anterior. De ellos, 149 fueron infracciones penales cometidas por medios cibernéticos, un 35,5% más, de las cuales la mayor parte (134) fueron por estafas informáticas.

En el municipio turolense también figuran los delitos contra la libertad sexual entre los que registraron un mayor incremento porcentual, al incrementarse un 37,5%. Y dentro de ellos las agresiones con penetración  aumentaron un 400%. Los delitos por lesiones y riña aumentaron un 25%, las sustracciones de vehículos subieron un 33,3% y los delitos por tráfico de drogas crecieron un 150%.