Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Los municipios que defienden los proyectos eólicos dicen que bonificarán parte de la factura energética a los vecinos Los municipios que defienden los proyectos eólicos dicen que bonificarán parte de la factura energética a los vecinos
Representantes de Viento Alto, este martes en las Cortes

Los municipios que defienden los proyectos eólicos dicen que bonificarán parte de la factura energética a los vecinos

Representantes de Viento Alto, formado por alcaldes y concejales de La Iglesuela, Cantavieja, Tronchón, Villarluengo, Mirambel, La Cuba, Bordón, Fortanete y Puertomingalvo, acuden a las Cortes

Los ayuntamientos pertenecientes a la asociación Viento Alto, en defensa de la instalación de parques eólicos en Teruel, prevén bonificar parte del coste energético a vecinos y empresas que generen empleo en la zona, ha anunciado su portavoz, Fernando Safont.

Ante el macroproyecto eólico que plantea Forestalia en las comarcas de Maestrazgo y Gúdar-Javalambre, Safont ha avanzado este martes, en la Comisión de Comparecencias Ciudadanas y Derechos Humanos de las Cortes que, una vez finalice el periodo de alegaciones y dispongan de recursos económicos suficientes, negociarán convenios con distribuidoras para esta bonificación.

Viento Alto está formado por los alcaldes y concejales de La Iglesuela del Cid, Cantavieja, Tronchón, Villarluengo, Mirambel, La Cuba, Bordón, Fortanete y Puertomingalvo, lo que da cuenta de la participación vecinal, ha manifestado Safont, primer edil de La Iglesuela del Cid, quien también ha recalcado que la ubicación de los aerogeneradores la deciden de manera consensuada.

A este respecto, ha asegurado que se prioriza la instalación en terrenos municipales y que cuentan con el apoyo del 80 % de los 115 establecimientos hosteleros de ambas comarcas, a lo que hay que sumar que analizan cada situación para respetar el paisaje lo máximo posible y compatibilizar otros usos.

Además, ha denunciado el regidor, estos municipios están en una situación demográfica "grave o muy grave", por lo que urgen una solución.

"No nos queda tiempo ni para estudios ni para planificaciones ni para nada", ha agregado el alcalde de Cantavieja, Ricardo Altabás, quien ha denunciado que nadie ha puesto encima de la mesa un plan B "con billetes, no con estudios".

Viento Alto contempla "socializar" los ingresos, de manera que el 15 % de los obtenidos por alquiler de terrenos e impuestos municipales se destinen a la asociación, así como que el 15 % de los recursos obtenidos por alquiler de terrenos en monte de utilidad pública se reinviertan en el mismo para mejorar la Red Natura.

Por otro lado, ambos regidores han advertido de que los paisajes turolenses ya llevan quince años afectados por los aerogeneradores instalados en la Comunidad Valenciana que, han apuntado, han dado empleo a varias familias y no han reducido el turismo.

La comparecencia de los alcaldes ha evidenciado las discrepancias entre los grupos que soportan el cuatripartito sobre las renovables.

La diputada de CHA Isabel Lasobras ha apostado por una planificación territorial y energética aragonesa y ha alertado del "irreversible" deterioro de la biodiversidad que puede provocar estos parques, al tiempo que Nacho Escartín (Podemos) ha defendido las renovables, "pero así, no".

Por contra, el portavoz del PAR ha señalado que el territorio tiene "muy pocos trenes" para coger, y las renovables es uno de ellos.

La diputada socialista Carmen Soler se ha dirigido directamente a sus compañeros de CHA y Podemos, a los que ha acusado de dedicarse a "levantar muros" sin traer ninguna propuesta y tratar de "ilusos" a los vecinos.