Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Firma del plan, este miércoles en Zaragoza

Los parados del sector de la nieve podrán trabajar para sus ayuntamientos con el Plan Remonta desde febrero

La dotación inicial es de 2,5 millones de euros

El presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, y la consejera de Economía, Planificación y Empleo, Marta Gastón, han presentado este miércoles el Plan Remonta, por el que los ayuntamientos de las comarcas vinculadas al sector de la nieve podrán contratar a trabajadores fijos discontinuos de empresas vinculadas al mismo desde el 1 de febrero hasta el 30 de junio.

En una rueda de prensa a la que han asistido también los presidentes de la Diputación de Huesca y la Diputación de Teruel, Miguel Gracia y Manuel Rando, respectivamente, los responsables del Ejecutivo han presentado este plan, mediante el que la Administración autonómica abonará el 60 por ciento del coste y el 40 por ciento restante corresponderá a diputaciones y ayuntamientos.

El presidente del Gobierno de Aragón, Javier Lambán, ha lamentado que las restricciones están afectando "de manera brutal" al sector de la nieve y que ni siquiera el desconfinamiento provincial sería la solución, apuntando que las estaciones turolenses dependen de los turistas de la Comunidad Valenciana y las pirenaicas de los provenientes de País Vasco, Navarra, Cataluña y Madrid.

Ahora se trata de "recuperar el tiempo perdido", ha continuado Lambán, quien ha abogado por ayudar a los damnificados por el cierre de las estaciones y ha recordado que quienes no están en ERTE y no cobran por desempleo se han quedado "desamparados", situación agravada por el hecho de que muchos de ellos ganan durante los meses de temporada los ingresos de todo el año.

El jefe del Ejecutivo autonómico ha recordado que el sector de la nieve y de actividades de montaña en Aragón constituye un sector esencial y estratégico que representa más del 7% de su Producto Interior Bruto.

Sin embargo, ha continuado, las obligadas restricciones a la movilidad de las personas en todo el territorio nacional y las sucesivas y necesarias medidas de prevención adoptadas en nuestra Comunidad Autónoma para hacer frente a la crisis sanitaria ocasionada por la pandemia COVID-19, han provocado unos efectos no deseados en el empleo de las comarcas afectadas en las que, cada año, se generan cientos de puestos de trabajo vinculados a este sector.

Asimismo, dichas medidas han afectado negativamente también al normal desenvolvimiento de muchas actividades vinculadas a los sectores de nieve y montaña en ámbitos como la hostelería, el transporte o el ocio, que han visto reducido su volumen de negocio y que también han experimentado una caída de los niveles de empleo con respecto a temporadas anteriores.

Marta Gastón ha indicado que este es un "plan extraordinario" y pretende dar "respuestas excepcionales a situaciones excepcionales", subrayando que, por primera vez desde 2015, el INAEM implementa un plan de este tipo para la contratación temporal, ya que los planes de estímulo al empleo suelen ser para la contratación indefinida.

Ha recordado que la situación sanitaria y las restricciones a la movilidad han provocado "una situación coyuntural" que afecta a la actividad del sector de la nieve y del turismo de montaña.

Se trata de "un plan de choque" que se desarrollará en las comarcas pirenaicas, Jacetania, Alto Gállego, Sobrarbe y Ribagorza, también en la turolense de Gúdar-Javalambre para "dar cobertura a un sector concreto", los trabajadores del sector de la nieve que se encuentren en paro y no se hayan acogido a los ERTE, quienes se encuentra entre "los colectivos más vulnerables" en esta etapa.

La convocatoria de subvenciones a los municipios ya está en tramitación, ha continuado Gastón, quien ha expuesto que primero se seleccionará a los trabajadores, que deberán cumplir los requisitos señalados, y se llevará a cabo la contratación. "Son subvenciones para los Ayuntamientos", ha recalcado la titular de Economía.

Los beneficiarios deben llevar al menos 15 días inscritos como demandantes de empleo en el INAEM y estar también empadronados en los municipios donde vayan a trabajar, al menos un día antes de firmar el contrato, ha explicado Gastón, quien ha apuntado que el INAEM destinará, inicialmente, 2,5 millones a este plan. Podrán realizar trabajos en varias áreas, como por ejemplo tareas medioambientales.

Además, deben haber finalizado en los 12 meses anteriores a la formalización del contrato una relación laboral por cuenta ajena con una empresa cuya actividad esté directamente asociada al sector y también otras, recogidas en un anexo a la convocatoria.

En el caso de los autónomos, Gastón ha dicho que "podrán tener la opción" de protegerse con el "escudo social" dispuesto por el Gobierno de España y continuar como tales o solicitar el cese de actividad, darse de baja como autónomos e inscribirse como demandantes de empleo.

Serán los ayuntamientos los que propongan una serie de trabajos "extraordinarios", en ningún caso propias de ofertas de empleo de "circunstancias normales". Por ejemplo, los beneficiarios de estas ayudas podrán trabajar en tareas medioambientales. Además, los municipios podrán enviar al INAEM no solo la candidatura de los trabajadores, sino la oferta, si no hay una persona previamente seleccionada.

Los contratos se firmarán entre el 1 de febrero y el 31 de marzo y se extenderán hasta el 30 de junio. Serán por obra o servicio y durarán entre tres y cinco meses, pudiendo ser a tiempo parcial y por días porque "se ha pretendido ser lo más flexibles posible". Los Ayuntamientos y los posibles beneficiarios pueden consultar sus preguntas al Gobierno de Aragón a través del correo electrónico remonta@aragon.es.

Se han establecido cuatro grupos de cotización, con un modelo diferenciado en cuanto al salario, ha continuado Gastón, quien ha agregado que el número de beneficiarios dependerá de la categoría y el grupo al que pertenezcan. "No nos marcamos un número", ha dicho.

El presidente de la Diputación de Teruel, Manuel Rando, ha destacado "las buenas relaciones y la coordinación" entre todas las Administraciones aragonesas, lo que "da pie a que todos los recursos públicos se puedan racionalizar de la mejor manera". Ha comentado que el presidente de Gúdar-Javalambre, Ángel Gracia, ya está recopilando datos de los Ayuntamientos para desarrollar el plan en la comarca.

El presidente de la Diputación de Huesca (DPH), Miguel Gracia, ha expresado que los trabajadores del sector de la nieve están atravesando "dificultades tremendas" y, como Rando, ha puesto de relieve "la colaboración institucional en este proceso".

Ha abogado por hacer "planteamientos comunes" desde las instituciones, los empresarios y las asociaciones del sector. También ha dicho que de los más de 70 municipios de las cuatro comarcas pirenaicas, unos 40 están afectados directamente por el cierre del sector de la nieve.