Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Elena Guillén cobra a Luis y Sofía, que viajaron en el tren turístico

Los viajeros vuelven a recorrer la ciudad de Teruel a bordo del tren turístico

La mayoría de los usuarios ha buscado un lugar tranquilo y próximo para su primera salida tras el estado de alarma

Teruel ha sido elegida por muchos viajeros como su primer destino vacacional después del estado de alarma por razones de proximidad y, sobre todo, por su carácter de ciudad de pequeño tamaño. Quienes han llegado este fin de semana han podido disfrutar de espacios de interés que han reabierto sus puertas en los últimos días, como el mausoleo de los Amantes, la muralla y los aljibes, y de actividades como el tren turístico, que recorre de nuevo las calles desde el viernes.

El conductor del vehículo Juan García, que viaja acompañado de la guía Elena Guillén, indicó que los dos primeros viajes realizados la tarde del viernes contaron con pocos usuarios, pero que la mañana del sábado ya había estado más animada. 

Los primeros en subir al tren este sábado al mediodía fueron José María Alarcón y Toñi Soler, una pareja murciana que hizo parada en la ciudad mudéjar tras visitar Logroño. Para ambos, esta era su primera estancia en Teruel. “Viajamos por muchas ciudades de España pero aquí no habíamos estado nunca”, comentó José María.

Por eso, decidieron tener una visión general de la ciudad a bordo del tren turístico antes adentrarse a pie por sus calles para visitar los principales lugares de interés.

Entre los viajeros que realizaron el recorrido turístico de las 12:00 horas se encontraba la familia de la localidad castellonense de Burriana formada por Alejandro, Diana y su hijo Marc, de 8 años. Ellos habían elegido Teruel para sus primeros días de asueto tras el estado de alarma decretado para evitar la propagación del coronavirus por la proximidad geográfica, pero también por la recomendación de unos amigos que habían estado en navidades. 

Alejandro, que es camionero, explicó que además habían pensado que aquí podrían moverse con más libertad y dar paseos por la montaña. “No nos vamos a ir a Benidorm porque además ya tenemos la playa en casa”, argumentó. 

Su mujer Diana dijo que en la gasolinera en la que trabaja muchas personas le habían hablado muy bien de Teruel y que les estaba gustando tanto que seguro que regresarían para mostrarles la ciudad a sus dos hijos mayores.

También por proximidad eligió este fin de semana Teruel el valenciano Luis, que hizo una parada en su ruta motera de camino a Albarracín para enseñar la ciudad a su hija Sofía.

Medidas de seguridad

El tren turístico, que vio interrumpido su funcionamiento debido a la pandemia de coronavirus al igual que el resto de recursos turísticos de la ciudad de Teruel, volvió a las calles de la capital con las correspondientes medidas de seguridad.

Así, los usuarios deben desinfectarse las manos con gel hidroalcohólico antes de subir al tren y hacer uso de la mascarilla será obligatorio. El tren cuenta con ventilación natural ya que se han desinstalado las ventanas de metacrilato y únicamente se mantiene el techo con el fin de favorecer la renovación del aire. Entre un viaje y el siguiente se desinfectarán los espacios con una solución antivírica reglamentaria.

El recorrido incluye los principales espacios de la ciudad, como la plaza del Torico, la plaza de la Catedral, el Museo Provincial, el acueducto de Los Arcos, los restos de la muralla y torreones y algunas torres mudéjares, entre otros.

Estos meses de parón se han aprovechado para realizar mejoras y se ha sustituido el techo de los vagones de policarbonato que se había deteriorado debido a las inclemencias meteorológicas.

También este sábado retomaron la acogida de visitantes la Muralla y los Aljibes. Durante el mes de julio, la primera abrirá todos los días menos los martes y los miércoles, y en agosto lo hará todos los días, mientras que los Aljibes abren todos los días tanto en julio como en agosto. 

Los hosteleros confían en que la llegada del periodo estival, la reapertura de los espacios turísticos y sobre todo la de Dinópolis, que tendrá lugar mañana, sirvan para reactivar el turismo.