Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

Teruel y Alcañiz cierran todos los días la actividad no esencial a las seis de la tarde Teruel y Alcañiz cierran todos los días la actividad no esencial a las seis de la tarde
De izqda. a dcha, José María Abad, Sira Repollés y Francisco Javier Falo, analizaron la situación de la Covid-19 en Aragón

Teruel y Alcañiz cierran todos los días la actividad no esencial a las seis de la tarde

En las dos ciudades se prohíbe consumir dentro de los bares y no abrirán los gimnasios

El Gobierno de Aragón ha decidido endurecer las restricciones frente al coronavirus en las ciudades de Teruel, Alcañiz y Calatayud, los tres municipios de más de 10.000 habitantes de la Comunidad con peor incidencia acumulada en una semana y que continúan la tendencia ascendente. Así, la actividad no esencial deberá finalizar todos los días a las 18.00 horas, no se podrá consumir en el interior de los establecimientos de hostelería y se cierran gimnasios y centros deportivos.

Las nuevas medidas para estas localidades, que están confinadas perimetralmente desde el 16 de enero, fueron anunciadas por la consejera de Sanidad, Sira Repollés, en una rueda de prensa para analizar la evolución de la pandemia de Covid-19 en Aragón. La orden que las regule se publicó el miércoles en el Boletín Oficial de Aragón y han entrado en vigor este jueves.

La responsable sanitaria advirtió de que en estas tres ciudades la tendencia de la curva de contagios es “ascendente y muy preocupante”. “Los tres municipios han incrementado de forma muy notable su incidencia acumulada semanal, duplicando incluso las cifras desde hace diez días”, explicó Repollés.

“Mención especial merece Alcañiz”, señaló la consejera que indicó que suma la incidencia de otros dos municipios con 1.455 casos por 100.000 habitantes en los últimos siete días. Mientras, en Teruel la tasa es de 683 casos y en Calatayud, de 704. 

Ante esta situación, el Gobierno de Aragón ha decidido que en estos tres municipios el cierre de los establecimientos y servicios no esenciales será de lunes a domingo a las 18.00 horas, mientras que en el resto de la Comunidad se mantiene este horario para los viernes, sábados y domingos, que se estableció en 15 de enero, y de lunes a viernes se mantiene a las 20.00 horas.

También se vuelve a reducir la actividad en la hostelería. No se podrá consumir en el interior de los locales. Sí continúa la actividad en las terrazas al 50% y los servicios de comida para llevar. Los gimnasios y centros deportivos deberán cerrar. 

La consejera indicó que la duración de estas restricciones estará condicionada a la evolución de la pandemia. 

Calamocha y Utrillas 

Sira Repollés también mostró su preocupación por el alto índice de contagios en las localidades turolenses de Utrillas y Calamocha. Aseguró que desde su departamento están “en permanente contacto” con sus representantes municipales y detalló las medidas adoptadas para estas localidades, consistentes en refuerzos para los centros de salud y la intensificación del control por parte de las fuerzas seguridad, con apoyo de Salud Pública.

Por el contrario, la mejoría en la situación sanitaria en la ciudad de Huesca va a permitir que se levante el confinamiento perimetral en este municipio ya que ha bajado de los 250 casos de Covi-19 por 100.000 habitantes, en concreto en los últimos siete días la incidencia acumulada es de 190 casos por 100.000 habitantes. 

De esta forma continúan con esta limitación de la movilidad los municipios de Zaragoza, Calatayud, Ejea de los Caballeros, Tarazona, Cuarte de Huerva, Utebo, Teruel y Alcañiz. También están confinadas perimetralmente las tres provincias y la propia Comunidad Autónoma.

Repollés: “La Comunidad parece haber llegado al pico de la curva”

La consejera de Sanidad, Sira Repollés, afirmó que Aragón, en su conjunto, “parece haber llegado al pico de la curva, con una incidencia acumulada de 380 casos, algo menos que la media de España que está en 419”. Achacó esta buena situación a las medidas restrictivas que se establecieron en la región desde el día 4 de enero y se intensificaron el día 15.

“Esto ha conseguido disminuir la pendiente y alcanzar el pico en unas cifras bastante menores que en la onda epidémica anterior. De todas formas, ahora necesitamos inducir la curva hacia un descenso rápido para evitar el compromiso del sistema hospitalario y conseguir el control de esta cuarta ola”, añadió.

En esta línea, el director general de Salud Pública, Francisco Falo, desgranó que Aragón se encuentra en “una situación más favorable que otras comunidades”. “En este caso, la onda epidémica no nos ha golpeado tan fuerte como en las anteriores ocasiones”, afirmó. Falo apuntó do que en Zaragoza y Huesca ha sido donde mejor comportamiento han tenido los datos en los últimos días. “Quizá el dibujo es diferente en Teruel, donde todavía hay una onda epidémica ascendente”, puntualizó.

“Nos hemos estabilizado en la positividad de las pruebas, aunque aún la tenemos alta, estamos moviéndonos en el 17 y 18%. Lo que queremos ahora es que baje lo más rápido posible y al umbral más bajo posible”, explicó el director general quien destacó que “por primera vez desde hace días”, el índice reproductivo básico ya ronda el uno: “Estamos en esa situación en la que, en el peor de los casos, generamos tantos casos nuevos como había, una estabilización que esperamos que mejore en los próximos días”, explicó y aseguró que es el dato más esperanzador.

Por su parte, el director general de Asistencia Sanitaria, José María Abad, aclaró que el sistema sanitario tiene “una gran presión asistencial”. “En Atención Primaria, al igual que con la incidencia, parece que hemos superado ya el pico y que podemos estar en una meseta o incluso empezando a descender las consultas, aunque seguimos con alrededor de 450 casos sospechosos que llegan a las consultas y alrededor de 2.000 contactos diarios que son identificados por los rastreadores”, indicó.

Abad puntualizó que hay alrededor de 13.000 contactos que ahora están siendo seguidos por los profesionales de Atención Primaria y Salud Pública en todo Aragón.

“En urgencias, pensamos que hemos llegado al pico y ahora mismo la frecuentación media de casos sospechosos está entre 150 y 200 casos diarios y esperamos que empiece a descender”, señaló. Sobre los ingresos también se espera estar en el pico, con entre 50 y 75 ingresos diarios por Covid, un 30% del total de casos sospechosos que llegan a urgencias. Abad reconoció que la ocupación hospitalaria ha alcanzado “cifras preocupantes” y “probablemente se mantenga esta tendencia ascendente al menos durante esta semana y la que viene, con lo cual tenemos dos semanas en las que la presión asistencial sobre los hospitales va a ser importante”.

A día de hoy, hay 784 pacientes ingresados en el conjunto del sistema sanitario aragonés, de los que 80 están en camas UCI. Además, Abad precisó que durante estos meses la presión asistencial por otras patologías también es alta.