Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

El pleno del Ayuntamiento de Teruel se celebró de manera telemática

Un plan municipal para integrar en la sociedad turolense a colectivos desfavorecidos

El Ayuntamiento trabajará con los vecinos de etnia gitana de Pomecia

El Ayuntamiento de Teruel aprobó  en el pleno un plan de integración socio laboral para los barrios de San Julián, Carrel y Arrabal; un documento que marca la hoja de ruta del trabajo que realizará el Consistorio con colectivos vulnerables de forma transversal y abordando distintos ejes de intervención: empleo, formación y desarrollo personal; educación, vivienda y realojo, salud e higiene, integración y perspectiva de género, con la mirada puesta en el barrio de Pomecia.
La concejala de Servicios Sociales, Nuria Tregón, destacó que  es “un primer paso muy importante en este largo proceso” para iniciar el proyecto contemplado en la Estrategia DUSI y que permitirá impulsar talleres de empleo para colectivos vulnerables y rehabilitar viviendas de propiedad municipal para fines sociales. “Actualmente, estamos realizando un trabajo muy importante con los colectivos vulnerables y este proyecto va a suponer un impulso importante para mejorar la calidad de vida de muchas familias y personas en riesgo de exclusión social”, aseveró.
Tregón recordó que el Consistorio encargó en 2017 la elaboración de un plan para favorecer la integración socio-laboral del colectivo de etnia gitana que vive en Pomecia con el objetivo de que no existan barrios excluidos en Teruel.
El Ayuntamiento ha utilizado el documento como base sobre la que trabajar el apartado social de la Estrategia DUSI, realizando modificaciones y ampliando esta iniciativa no solo al colectivo de etnia gitana, sino a todos aquellos considerados vulnerables o en situación de exclusión social. 
Para las actuaciones de integración socio laboral en los barrios de San Julián, Arrabal y Carrel existe un presupuesto de 1.200.000 euros, mientras que la rehabilitación de viviendas dispondrá de una inversión de 400.000 euros. Estas cuantías están financiadas por fondos municipales y europeos Feder a partes iguales.
El plan aprobado ya pretende conseguir una mejora de la empleabilidad, del acceso al trabajo y de las condiciones laborales, especialmente entre las mujeres. Para ello, el Consistorio impulsará escuelas y talleres de empleo, teniendo en cuenta las profesiones más demandadas en el mercado de trabajo.
En materia educativa, los objetivos fijados consisten en mejorar el acceso a la educación de los menores de edad, prevenir el absentismo, el fracaso escolar y el abandono temprano y la promoción de los estudios superiores. “Desde Servicios Sociales vamos a seguir manteniendo nuestras líneas de trabajo que tan buenos resultados han dado en los últimos meses en coordinación con los equipos de orientación de los centros escolares y con la colaboración de Secretariado Gitano”, añadió Tregón.
Otro de los ejes de este documento es el desarrollo de un proceso de realojo dirigido a la integración social, a favorecer la convivencia con el entorno y a desarrollar hábitos de limpieza e higiene adecuados en la vivienda. El plan también incide en la importancia de seguir trabajando con las familias para la adquisición de hábitos saludables e higiénicos con especial atención a la alimentación, principalmente en los niños.
Tregón explicó que el Consistorio pondrá el foco en el fomento de la integración, las relaciones sociales y comunitarias. “Es fundamental el acceso normalizado a los recursos y servicios de la comunidad, de los cuales se ha estado hablando a lo largo de todo el plan: recursos sociales, educativos, de empleo, de vivienda y la mejora de la convivencia y de las relaciones sociales”, indicó.
La perspectiva de género también queda contemplada en esta hoja de ruta, en la que se establece como objetivo el empoderamiento de las mujeres gitanas. El Ayuntamiento, junto a la Fundación Secretariado Gitano, ya están realizando actualmente talleres de igualdad y otras actividades con perspectiva de género.
Este punto salió adelante por unanimidad pero no estuvo exento de debate por parte de los grupos políticos con representación en el Ayuntamiento empezando por el título del plan porque no hace referencia a Pomecia y fue criticado por varios grupos. Ramón Fuertes, portavoz de Ciudadanos, que ahora ostenta esa concejalía, señaló que no es “en ningún caso” un plan de rehabilitación del barrio Pomecia y recordó que ha habido responsables políticos que se han sentados en un tribunal “por cuestiones como esta”.
En este sentido, Tregón recordó que el plan de 2017 estaba “guardado en un cajón”  y ahora ha habido que reformularlo para incluir la perspectiva de género. Explicó que hubo que cambiar el título para adaptarlo a las expresiones del Edusi. “Lo importante es el contenido del mismo”, indicó, no obstante.
El PAR fue el partido que en la anterior legislatura llevaba la concejalía de Servicios Sociales cuando se encargó la redacción del plan que ha servido de base para aprobar el que ayer se llevó al pleno. Su portavoz, Julio Esteban, manifestó algunas dudas que le suscita este nuevo plan. “Aprobamos una cosa con un título y la realidad es otra” y puso en duda la relación entre las distintas concejalías a lo que la concejala de Servicios Sociales le aseguró que esta relación es “magnífica”.
Tregón explicó por qué se había decidido arrancar este plan desde Servicios Sociales por considerar que lo primero que hay que hacer es una integración sociolaboral. En este sentido, apuntó que se habían asesorado con otras ciudades que están desarrollando planes similares dentro de la Edusi.
El portavoz de Ciudadanos también intervino para manifestar que no entendía por qué el portavoz del PAR tenía tantas dudas cuando hasta hace un año su grupo tenía esta concejalía y defendió el trabajo realizado durante este último “de forma transversal” para que el plan “no duerma el sueño de los justos como estaba haciendo desde 2017”.
Tregón avanzó que este verano tiene que arrancar este plan y para ello se trabajará con la concejala de Patrimonio para ver con qué viviendas se cuenta para desarrollarlo teniendo en cuenta, como también remarcó la alcaldesa, que con los fondos europeos “no se permite la adquisición de viviendas en ningún caso”.
Este asunto había llevado al portavoz de Espacio Municipalista por Teruel, Zésar Corella, a pedir que se aclarara qué documento se iba a votar, si el que incluía la posibilidad de adquirir vivienda o el que no.