Síguenos

416_diariodeteruel-web-banner1200x120-vacunacion2022.png banner click 416 banner 416

435_diario-de-teruel-1200x150.gif banner click 435 banner 435

439_1200x150-iaacc.gif banner click 439 banner 439

431_1200x150.gif banner click 431 banner 431

La DGA dice que sólo ha negociado un año con MotoGP para “no hipotecar” al próximo gobierno La DGA dice que sólo ha negociado un año con MotoGP para “no hipotecar” al próximo gobierno
Una prueba del Gran Premio de Aragón de MotoGP. Motorland Aragón

La DGA dice que sólo ha negociado un año con MotoGP para “no hipotecar” al próximo gobierno

La hostelería de Alcañiz supedita más inversiones a tener un calendario estable

El Gobierno autonómico justifica la decisión de no renovar el contrato del Gran Premio de Aragón de MotoGP más allá de la cita de este 2022 para “no hipotecar” al futuro ejecutivo regional que salga de las elecciones de 2023, el cual contará con más de un año para cerrar las carreras de 2024 y 2026 que el vicepresidente Arturo Aliaga ha prenegociado con Dorna Sports.

A diferencia del contrato de cinco años -da derecho a tres carreras porque a partir de este año habrá rotación entre los circuitos de la Península Ibérica- que han firmado ya con la empresa organizadora del mundial de motociclismo los gobiernos autonómicos propietarios de los circuitos de Jerez (Junta de Andalucía), Cheste (Generalitat Valenciana) y Montmeló (Generalitat de Catalunya), el cuatripartito aragonés prefiere a día de hoy cerrar sólo la organización del evento del 16 al 18 de septiembre próximos, según avanzó el miércoles DIARIO DE TERUEL. En el contrato dejará abierta la posibilidad de continuar en 2024 y 2026, pero solo si el nuevo ejecutivo que entre en 2023 lo considera oportuno.

Fuentes de Vicepresidencia del Gobierno de Aragón explicaron que el acuerdo tomado el pasado lunes por el consejo de administración de La Ciudad del Motor en este sentido todavía tiene que ser refrendado por el Consejo de Gobierno en las próximas semanas. Pese a que informaron que la decisión todavía no está cerrada, aseguraron que no se firmará un “plurianual” con Dorna para no dejar una hipoteca millonaria al futuro ejecutivo.

Cabe recordar que desde el ejercicio 2021 el canon -más de 8 millones de euros en circunstancias de normalidad, sin pandemia- que satisface el Gobierno de Aragón a Dorna por llevar a Alcañiz este prueba se detrae de los Presupuestos de Aragón en lugar del Fondo de Inversiones de Teruel (Fite), tras las repetidas objeciones realizadas por la Cámara de Cuentas de Aragón.

Los rivales se frotan las manos

Las mismas fuentes recordaron que en ningún caso estaba previsto que en 2023 hubiera Gran Premio de Aragón por la rotación que hay que mantener entre circuitos ante el interés que despierta el campeonato de MotoGP en otros países. Solo este año hay 21 pruebas calendadas, lo cual supone un récord. La cadencia bienal, argumenta el gabinete de Aliaga, dará margen para facilitar la negociación al nuevo gobierno, máxime cuando “la relación con Dorna es buenísima” y para ellos “sigue siendo un circuito muy bien valorado”.

Sin embargo, según ha podido saber este diario, Dorna no está demasiado satisfecha con la posición adoptada por el ejecutivo aragonés. Por su parte, el resto de circuitos -el portugués de Portimão también entraría en la rotación- estarían al acecho para hacerse con las pruebas aragonesas que se puedan caer, algo que desde el seno de Motorland considerarían incomprensible después del gran esfuerzo realizado para multiplicar pruebas de MotoGP, Superbikes y Mundial de Turismos en plena pandemia. Un aval que, por otra parte, compromete a Dorna a firmar al menos el año que ahora se le ofrece. La cita de septiembre es ya oficial.

En 2016 sí se renovó a 5 años

La anterior renovación del contrato de MotoGP tuvo lugar en 2016. Entonces, el Gobierno de Aragón sí firmó por cinco años con Dorna, con una cláusula mediante la que Aragón podía rescindir el contrato sin penalización en el caso de que tras las elecciones de 2019 no apostara por las carreras.

Motorland es una empresa pública participada también por la Diputación Provincial de Teruel (DPT) y el Ayuntamiento de Alcañiz (ambos al 5,25%).

El presidente de la DPT, Manuel Rando, dijo que “lo importante es que en 2022 se van a celebrar el Gran Premio de MotoGP, las Superbikes, el Mundial de Turismos y todos los grandes eventos que caracterizan la actividad de Motorland”. A partir de ahí, señaló, “es necesario actuar con la responsabilidad que debe caracterizar a una empresa pública”. En este sentido, añadió, “el compromiso del Gobierno de Aragón ha quedado claro durante toda la legislatura, igual que el de la Diputación de Teruel, y seguiremos haciendo todo lo necesario para que Motorland sea el polo de desarrollo que necesita Alcañiz y el Bajo Aragón”.

El Ayuntamiento de Alcañiz, por su parte, aprobó el martes en pleno una declaración institucional en la que, entre otras cuestiones, muestra su “apoyo al proyecto de Motorland”, el cual en su opinión “debe seguir existiendo y creciendo con el apoyo necesario de las administraciones públicas” porque es “estratégico” para el Bajo Aragón, Teruel y Aragón. El texto defiende ir más allá de 2022 en el contrato y reclama un “estudio que determine las repercusiones económicas y sociales” del circuito.

El hostelero quiere previsión

La Asociación Turismo Bajo Aragón consideró “fundamental que Motorland mantenga en su calendario una prueba mundialista de primer nivel que garantice su continuidad, tal y como están haciendo el resto de circuitos españoles” con previsión a cinco años. Perder el Gran Premio, apunta su gerente, Nieves Ballesteros, “no solo afectaría negativamente al turismo del motor bajoaragonés” sino que “incidiría también en el ingreso por alquileres del circuito”, ya que para el piloto amateur Motorland “dejaría de tener el atractivo que tiene en la actualidad”.

Por contra, lograr atar tres pruebas “mantendría la imagen y el caché del circuito al nivel actual y podría suponer, con toda probabilidad, una contención económica para el Gobierno de Aragón con respecto al canon actual”, concluyó la responsable.

A nivel provincial, el presidente de Teruel Empresarios Turísticos, Roche Murciano, pidió altura de miras para que Motorland sea entendido por el conjunto de las formaciones políticas como un proyecto vertebrador.

“Cuantos más años se renueve, mejor, porque hay alojamientos turísticos y de restauración que viven con la fecha del Gran Premio en su calendario y, que se dejara de hacer, sería una catástrofe” que iría en detrimento de posibles inversiones que los hosteleros descartarían “si no ven esta continuidad”.

El propietario del Hotel Guadalope de Alcañiz, Juanma Crespo, aseguró que entre el 60 y el 70% de los clientes que tienen los hoteles de Alcañiz dependen en este momento de la actividad de Motorland, por lo que “sería una catástrofe que no se renovaran los contratos”, dijo, tanto el de MotoGP como los de Superbikes y Turismos, que concluyen este año aunque tienen dos de prórroga que por el momento el consejo de administración de Motorland no ha materializado.

“Proyectos como Motorland no deberían tener color político. No hay ningún circuito que dé beneficios, pero hay que mirar el impacto que generan las pruebas en hoteles, gasolineras, tiendas,  cafeterías o impuestos”, indicó Crespo.

Por su parte, el presidente de CEOE y Cepyme Teruel, Juan Ciércoles, pidió al Gobierno de Aragón que siga “apostando por que el Gran Premio siga en Motorland porque es un gran escaparate y a todos los empresarios nos viene bien, en especial al sector turístico y de servicios”.

Ciércoles recordó que la repercusión de los grandes eventos no solo se da la semana de las pruebas, sino que durante todo el año “hay pilotos que vienen, que entrenan y eso al fin y al cabo genera economía en la zona”. Además, “que se vean las carreras en todo el mundo redunda en promoción, consumo y compra de productos”, concluyó.

El redactor recomienda