Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

179_2030-1200-x-150-px.png banner click 179 banner 179

Las Cortes de Aragón rechazan que una auditoría externa haga un informe alternativo al de la Cámara de Cuentas sobre Motorland Las Cortes de Aragón rechazan que una auditoría externa haga un informe alternativo al de la Cámara de Cuentas sobre Motorland

Las Cortes de Aragón rechazan que una auditoría externa haga un informe alternativo al de la Cámara de Cuentas sobre Motorland

El Parlamento está a favor de analizar el retorno de los grandes premios al circuito alcañizano

Las Cortes de Aragón rechazaron este jueves de plano que una auditoría externa e independiente emita un informe adicional de recomendaciones de control interno y adecuación a los principios de buena gestión financiera, porque eso es tarea de la Cámara de Cuentas y ya lo hace. Así lo pedía el grupo parlamentario Vox, que también solicitaba que el mismo control externo analizara “en términos monetarios” el impacto económico de los retornos que suponen para el erario público y para la imagen de Aragón la celebración de los Grandes Premios.

Esto último se lo hubieran aceptado la mayor parte de los grupos políticos del arco parlamentario, que pidieron a la portavoz de Vox, Marta Fernández, que aceptara una votación separada para que ese punto sí pudiera salir con el consenso de la Cámara aragonesa.

Pero la diputada ultraderechista se negó y tuvo que resignarse a ver cómo su apoyo más cercano fue una abstención, curiosamente del portavoz de Izquierda Unida, Álvaro Sanz, que le reprochó no haber podido votar para que ese estudio de retorno se llevara a cabo.

El Fite no es para deuda

Todos los grupos hicieron ver a Fernández que la auditoría externa e independiente ya la hizo en su día la Cámara de Cuentas. Su presidente, Alfonso Peña, advirtió en 2020 al Gobierno de Aragón de que el Fondo de Inversiones de Teruel (Fite) no se diseñó para compensar las pérdidas en las que Motorland incurre sistemáticamente por los pagos del canon de MotoGP, una práctica que se ha llevado más de 140 millones de euros de este fondo.

En las últimas semanas, Vox ha solicitado la comparecencia del director gerente de Motorland, Santiago Abad; ha interpelado al vicepresidente del Gobierno de Aragón, Arturo Aliaga y, dimanante de esa interpelación, ayer defendió una proposición no de ley para pedir al Ejecutivo autonómico que licite la contratación de “la auditoría de la auditoría de la auditoría de la Cámara de Cuentas”, como la calificó con sorna el portavoz del PAR, Jesús Guerrero.

Fernández argumentó que la negociación que se mantiene con Dorna Sports para el nuevo contrato de la MotoGP para el próximo lustro volverá a afectar “al equilibrio financiero” del Gobierno de Aragón y que “los fondos saldrán del bolsillo de los aragoneses” con Fite o sin él.

Pidió también “soluciones” para que los trabajadores de Motorland Aragón puedan cobrar más “para atraer talento y, sobre todo, para retenerlo”, y emplazó a que Motorland y Technopark se fundan para potenciar sus sinergias.

Fondos públicos

La portavoz manifestó que la aportación de fondos públicos a Motorland Aragón se sitúa ya en los 240 millones de euros, entre construcción de infraestructuras y eventos deportivos, y deseó que las ampliaciones de capital mediante fondos públicos disminuya “lo máximo posible”.

El resto de grupos defendió a capa y espada el papel de Motorland. “Aragón está en el mapa” gracias a un circuito que “sirve para vertebrar el territorio” como “proyecto estratégico de proyección internacional” que es, defendió la portavoz de Ciudadanos, Jara Bernués. La diputada propuso que la sea la Universidad de Zaragoza la que realice ese análisis de retorno que no llegó a aprobarse.

Para Sanz (IU), la situación financiera “histórica” de Motorland “acarrea una inestabilidad” que le impide cumplir “con su función de convertirse en un motor de desarrollo eficaz” para el Bajo Aragón.

Lamentó que no se fomente Technopark en la misma medida que se genera empleo en el sector de la hostelería, y manifestó que son ya 18 las ampliaciones de capital que ha hecho el consejo de administración de Motorland.

Guerrero (PAR) instó a preguntar a comerciantes y hosteleros de Alcañiz la repercusión que La Ciudad del Motor tiene para la zona, y abogó por apostar por proyectos estratégicos en las comarcas de Aragón. “Si no, nos vamos todos a vivir a Madrid y Barcelona”, apostilló.

Isabel Lasobras (CHA) dijo que los controles internos y externos de la gestión de Motorland Aragón son numerosos. Realiza presupuestos y cuentas anuales y hay auditorías del Gobierno de Aragón “sin salvedades”.

Impacto

Marta Prades (Podemos) se mostró favorable a volver a calibrar el impacto de los grandes premios para el territorio porque los estudios que hasta ahora han hecho la Universidad de Zaragoza y la Cámara de Comercio “adolecían de relevantes incorrecciones y sobreestimaron el impacto económico”, según el mismo informe de la Cámara de Cuentas, por lo que Peña propuso hacer “un estudio en serio”.

Más allá del impacto turístico, Prades abogó por “la innovación e investigación” para diferenciar a Motorland Aragón de otros circuitos del mundo, y confió en que el proyecto piloto para probar la eficacia del 5G aplicada a sectores estratégicos funcione en el Technopark.

Juan Carlos Gracia Suso (PP) hizo una defensa a ultranza del proyecto de Motorland, y reprochó a Vox que detrás de su insistencia con este tema está “el interés de su partido”. “Motorland no es un problema para los aragoneses, sino la solución para miles de familias del Bajo Aragón histórico; también para asentar población en el medio rural y para impulsar la actividad económica”, sentenció.

Por último, Leticia Soria (PSOE) redundó en que es un proyecto estratégico al tiempo que defendió el papel de la Cámara de Cuentas como ente fiscalizador de la función pública.

El redactor recomienda