Síguenos

120_-1200x150-remamos-b.gif banner click 120 banner 120

201_embou-1200x150.gif banner click 201 banner 201

El Gobierno de Aragón reitera que el brote de brucelosis detectado en mayo en La Puebla de Valverde está contolado El Gobierno de Aragón reitera que el brote de brucelosis detectado en mayo en La Puebla de Valverde está contolado
Explotación ganadera de ovino en La Puebla de Valverde

El Gobierno de Aragón reitera que el brote de brucelosis detectado en mayo en La Puebla de Valverde está contolado

La orden de sacrificar otras 4.000 cabezas "no supone un foco nuevo", explica

La Dirección General de Calidad y Seguridad Alimentaria del Gobierno de Aragón insistió ayer en que el brote de brucelosis ovina detectado el pasado mes de mayo en una explotación de ovino-caprino de La Puebla de Valverde está controlado y que la orden de sacrificar otras 4.000 cabezas de dos rebaños no supone la aparición de un foco nuevo, sino que es el resultado del seguimiento de los controles aplicados tras la aparición de los primeros casos sobre las explotaciones del entorno y que conllevan la realización de sucesivos análisis. En el caso de los rebaños que ahora se ha ordenado sacrificar, en un primer test no se detectaron animales infectados pero, dado que los resultados arrojaban dudas, se realizaron nuevos controles serológicos en los que sí se identificó brucelosis.

Fuentes del Departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiental del Gobierno de Aragón recordaron que el pasado 17 de mayo se detectó un caso de brucelosis (Brucella melitensis) en una explotación de ovino- caprino de La Puebla de Valverde, en el marco del Programa Nacional de Vigilancia de la enfermedad. Para confirmar los casos, es necesario además realizar la necropsia y el correspondiente cultivo para observar si e existe crecimiento microbiológico.

Una vez constatada la presencia de la enfermedad, el 31 de mayo se procedió al sacrificio de 4.000 animales, tal y como establece la normativa comunitaria, en cuatro rebaños (con siete titularidades), tres de ellos en La Puebla de Valverde y uno en Sarrión. Asimismo, se estableció un radio de control de 15 kilómetros a la redonda en el que se han chequeado 158 explotaciones y 46.615 animales y se aplicaron restricciones de movimientos de animales en las explotaciones relacionadas epidemiológicamente.

Chequeos

En estos chequeos posteriores, dos rebaños de la Puebla de Valverde resultaron positivos. Hasta confirmarlo, y dado el perjuicio que supone para el ganadero el total sacrificio de la explotación, es necesario realizar hasta dos test serológicos con resultado positivo y ser contrastados con la correspondiente necropsia y cultivo. El resultado, por tanto, no es inmediato y fue el 9 de julio cuando se comunicó a los afectados el sacrificio de 4.000 ovejas de dos rebaños de La Puebla de Valverde.

Según el Ejecutivo autonómico, “estos dos rebaños positivos no son un foco nuevo, es el resultado del seguimiento de los controles realizados en rebaños que en un primer momento no dieron animales positivos”, pero a los que, ante las dudas que arrojaban los resultados, se decidió realizar nuevos controles serológicos.

La Dirección General de Calidad y Seguridad Alimentaria insistió en que el foco está controlado. Prueba de ello es que el pasado 13 de julio tuvo lugar una reunión con el Ministerio de Agricultura en la que se presentó toda la documentación relativa al brote para mantener la categoría de indemne a la brucelosis.

“El que hace un año se declarase Aragón libre de brucelosis nos ha permitido en 2020 llegar a países emergentes de alto poder adquisitivo como los  árabes, donde ha aumentado la exportación un 40% de media y hasta un 80% en países como Arabia Saudí o Kuwait”, indicaron.

En Aragón hay 1,6 millones de cabezas de ovino y en Teruel se concentran unos 500.000. La DGA confía en mantener para toda la comunidad la categoría de indemne, de la que no obstante es posible excluir a provincias concretas.

El redactor recomienda