Síguenos

416_diariodeteruel-web-banner1200x120-vacunacion2022.png banner click 416 banner 416

La empresa Sceye, dedicada a ensamblar y operar aeronaves estratosféricas, tendrá su sede europea en el Aeropuerto de Teruel y creará 135 empleos La empresa Sceye, dedicada a ensamblar y operar aeronaves estratosféricas, tendrá su sede europea en el Aeropuerto de Teruel y creará 135 empleos
Imagen de una de las naves que puede verse en la web de la empresa

La empresa Sceye, dedicada a ensamblar y operar aeronaves estratosféricas, tendrá su sede europea en el Aeropuerto de Teruel y creará 135 empleos

Estas naves dan servicios como internet a zonas de difícil cobertura, servicios de imagen y telecomunicaciones, monitorización del clima, control de incendios o tráficos marítimos.
banner click 244 banner 244

La empresa Sceye, fabricante de Estaciones en Plataformas de Gran Altitud (HAPS, por sus siglas en inglés), construirá en Teruel su base europea de vuelos estratosféricos de observación de la Tierra y telecomunicaciones que comenzarán a operar a finales de 2024 con una inversión inicial de 35 millones de euros y la previsión de crear 135 empleos directos y 540 indirectos.

La empresa, con matriz en Suiza y centro de ingeniería, producción y operaciones en Roswell (Nuevo México, EE.UU), se ubicará en la Plataforma Aeroportuaria Teruel (Platea) y las instalaciones incluirán un hangar y nave de producción y una plataforma de operaciones de despegue con una inversión inicial que incluye el equipamiento necesario para construir y operar los HAPS.

Las actividades de fabricación y operación de estas aeronaves generarán 135 empleados directos cuando el hangar esté en pleno funcionamiento, además de otros 540 empleos indirectos.

Así lo han anunciado en Teruel el consejero delegado y fundador de Sceye, Mikkel Vestergaard, y el presidente de Aragón, Javier Lambán, quien ha destacado que esta inversión, unida a las de las empresas PDL Space y Elson Space Engineering, hacen de Teruel una referencia como ecosistema aeronáutico y espacial de vanguardia tecnológica y la sitúan, junto con el Observatorio Astrofísico de Javalambre, en "óptimas condiciones" para ser la ciudad elegida para albergar la Agencia Espacial Española.

Según ha explicado Vestergaard, ya en 2019 visitaron el aeropuerto de Teruel al saber de sus capacidades por la Agencia Espacial Europea y optaron por este emplazamiento por las ventajas de su localización, en el hemisferio Norte, cerca del Mediterráneo y en una latitud en el entorno del paralelo 40 grados, con unas características climáticas muy favorables en las operaciones de despegue, por sus vientos relativamente suaves, además de un entorno político muy favorable y predispuesto.

Ha precisado que las aeronaves HAPS de Sceye en la estratosfera, a entre 18 y 20 kilómetros de altitud, les permiten permanecer en una posición geoestacionaria, algo que solo pueden hacer satélites a 36.000 km de distancia, y desarrollar servicios de altísima definición.

Desde esta posición, pueden proporcionar conectividad de banda ancha inalámbrica en áreas sin cobertura, monitorizar la calidad del aire y las emisiones de gases de efecto invernadero, detectar incendios forestales, realizar servicios de mapeo y topografía, control del tráfico marítimo y de la pesca ilegal, entre otras utilidades.

El presidente de Aragón -tercero por la izquierda- ha presentado el proyecto en Teruel



El primer ejecutivo de Sceye ha resaltado la oportunidad que representa esta inversión para la compañía y poder contribuir al desarrollo de un ecosistema aeroespacial en la región y ayudar a atraer a otras grandes compañías con igual o mejor tecnología innovadora.

En la reunión en Teruel ha participado también el vicepresidente de Desarrollo de Negocio para Europa de la compañía, Alfredo Serrano, quien ha concretado que el objetivo en las instalaciones turolenses es ensamblar la aeronaves e integrar los equipos electrónicos para dar servicios determinados, desde telecomunicaciones a imagen, así como operar los vuelos y monitorizar las naves desde un centro de control.

"Teruel va a ser el primer estratopuerto de España y uno de los primeros de Europa", ha remarcado Lambán, quien ha insistido en que la decisión de la empresa significa “reforzar de manera definitiva a Teruel como ecosistema aeronáutico y espacial de nivel europeo” y abrir una posibilidades en este sector “incalculables”, más allá de la importancia del número de empleos cualificados que generará, 675.

También ha tomado parte en el encuentro las consejeras de Economía y de Presidencia, Marta Gastón y Mayte Pérez, quienes han señalado que se destinarán ayudas del INAEM para la formación en los empleos de alta cualificación que necesitará la empresa y del Fondo de Inversiones de Teruel de 2021 para la inversión un vez se cierren las licitaciones pertinentes.

En materia de formación, Pérez ha recordado que existe un doble grado de Ingeniería en la escuela Politécnica y que el Gobierno ya puso en marcha el título de FP de mantenimiento aeronáutico, un ciclo que puede tener especializaciones, y, en todo caso, este proyecto es una oportunidad para ir adaptando la oferta formativa en el sector, ya sean de formación profesional o universitarios.

Según ha informado el Gobierno de Aragón, de los 135 empleos directos especializados en los campos de ingeniería aeronáutica, fabricación, meteorología, tecnologías de la información y desarrollo de software, 45 se generarán ya en el primer año de operación de la empresa en Teruel.

Las nuevas instalaciones de la compañía albergarán la ingeniería especializada, producción y operaciones de vuelo necesarias para proporcionar servicios comerciales en Europa Mediterránea, Oriente Medio y África. 

El redactor recomienda