Síguenos

409_1200x150-azafran.gif banner click 409 banner 409

Los fiscales reclaman una mayor atención con los delitos contra el medio ambiente con un aumento de medios para combatirlos Los fiscales reclaman una mayor atención con los delitos contra el medio ambiente con un aumento de medios para combatirlos
Antonio Vercher, en primer término, durante una intervención desde el público al final del seminario de la Fiscalía de Sala

Los fiscales reclaman una mayor atención con los delitos contra el medio ambiente con un aumento de medios para combatirlos

Vercher asegura que la modificación de la directiva europea requerirá más medios y sensibilidad
banner click 244 banner 244

Los fiscales de Medio Ambiente echan en falta una mayor consideración y atención hacia este tipo de delitos, ligado a un incremento de los medios para hacer frente a los mismos. Así se desprendió este martes de la segunda y última jornada del seminario que la Fiscalía de Sala de Medio Ambiente y Urbanismo de la Fiscalía General del Estado ha celebrado en Teruel para coordinar las acciones que lleva a cabo en todas las provincias. El fiscal de sala, Antonio Vercher, consideró que la modificación de la directiva europea que pretende reforzar mediante el Derecho penal la protección del medio ambiente va a ser “muy buena”, pero requerirá de más medios y también de una mayor sensibilidad en todos los ámbitos.

Una mesa en la que intervinieron entre otros un representa de la ONG WWF España clausuró ayer el seminario que, durante dos días, los fiscales de Medio Ambiente de todo el país han celebrado en el salón de actos de la Delegación Territorial del Gobierno de Aragón para definir criterios comunes de la acción del ministerio público en materia medioambiental y de urbanismo.

En las últimas intervenciones se puso de manifiesto que el medio ambiente, en lo que a responsabilidad social e institucional se refiere, todavía requiere de una mayor sensibilización a la hora de reconocer como delitos determinadas acciones.

Peligros

El técnico del área de conservación de especies de WWF España, Carlos Cano, que habló entre otras cuestiones del peligro que siguen suponiendo los tendidos eléctricos para la avifauna, apuntó que era difícil avanzar en esta materia con las compañías porque daba la impresión de que las mismas tienen cierto predicamento ante las instituciones.

El propio fiscal de sala, Antonio Vercher, apuntó en el turno de intervenciones del público que se habían encontrado con reticencias a la acción de la Fiscalía de Medio Ambiente en lo Contencioso-Administrativo, si bien al terminar el seminario eludió extenderse sobre esta cuestión a preguntas de la prensa.

En respuesta al interés mostrado por los periodistas sobre este aspecto, Vercher dijo que la judicatura “no cuestiona nada” a la Fiscalía, pero sí apuntó que tanto el Supremo como la Audiencia Nacional habían negado la legitimidad fiscal en cuestiones medioambientales, lo que calificó de “incomprensible”, en asuntos sobre los que el Constitucional después sí se ha pronunciado que se habían hecho mal las cosas, pero que cuando ellos quisieron intervenir se lo negaron.

Bruselas

La propuesta de nueva legislación de la UE lanzada a mediados del mes pasado desde Bruselas para combatir la delincuencia medioambiental, y de la que se ha hablado en el seminario, puede ser una vía para atajar estas situaciones y poder hacer más eficaz la protección del medio ambiente en el marco del Pacto Verde Europeo, obligando a los países miembros a adoptar medidas en Derecho penal. La propuesta es para modificar la directiva europea que hay de 2008, que debe transponerse a la legislación de cada Estado.

Vercher opinó que esa directiva va a ser “muy buena” porque “es para bien”, pero señaló que requerirá “meter más fiscales” y recursos de todo tipo para la protección del medio ambiente desde el Derecho penal.

El fiscal de sala no pudo extenderse más con los periodistas porque tenía que salir de viaje nada más concluir el seminario, cuyas jornadas calificó de “fantásticas”, al igual que el trato de las autoridades por el apoyo que habían dado. “Ha sido impecable a todos los niveles”, dijo Vercher, quien señaló que con lo abordado durante estos dos días deberán hacerse unas conclusiones que se enviarán a todos los delegados de Medio Ambiente de las fiscalías provinciales.

Fiscalía de Teruel

El fiscal de Medio Ambiente de Teruel, Jorge Moradell, comentó que las conclusiones que se elaboren a partir de las aportaciones del seminario podrán formar parte de una instrucción o circular interna en aquellas cuestiones que requieran de una unidad de acción similar en todos los sitios por parte de la Fiscalía de Medio Ambiente.

En cuanto a la mayor atención que requiere esta especialidad en todos los ámbitos, Moradell reconoció que tal vez pueda existir una “cierta desazón” porque cuesta hacer ver la gravedad de los delitos medioambientales, como pasaba antaño con otro tipo de delitos que hoy son judicializados debidamente.

Opinó en cualquier caso que el mayor reto es equiparar España con Europa en lo que son plantillas y medios, y abogó por la necesidad de poder disponer de un auxilio pericial de carácter forense, ya que solo cuentan en Medio Ambiente con una unidad central, que requeriría poder replicarla a nivel de las comunidades autónomas.

“Esto tiene que tener un despliegue todavía mucho más importante de lo que hoy tiene”, dijo Moradell, con más medios, más recursos, más concienciación y más sensibilización de todos.

Medicina Legal

Abogó por que, igual que sucede con los Institutos de Medicina Legal, debería haber un Instituto Ambiental Forense al que poder acudir, que confió en que acabará existiendo. Consideró que ahora que hay una Fiscalía Europea y que existe cierta delincuencia ambiental con vocación transnacional, podría impulsarse también algún tipo de instituto ambiental a todos los niveles, desde europeo, estatal a autonómico, que permitiesen asesorar, valorar los daños, la causalidad y los riesgos existentes.

Además, Moradell insistió en la importancia de reforzar la preparación en todos los ámbitos, incrementando la interactuación que ya existe con otras instituciones, pero mejorándola a nivel de agentes y fuerzas de seguridad del Estado, agentes forestales, técnicos de medio ambiente de las confederaciones hidrográficas, y también las patrullas verdes que desde las policías locales se están impulsando en algunas ciudades.

El fiscal delegado de  Medio Ambiente de Teruel opinó que todo esto deberá implementarse como consecuencia del Pacto Verde Europeo, ajustando los medios de estas fiscalías especializadas a las exigencias que desde las instituciones europeas se planteen para velar por el medio ambiente.

El redactor recomienda